Mercados

¿Dólar finalmente sí podría llegar a $7.000 en Colombia? Autores de informe responden

El Gobierno del presidente colombiano, Gustavo Petro, ha emprendido una campaña para devolverle la calma al mercado y poder frenar la escalada del dólar

Billetes de cien dólares estadounidenses contados por una máquina en el Ninja Money Exchange, operado por Interbank HD, en el distrito de Shinjuku de Tokio, Japón, el jueves 9 de junio de 2022.
01 de noviembre, 2022 | 09:57 AM

Bogotá — A mediados de este año un informe de Corficolombiana, propiedad del Grupo Aval, generó polémica en el país al plantear en medio de la carrera electoral que el dólar podría llegar al cabo de cinco años al rango de entre los $5.080 y los $7.000 ante una eventual caída de la producción petrolera y una consecuente reducción de las exportaciones.

El dólar ya tocó los $5.000 y en medio de las preocupaciones que surgen los analistas advierten por una posible profundización de esta depreciación del peso en caso de que se corte el flujo del petróleo, tal y como se planteó en el informe.

En ese entonces, los analistas de Corficolombiana indicaron que esto provocaría que la balanza comercial sea deficitaria y que haya menos oferta de valor, generando una depreciación en la tasa de cambio.

PUBLICIDAD

En un momento en el que el peso colombiano (COP) experimenta fuertes presiones, la incertidumbre sobre el futuro del petróleo vuelve a cobrar fuerza como uno de los posibles detonantes de la marcada depreciación de la moneda colombiana, aunque algunos analistas consideran que este rally del dólar ha dejado de tener en cuenta los fundamentales de la economía y podría estar dando pie a la actividad de los especuladores.

Síguenos en las redes sociales de Bloomberg Línea Colombia: Twitter, Facebook e Instagram

En días pasados Bloomberg informó que fondos brasileños están sacando partida de la debilidad del peso colombiano con sus apuestas en corto, ejerciendo más presión a la baja.

PUBLICIDAD

El panorama internacional también sigue siendo desafiante a medida que la guerra en Ucrania se recrudece, presionando a las demás economías de Europa por cuenta del suministro de energía en un entorno de alta inflación.

En medio de este escenario, el Gobierno del presidente colombiano, Gustavo Petro, ha emprendido una campaña para devolverle la calma al mercado y poder frenar la escalada del dólar.

La estrategia se ha centrado en unificar el mensaje tanto del Ministerio de Hacienda como el de Minas y Energía, luego de las aparentes desconexiones en torno a lo que pasará con los nuevos contratos para la exploración de petróleo y gas.

Pero para algunos analistas este mensaje no ha llegado a calar puesto que los comunicados más recientes del Gobierno se refieren a los actuales contratos de exploración, que ha dicho que respetará, pero “esto es algo que ya se sabe” y “bajo esa circunstancia la preocupación se mantiene totalmente vigente”, según lo dijo en conversación con este medio el gerente de Fénix Valor, Orlando Santiago Jácome.

Por lo anterior, vuelve a surgir el interrogante acerca de si en este contexto de la fuerte subida del dólar en el país, ¿se mantienen las bases para pensar en que llegará a los 7.000?

Entrevistado por Bloomberg Línea, el economista jefe en Corficolombiana, Julio Romero, manifestó que los resultados del informe se mantienen vigentes en medio de las actuales circunstancias y que más allá de la cifra que se plantea es importante volver en este momento a las causas que podrían derivar en esta situación.

PUBLICIDAD
Un trabajador cuenta billetes de dólares estadounidenses en una oficina de cambio en Yakarta, Indonesia, el miércoles 2 de marzo de 2022.dfd

Es un rango de $5.000 a $7.000 sujeto a un nivel de incertidumbre alto y que ocurriría al 2027 (…). El tema más allá del nivel de la tasa de cambio, es que Colombia depende en su balanza de pagos en relación con el resto del mundo de dólares que el sector petrolero le da”, comentó Julio Romero, para quien la elección entre petróleo o energías renovables es “una falsa disyuntiva”.

Para el economista, el país puede sostener esta fuente de divisas y al mismo tiempo avanzar en la transición energética, en la cual “Colombia está haciendo las cosas bien”, pero si corta el petróleo en este momento el precio lo pagarían todos los colombianos a través de la tasa de cambio, según dijo.

“El sector petrolero es impopular, se habla muy mal de él, que contamina, etc., pero por lo menos en Colombia nos hace más fácil tener esas divisas y genera más confianza a los que quieren venir al país a invertir, generar empleo. Si no tenemos esa fuente de divisas, vamos a tener un sufrimiento duro y al final es para todos”, recalcó.

PUBLICIDAD

Julio Romero manifestó además que dicho informe, que generó polémica en su momento, se hizo por medio de un ejercicio de estadística y análisis de datos que tuvo en cuenta diferentes escenarios frente al futuro del petróleo.

Peso colombiano y dólardfd

“Yo creo que en su momento pudo sonar alarmista porque estábamos entre primera y segunda vuelta (de las elecciones a la Presidencia), pero es que esa era una de las medidas que más nos preocupaba. No estamos revaluando nuestro análisis. No queremos generar polémica con que el dólar va a llegar a $7.000 por Petro, ese no es el mensaje. El mensaje es: ‘Cuidemos nuestra fuente de divisas’. Hay algunos analistas que han hablado de matar la gallina de los huevos de oro, estamos ante un buen ejemplo de ello”, dijo.

PUBLICIDAD

Romero recordó que en días pasados la misma Ecopetrol advirtió que la reforma tributaria que tramita el Gobierno aumenta de tal forma las cargas fiscales para la empresa y los proyectos que provocaría en que el país tenga que importar 44 millones barriles de petróleo.

Resaltó en ese sentido que los resultados de la estatal petrolera Ecopetrol se proyectan como “muy buenos” para este año, generando dólares y recursos por concepto de impuestos.

“Sepamos que tenemos un generador de beneficios para todos los colombianos, cuidémoslo, y evitemos entrar en situaciones complicadas como la de otros países que están pagando las consecuencias de malas decisiones”, reiteró.

PUBLICIDAD