Negocios

Crédito Real extingue pasivos con Nafin en medio de la controversia sobre su liquidación

Nacional Financiera es la quinta institución financiera con la que Crédito Real realiza acuerdos para extinguir sus pasivos

Hasta inicios de agosto, Crédito Real reconocía mantener pasivos por poco más de US$2.500 millones, de los cuales US$615 millones corresponden a créditos con instituciones financieras
26 de septiembre, 2022 | 04:00 AM

Ciudad de México — Crédito Real acordó la extinción de sus pasivos con Nacional Financiera (Nafin), una institución de la banca de desarrollo del Gobierno de México. La financiera no bancaria debía hasta diciembre de 2020, la información pública más reciente, poco más de MXN$2.400 millones (US$119 millones).

El acuerdo alcanzado con Nafin fue ratificado por un juzgado civil en la Ciudad de México el 20 de septiembre, informó Crédito Real en un comunicado distribuido en la Bolsa Mexicana de Valores. Los detalles del acuerdo no fueron dados a conocer.

Nafin es la quinta institución financiera con la que Crédito Real realiza acuerdos para extinguir sus pasivos, en medio de su liquidación. Antes lo hizo con Banorte, BBVA México, Santander y Scotiabank. Crédito Real no ha establecido acuerdos con sus tenedores de bonos, algunos de los cuales temen una disipación de activos.

PUBLICIDAD

Hasta inicios de agosto, Crédito Real reconocía mantener pasivos por poco más de US$2.500 millones, de los cuales US$615 millones corresponden a créditos con instituciones financieras y el resto a notas no garantizadas.

La finalización del pasivo con Nafin se dio en medio de otro proceso legal que busca echar abajo la declaratoria de liquidación de Crédito Real. Actualmente existe una controversia sobre el estatus de la liquidación en medio de este proceso legal.

Abogados de Crédito Real defienden que el proceso de liquidación continúa, a pesar del juicio de apelación, por lo que la empresa puede continuar estableciendo acuerdos con sus acreedores bancarios.

PUBLICIDAD

Mientras que fuentes cercanas a algunos acreedores han señalado a Bloomberg Línea que el inicio del juicio vino acompañado de la pausa de la liquidación, por lo que la empresa no podría continuar estableciendo acuerdos.

Esta controversia será incluso el tema central de los juicios que mantienen Crédito Real y un grupo de acreedores en la Corte de Bancarrota de Delaware. Expertos legales mexicanos expondrán sus visiones ante el juez John T. Dorsey.

José Ramón Cossío, anterior ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de México, será uno de los testigos que presentarán abogados de Crédito Real en Delaware, de acuerdo con documentos del juicio.

Sin riesgo

A propósito del pago de Crédito Real a cinco de 14 instituciones financieras, Fitch Ratings dijo que la exposición de las financieras no bancarias en los bancos comerciales no es significativa y es menos sensible a la confianza de los inversionistas.

“Se espera que los bancos más grandes manejen de manera efectiva esta exposición sin cambiar sustancialmente sus perfiles crediticios y métricas financieras, debido a sus sólidos perfiles comerciales y financieros”, mencionó la calificadora en una nota.

Particularmente, con el default de Crédito Real, registrado el 9 de febrero, los estrategas de la agencia calificadora detallaron que los bancos adoptaron posturas más conservadoras y, con ello, continuarán otorgando líneas de crédito a las instrucciones financieras no bancarias, pero enfrentando estándares conservadores con márgenes altos yo garantías más altas.

“Las instituciones financieras no bancarias mejor posicionadas para capear este entorno son aquellas con diferenciales de tasas de interés relativamente más altos que pueden absorber un mayor costo de financiamiento”.

PUBLICIDAD