Un monitor con información bursátil en el parqué de la Bolsa de Nueva York (NYSE) en Nueva York, Estados Unidos, el lunes 27 de junio de 2022.
Tiempo de lectura: 6 minutos

Bloomberg Opinión — Desde que la influencer de las redes sociales Kyla Scanlon acuñó el término “vibecession” ha recibido todo tipo de comentarios de usuarios de TikTok y de economistas. Me senté con ella para conversar sobre algoritmos, mercados y mucho más en Twitter Spaces. La siguiente es una transcripción editada de nuestra conversación.

Conor Sen: Conocí tu trabajo en abril de 2021 cuando hiciste tu vídeo viral sobre la madera. La forma en que produces contenidos relacionados con los mercados y la economía es realmente inteligente y no creo que nadie más haga lo que tú haces. Tengo curiosidad por saber cómo llegaste a hacerlo y si sentías que los medios tradicionales tenían alguna carencia.

PUBLICIDAD

Kyla Scanlon: Empecé a hacer TikToks alrededor de diciembre de 2020, justo cuando GameStop comenzó a suceder. Acababa de dejar mi trabajo en Capital Group, por lo que ya no estaba en régimen de cumplimiento. Los mercados estaban tan locos entonces que era casi imposible no hacer contenidos así. Más allá del vídeo, llevo unos seis años escribiendo en Internet. Empecé en la universidad y tenía un blog llamado “Scanlon on Stocks”.

CS: Cuando investigas para que se te ocurran cosas de qué hablar, ¿Sólo observas los datos tradicionales y haces TikToks?

PUBLICIDAD

KS: Incluyo muchos datos en mi TikTok, pero algunos de ellos se basan en los comentarios. Cuando empecé a pensar en lo que era una vibecession, acababa de publicar este vídeo diciendo que no estábamos en recesión y me estaban comiendo viva en los comentarios. Me dije a mí misma, “esto es como lo más raro que he visto”. Así que publiqué otro artículo preguntando si necesitábamos una recesión. Recibí más comentarios al respecto, lo que dio forma a esta idea de vibecession en la que, si miras los datos, no es genial, pero tampoco es terrible, pero la gente se siente tremendamente mal. A mucha gente le gusta pensar en términos binarios: Las cosas están mal y ya está. Pero sería ridículo decir que las cosas no son difíciles para la gente ahora mismo. No estoy diciendo que no sea malo. Sólo digo que la forma en que la gente se siente al respecto puede empeorar las cosas.

CS: Lo que me parece interesante es que cuando dijiste que no estamos en recesión, recibiste una respuesta negativa contra eso. Y luego, cuando escribiste el artículo sobre vibecession y, reconociste lo que la gente sentía. Y sin embargo, la gente parecía odiar eso también. ¿A qué crees que se debe esto?

PUBLICIDAD

KS: Personalmente, el artículo sobre vibecession fue una experiencia muy dura. Me amenazaron de muerte. Nunca había pasado por algo así. Creo que la gente lo miraba desde un nivel superficial y pensaba: “Dios mío, esta persona no reconoce mi realidad”. Creo que es una respuesta totalmente justa si sientes que tu experiencia está siendo reducida. Mi teoría es que a la gente no le gusta que le digan cómo se siente. Si empiezas a decirle a la gente que su “experiencia vivida” puede no ser lo que pensaban que era, eso puede provocar un poco de ira.

CS: Creo que cuando escribí mi artículo y cité el tuyo, intentaba pasar por lo mismo: estamos añadiendo todos estos puestos de trabajo ... ¿Cómo puede la gente sentirse tan negativa? Desde febrero, hemos añadido un montón de puestos de trabajo, pero el nivel general de ingresos reales que la gente se lleva a casa ha bajado.

PUBLICIDAD
Como en anteriores recesiones económicas, los salarios reales disminuyendfd

Creo que tanto tú como yo estamos de acuerdo en que “recesión” no es el término adecuado y quizá a algunos no les guste el término “vibecession”, pero necesitamos una palabra generalmente aceptada para describir este entorno.

KS: La gente no percibe la economía en términos de crecimiento del PIB. La experimenta en términos de precios de la gasolina y de los alimentos. Así que si se empieza a ver una disminución de los mismos, creo que la gente acabará sintiéndose un poco mejor. Pero al margen, no sé si ha cambiado mucho. Todavía hay mucha incertidumbre.

PUBLICIDAD

CS: ¿Qué haría que la gente se sintiera mejor? ¿Hay ciertas cosas que se buscan en TikTok que sugieran que las cosas han mejorado?

KS: El barómetro de cómo se siente la gente en mi pequeña burbuja es mi sección de comentarios. Aunque hablamos de que las cosas han mejorado (al menos en las últimas semanas), el sentimiento en los comentarios no ha mejorado en absoluto. Hay mucha confusión en torno a lo que está haciendo la Fed. Cuando tengamos la próxima reunión en septiembre, será interesante ver cómo responde la gente.

PUBLICIDAD

CS: Estás entre la generación Z y la milenaria de una manera que nadie más lo hace. ¿Crees que la Generación Z ve los mercados y tal vez la economía de forma más amplia o diferente que la gente, digamos, de mi edad?

KS: No sé si es realmente una cuestión de grupo de edad. Definitivamente creo que hay un elemento de “nihilismo financiero” en el que es como “No voy a ahorrar para el futuro porque quién sabe (qué suceda), ¿verdad?”. Eso da forma a muchos patrones de gasto. Y cuando les digo a mis amigos que me gusta el mercado de valores, dicen: “eso no es real”.

PUBLICIDAD

CS: Cuando tenía veintitantos años, era la burbuja de las hipotecas de alto riesgo y la gente se iba a Las Vegas y luego la guerra de Irak. La gente era bastante nihilista, sentía que “esta economía es una broma, todo es falso”. Me pregunto si los últimos 20 años han sido extraños, o tal vez siempre ha sido así, y simplemente tenemos diferentes temas y características que dan forma a este cinismo e incertidumbre.

KS: Estoy segura de que siempre ha sido así. Puedes leer la literatura y ver que todo el mundo siempre se ha sentido bastante mal. Las redes sociales han empeorado muchas cosas porque nuestros cerebros no están hechos para consumir tanta información.

CS: En general, no es útil que todo el mundo piense en el estado de la economía y los mercados de la misma manera que lo hace con sus equipos deportivos favoritos. La negatividad puede desbordar tu punto de vista sobre las personas: ¿Vamos a caer en una recesión?

KS: Las reuniones de la Fed son ahora como una fiesta del Super Bowl. Si observas su línea de tiempo, la gente está diciendo cosas como “el mercado va a estar súper agitado” o “Prepárense todos. Va a ser una locura”. Es interesante que la impresión del IPC y el debate de la Reserva Federal sobre la política monetaria puedan ser tan emocionantes.

CS: Estás tratando de ayudar a la gente a navegar por este mundo aterrador y confuso y por estos algoritmos que tratan de volvernos negativos. Como optimista, ¿qué cree que podemos hacer para combatir la negatividad?

KS: Lo más importante es explicar las cosas de una manera realmente accesible, utilizando al mismo tiempo los datos y reconociendo también la experiencia humana de los mismos. La razón por la que no nos gusta la inflación es porque provoca incertidumbre. Si se explican las cosas de forma entretenida, la gente se sentirá un poco mejor. El hipersensacionalismo y el catastrofismo son recompensados por los algoritmos. Y a nuestros pequeños cerebros les encantan las malas noticias. Así que hay que luchar contra esas dos fuerzas. Mucha gente entró en el mercado en 2020 cuando la expectativa era que las cosas subirían para siempre. Pero está bien que las cosas no suban todo el tiempo. De hecho, podría ser bueno tomarse un descanso.

Esta nota no refleja necesariamente la opinión del consejo editorial o de Bloomberg LP y sus propietarios.