El mercado británico está tan mal que un banco pagaría para evadirlo

La economía del país se contrajo inesperadamente en agosto, lo que incrementa la posibilidad de una recesión

Billetes del Reino Unido
Por Tasos Vossos
12 de octubre, 2022 | 01:28 PM
Últimas cotizaciones

Bloomberg — Una entidad crediticia británica está ofertando el pago de un interés más elevado a los tenedores de bonos para intercambiar deuda en vez de exponerse al inestable mercado de la libra esterlina para conseguir efectivo.

Sin signos de alivio a la vista, Shawbrook Group Plc desea tener satisfechos a los inversionistas trasladándolos a nuevas notas que brindan una prima de 8,099 puntos porcentuales por encima de los gilts (bono del gobierno) británicos, 1% más en comparación con sus actuales bonos perpetuos. Si la situación fuera normal, ejecutaría la opción de amortizarlos en diciembre y emitiría una nueva obligación en el mercado abierto.

Se trata de un hecho poco habitual que demuestra la magnitud de los desequilibrios en Gran Bretaña. No hay ninguna compañía o entidad bancaria que haya recurrido al mercado de la libra esterlina para adquirir nuevos bonos desde el 20 de septiembre, pocos días antes de que un nuevo anuncio sobre el presupuesto ocasionara una caída sin precedentes de los gilts. Eso hizo que el BOE interviniera, que los fondos de jubilación se vieran obligados a vender, que los prestamistas retiraran las hipotecas y que el FMI reprendiera al gobierno.

El enfoque novedoso probablemente refleja el desafío al que se enfrentan actualmente muchos tesoreros corporativos. Si bien el BOE sigue interviniendo en el mercado de los gilts a diario, ese apoyo terminará el viernes. Los operadores siguen cuestionando la sostenibilidad de la deuda del Reino Unido dados los planes del nuevo gobierno de recortes de impuestos impulsados por la emisión de deuda.

PUBLICIDAD
VER +
Acciones de Reino Unido en camino a salidas récord en 2022: BofA
Inglaterradfd

El intercambio muestra que el banco propiedad de BC Partners está dispuesto a pagar una gran tasa de interés, probablemente de dos dígitos, durante al menos cinco años para mantener un grupo cautivo de inversores. La tasa de los nuevos bonos se fijará durante los primeros cinco años y se establece en un momento en que los rendimientos de los gilts a cinco años están en su punto más alto desde la crisis financiera mundial.

“Este intercambio es tan bueno como pueden esperar para mantener a los tenedores de bonos con ellos durante el viaje más largo”, dijo Lancaster, quien ayuda a supervisar £18.700 millones (US$20,700 millones).

Sin embargo, esto también crea un desafío para el banco, ya que sus mayores costos de capital podrían tener un efecto en cadena sobre los préstamos. El enfoque principal de Shawbrook de pequeñas empresas, inversores, inmobiliarios y consumidores está especialmente en riesgo a medida que el crecimiento del Reino Unido se desacelera en medio de una crisis del costo de vida. La economía del Reino Unido se contrajo inesperadamente en agosto, lo que aumenta la posibilidad de una recesión.

PUBLICIDAD

La oferta de canje se extiende hasta el viernes y cuenta con el apoyo de los inversores, que poseen el 89% de los antiguos instrumentos por £125 millones (US$138,4 millones), dijo el emisor en una presentación el lunes. Los bancos emiten estos costosos bonos junior para aumentar el capital regulatorio.

VER +
BoE anuncia compra ilimitada de bonos a largo plazo para calmar a los mercados

No es la primera vez que los bancos, incluso los campeones nacionales, han tenido que pagar más para complacer a los tenedores de su deuda más arriesgada. En el verano boreal, Credit Suisse Group AG (CS) sustituyó los bonos AT1 con cupones de casi dos dígitos, incluso cuando los mercados se hundieron gracias a una sorprendente subida de tasas por parte del Banco Nacional Suizo.

Poco después, Barclays Plc (BCS) vendió notas en libras esterlinas que llegaron a un precio inicial de más del 9%. Aun así, los costos crecientes de la emisión de nueva deuda convencerán a algunos prestamistas de saltarse las llamadas, siendo el Banco de Sabadell SA a fines de este mes el principal sospechoso entre los analistas.

Saltarse la opción de compra para ahorrar dinero no era una opción para Shawbrook, que quiere mantener el acceso al mercado.

“Queríamos asegurarnos de que hicimos lo correcto para todas las partes interesadas involucradas y, aunque tiene un cupón ligeramente más alto, esta es una opción práctica en el entorno actual”, dijo Murray Long, jefe de relaciones con inversores de Shawbrook Bank, en una entrevista.

Lea más en Bloomberg.com