Mercados

Mercado mundial atento a pronósticos de producción de maíz y soja de EE.UU.

Docenas de compradores de grano y comerciantes de materias primas realizan una gira de varios días para ver los cultivos de primera mano

Cosecha de trigo en Culver, Kansas, Estados Unidos, el miércoles 29 de junio de 2022.
Por Tarso Veloso y Kim Chipman
22 de agosto, 2022 | 02:40 PM

Bloomberg — Agricultores de Ohio a Dakota del Sur se aproximan a la recta final de una de las temporadas de cultivo más difíciles de la historia, con el mundo a la espera de ver si Estados Unidos puede producir suficiente maíz y soja para reactivar los suministros disminuidos por la guerra, el calor y la sequía.

Una gira de cultivos de la industria, muy vigilada, intentará averiguarlo esta semana, cuando docenas de agricultores compradores de grano y comerciantes de materias primas salgan a los campos para ver de primera mano las plantas que se utilizan para la alimentación del ganado, los alimentos y el combustible.

El futuro flujo de las exportaciones del Mar Negro sigue siendo incierto y los cultivos europeos están estresados por las altas temperaturas, lo que deja en manos de América del Norte la tarea de reponer las reservas para el próximo semestre hasta que se disponga de suministros de productores como Brasil y Argentina. La cuestión principal para los exploradores es si las buenas zonas del Cinturón del Maíz de EE.UU. pueden superar una serie de problemas agrícolas esta temporada.

PUBLICIDAD

“Estaré atento a la cantidad de maíz seco que hay y a si el estrés por el calor y la sequía de los que tanto se habla está realmente haciendo mella”, dijo Nathan Serbus, un agricultor de Minnesota y explorador de cultivos en el tramo occidental de la gira de cuatro días de Pro Farmer que comenzó el lunes.

Producción total de maíz y soja en miles de toneladas métricasdfd

Tras una jornada completa de medición de plantas, el lunes por la tarde se publicarán estimaciones de maíz y soja para Dakota del Sur y Ohio. Más adelante en la semana evaluarán Nebraska, Illinois, Indiana, Iowa y partes de Minnesota.

La magnitud de las cosechas en EE.UU. (el principal productor de maíz y el segundo de soja) definirá los precios durante meses, hasta que se conozcan mejor las exportaciones del centro comercial del Mar Negro, devastado por la guerra, y las perspectivas de las cosechas sudamericanas que pronto comenzarán a plantarse. Hasta ahora, el clima errático en todo EE.UU. ha dificultado mucho la tarea de pronosticar la cosecha. Se espera que los rendimientos sean buenos, pero no tan altos como prevé el USDA. Con las bajas existencias, el tamaño de la cosecha es realmente importante.

PUBLICIDAD

Dado que Europa se ha visto afectada por las olas de calor y que la siembra en Argentina probablemente se ha retrasado por la sequía, el tamaño de las cosechas de Norteamérica determinará el suministro mundial hasta bien entrado el próximo año. En un año plagado de inflación galopante, alta volatilidad y escasez de alimentos, los agricultores se enfrentan a una inmensa presión.

“Ha habido tanto calor y extremos en esta temporada de cultivo, que no creo que se haya acabado la historia sobre la posible disminución de los rendimientos”, dijo Kevin McNew, economista jefe de la empresa de tecnología agrícola Farmers Business Network.

Al igual que el año pasado, el Cinturón Agrícola de EE.UU. está luchando con zonas de fuerte sequía al oeste del río Misisipi. La parte oriental también se ha visto afectada, incluidos los estados más productivos como Iowa e Illinois, aunque no de forma tan generalizada o grave.

Otro factor que complica la situación es el exceso de lluvia primaveral que retrasó la siembra en todo el Medio Oeste, poniendo en riesgo las próximas cosechas. Las previsiones del mercado son muy variadas, pero la única constante es que habrá variaciones.

La gira de la cosecha se produce tras las nuevas estimaciones del Departamento de Agricultura de EE.UU. (USDA por sus sigla en inglés), que prevén una producción media de maíz.

Además de las inundaciones en algunas regiones, que han llevado a algunos agricultores a cambiar de cultivo, como la soja, o a dejar los campos vacíos y solicitar una indemnización del seguro, algunos cultivadores han reducido su superficie este año debido a los precios récord de los fertilizantes. El USDA considera que la cosecha de soja de este año, que suele recibir sólo una cuarta parte de los fertilizantes que recibe el maíz, es la mayor de la historia.

PUBLICIDAD

Pero el retraso en la siembra significa que tanto el maíz como la soja son más vulnerables a los fenómenos meteorológicos del final de la temporada, incluidas las heladas, que aún podrían reducir la producción.

Existencias totales previstas en EE.UU. al final de la campañadfd

“Estamos escuchando informes de calificación de la condición dramáticamente mixtos por parte de los agricultores, lo que añade más dificultad al cálculo de las estimaciones de rendimiento”, dijo Jacqueline Holland, analista de Farm Futures.

La soja, en particular, está en riesgo, ya que los cultivos utilizados para elaborar una amplia gama de alimentos, así como biocombustibles respetuosos del clima, se encuentran todavía en un estado de desarrollo crítico. “Con los retrasos en la siembra de esta primavera, todavía hay tiempo para que parte de la cosecha de soja se haga (o se pierda) en las próximas dos semanas”, dijo Holland.

PUBLICIDAD

La sequedad más severa en la parte occidental del Cinturón del Maíz ha hecho que los precios locales del grano se disparen por encima de los futuros de Chicago, que han bajado cerca de un 20% en los últimos tres meses, ya que Ucrania ha podido sacar sus exportaciones del Mar Negro tras meses de bloqueo por el ataque de Rusia al principal proveedor mundial de cereales y aceite vegetal.

En general, la producción nacional de maíz y soja no será tan grande como se prevé en EE.UU., según Ben Buckner, analista de cereales de AgResource Co. con sede en Chicago.

PUBLICIDAD

El potencial de rendimiento de los cultivos sigue siendo “muy variable”, dijo.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD