Chile

Halloween 2022 en Chile: cuándo se celebra y por qué coincide con un feriado

La Noche de Brujas coincide este año con un feriado XL, lo que les permitirá a los fanáticos divertirse hasta altas horas de la madrugada

Los festejos por Halloween cada vez tienen más adeptos en Chile
25 de septiembre, 2022 | 08:00 AM

Bloomberg Línea — Al igual que viene sucediendo en toda América Latina, en Chile Halloween viene ganando adeptos en distintas franjas etarias: tantos los niños, que aprovechan la efeméride para disfrazarse y pedir golosinas, como para los adultos, que también se visten como personajes de terror y salen a fiestas nocturnas con amigos.

Y tras los confinamientos de 2020 y los festejos con cautela de 2021, todo está listo para que en 2022 la tradicional Noche de Brujas siga creciendo en popularidad. Además, en esta ocasión habrá un aliciente: el festejo coincide con un fin de semana extra largo.

¿Qué día se celebra?

Al igual que todos los años, la noche de Halloween se festeja el 31 de octubre, que en esta oportunidad cae un día lunes. Sin embargo, esto último no aminorará los festejos, ya que coincide con el feriado religioso de las Iglesias Evangélicas y Protestantes.

PUBLICIDAD

Y al otro día, es decir, el martes 1° de noviembre, se conmemora el Día de Todos los Santos, que también es feriado.

Fuente: Feriados.cldfd

Posiblemente, este feriado doble, que llega después de un sábado y un domingo, y las ansias de niños y jóvenes por sumarse a la tradicional celebración anglosajona que se fue expandiendo por el mundo, harán que Halloween 2022 sea un éxito comercial, tanto para los negocios de retail como para los bares que apunten a la temática.

¿Por qué se celebra Halloween?

Según un artículo de National Geographic, los orígenes de Halloween se remontan a hace más de 3.000 años, cuando los pueblos celtas de Europa celebraban su año nuevo, llamado Samhain, en una fecha que hoy coincidirá con el 1° de noviembre.

PUBLICIDAD

En la víspera de este festival se creía que los espíritus caminaban por la Tierra mientras viajaban al más allá, junto con otras criaturas, como hadas y demonios. Este ritual servía para despedir a Lugh, el dios del Sol, y dar la bienvenida a las noches cortas y frías que traía consigo el otoño.

Los primeros en llevar esta tradición del otro lado del Atlántico fueron los inmigrantes irlandeses que llegaron a Estados Unidos en la época de la Gran Hambruna Irlandesa. Posteriormente, la magia del cine y la televisión permitió la internacionalización y globalización del fenómeno.

PUBLICIDAD