Panamá

Panamá apunta hacia la pesca responsable tras discrepancia en datos pesqueros

A principios de este año Global Fishing Watch reinstauró su programa de capacitación presencial luego de casi dos años de suspensión, debido al Covid-19, lo que permitió que un equipo de expertos visitara Panamá

El buque fue sancionado en dos ocasiones por no respetar normas pesqueras y dejar de emitir su señal satelital
03 de octubre, 2022 | 04:43 AM

Ciudad de Panamá — Como líder del abanderamiento de naves, con unos 8 mil 553 barcos en su registro, Panamá se une al Global Fishing Watch para fortalecer el uso de la tecnología en apoyo de la gestión responsable de los océanos.

La falta de información disponible sobre la actividad pesquera regional y global es uno de los mayores desafíos cuando se trata de monitorear el océano y comprender el verdadero impacto de la actividad humana en el mar, sostiene esta entidad internacional, que promueve la gobernanza de los océanos a través de una mayor transparencia del desarrollo marítimo.

A principios de este año dicho organismo reinstauró su programa de capacitación presencial luego de casi dos años de suspensión, debido al Covid-19, lo que permitió que un equipo de expertos visitara Panamá y Uruguay para intercambiar conocimientos con las autoridades locales y explorar la capacidad de varias herramientas de monitoreo para mejorar la transparencia pesquera.

PUBLICIDAD

Se informó que las autoridades panameñas detectaron una discrepancia en los datos de seguimiento del buque Global Mariner, toda vez que si bien las transmisiones mostraban que la embarcación estaba anclada en el puerto de Mawei, en China, las transmisiones visibles en el mapa de Global Fishing Watch ubicaban al buque operando a miles de millas de distancia, en el océano Índico.

Contraviniendo las normas panameñas, el carguero no informó que su dispositivo se mantenía en puerto mientras continuaba realizando actividades de pesca. Con datos satelitales confiables para acreditar lo que el organismo cataloga de “insólito caso”, Panamá sancionó con una multa de 300 mil dólares al Global Mariner por realizar transbordos no declarados y no llevar a bordo su dispositivo.

Precisamente, una investigación de Bloomberg Línea y Mongabay reveló que los transbordos no declarados y mediante embarcaciones refrigeradas o reefers eran el delito más frecuente.

PUBLICIDAD

Actualmente, hay más de 350 embarcaciones panameñas públicamente visibles en el mapa de Global Fishing Watch, donde la mayoría de ellos son buques de carga que apoyan las actividades pesqueras en todo el mundo.

El año pasado, de acuerdo con el Global Fishing Watch se registraron más de 3 mil encuentros de transbordo de buques panameños.

El sector pesquero panameño está en la mira de la Unión Europea debido a que el país canalero es el único que ha obtenido en dos ocasiones la pre-identificación como país no colaborador en desalentar la pesca ilegal no declarada y no reglamentada, es decir la tarjeta amarilla.

Tras la última visita a Panamá, este año, como parte del seguimiento al trabajo para dejar la tarjeta amarilla y evitar el embargo a las exportaciones pesqueras y de acuicultura, la Comisión Europea indicó que la situación del país era seria y que no se había avanzado lo suficiente desde 2019 cuando pre-identificó como país no colaborador.

PUBLICIDAD