Asia

Goldman Sachs y Nomura recortan previsiones de PIB de China: las razones

El primero redujo sus previsiones de 3,3% a 3%, mientras que el segundo lo hizo a 2,8%

Un peatón cruza una carretera en Pekín, China, el lunes 30 de mayo de 2022.
Por Bloomberg News
18 de agosto, 2022 | 09:29 AM
Tiempo de lectura: 2 minutos
Últimascotizaciones

Bloomberg — Goldman Sachs Group Inc. (GS) y Nomura Holdings Inc. (NMR) rebajaron aún más sus previsiones de crecimiento económico de China. La escasez de suministro de energía está añadiendo más incertidumbre a las perspectivas del país asiático.

En el caso de Goldman Sachs, la previsión de crecimiento del producto interior bruto (PIB) se redujo del 3,3% al 3%, alegando que los datos económicos de julio eran más débiles de lo previsto y las limitaciones energéticas a corto plazo. Nomura, en tanto, redujo su previsión del 3,3% al 2,8%.

Caída del crecimiento
El crecimiento del PIB chino se ralentiza hasta el 3,8% en 2022
Blanco: Tasa de crecimiento del PIB, Azul: Previsióndfd

La desaceleración de China se volvió más pronunciada en julio, a medida que el empeoramiento de la crisis inmobiliaria y los confinamientos por Covid-19 siguieron frenando la actividad empresarial y de consumo. El banco central (PBOC, por sus siglas en inglés) recortó inesperadamente las tasas de interés esta semana para ayudar a impulsar el crecimiento, mientras que los gobiernos locales se disponen a vender más bonos para aumentar el gasto.

PUBLICIDAD

Los economistas se han tornado más pesimistas en cuanto a las perspectivas de crecimiento. Llevan meses pronosticando que el gobierno no alcanzará su ambicioso objetivo de crecimiento de alrededor del 5,5%. El consenso en una encuesta de Bloomberg entre economistas es del 3,8%. Los altos funcionarios chinos han restado importancia al objetivo recientemente, y han reconocido en privado que es poco probable que se cumpla este año.

Los datos de julio, junto con la débil inflación y el lento crecimiento del crédito, “confirmaron la falta de demanda interna”, escribieron el miércoles los economistas de Goldman dirigidos por Hui Shan en un informe a los clientes. Añadieron que los casos de Covid-19 están aumentando, el suministro de energía está bajo estrés debido al caluroso verano y es poco probable que se produzcan nuevos estímulos importantes.

Los economistas de Nomura señalaron que la situación del Covid-19 ha empeorado recientemente, y los datos de actividad de agosto podrían ser incluso peores que los de julio debido al creciente número de confinamientos. La actual ola de calor también podría afectar al crecimiento, según la agencia.

PUBLICIDAD

Es probable que Pekín haga más para detener la desaceleración, pero el despliegue de un amplio paquete de estímulo es de baja probabilidad en un año de remodelación del gobierno, mientras que la necesidad de mantener (la política de) Cero Covid-19 hace que las medidas de estímulo convencionales sean mucho menos eficaces”, escribieron el jueves en una nota los economistas de Nomura, entre ellos Lu Ting.

Hay otros economistas que también han recortado sus previsiones para China esta semana. Los analistas de ING Groep NV (ING) y TD Securities Inc (TD) rebajaron sus proyecciones del PIB para todo el año al 4% y al 2,9%, respectivamente.

Goldman dijo que el cambio en su previsión implica que el PIB para el tercer trimestre probablemente crecerá un 3,5% interanual, por debajo de una proyección anterior del 4,3%, mientras que el crecimiento del cuarto trimestre se reduciría al 3,3% desde el 3,8% anterior.

Los economistas de Nomura consideran que el PIB crecerá un 2,9% respecto a hace un año este trimestre y un 3,3% el próximo.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD