Mercados

La década de los mercados emergentes ha comenzado: Morgan Stanley IM

Al igual que otros grupos de inversores, la gestora está sacando dinero de las acciones de EE.UU. y aumentando su exposición a los mercados en desarrollo

Imagen de la Bolsa de Valores de Nueva York
Por Selcuk Gokoluk
24 de enero, 2023 | 11:30 AM

Bloomberg — Las acciones de los mercados emergentes estarán entre las ganadoras de esta década, según Morgan Stanley Investment Management.

Al igual que otros grupos de inversores, la gestora está sacando dinero de las acciones de EE.UU. y aumentando su exposición a los mercados en desarrollo, dijo Jitania Kandhari, subdirectora de inversiones y directora de investigación macroeconómica para mercados emergentes de Morgan Stanley IM.

Kandhari dijo a su vez que las acciones de los países en desarrollo tienen valoraciones atractivas y que hay economías preparadas para un crecimiento mayor al de EE.UU., entre ellas India.

PUBLICIDAD

“Cada década hay un nuevo líder en el mercado. En la década de 2010, fueron las acciones estadounidenses y las tecnológicas de megacapitalización”, dijo Kandhari en una entrevista telefónica. “Los líderes de esta década claramente pueden ser las acciones internacionales y de mercados emergentes”. Morgan Stanley IM tiene US$1,3 billones en activos bajo gestión.

Los mercados emergentes se operan con un descuento de 28% en relación a sus pares de EE.UU.dfd

La clase de activos ha tenido un sólido comienzo de año. El índice MSCI de mercados emergentes registra un alza del 8,6% en comparación con un avance del 4,7% para las acciones estadounidenses. Las ganancias se producen debido a que el retiro de China de su estricta política Cero Covid ilumina las perspectivas económicas, mientras que los inversionistas se posicionan para el fin de los fuertes aumentos de las tasas de interés de los bancos centrales. Muchos también siguen considerando caras las acciones estadounidenses y las de los mercados emergentes cotizan con un descuento de casi el 30%.

Hay una creciente desconexión entre la participación cada vez menor de EE.UU. en la economía global y el tamaño de su capitalización bursátil, dijo Kandhari. Junto con las asignaciones de fondos a los mercados emergentes que están muy por debajo de los promedios históricos y las monedas baratas, eso les da mucho espacio para tener un desempeño superior, dijo.

PUBLICIDAD

“Lo que realmente impulsa esta clase de activos es el diferencial de crecimiento, y ese diferencial de crecimiento de los mercados emergentes está mejorando en relación con el de EE.UU.”, dijo.

Estimaciones de crecimiento

Se espera que, en promedio, las economías emergentes se expandan un 4,1% en 2023 y un 4,4% en 2024, según estimados de Bloomberg. Esos múltiplos son más altos que las estimaciones para EE.UU., en 0,5% y 1,2%, respectivamente.

Los comentarios de Morgan Stanley IM subrayan un tema de mercado que ha ido cobrando relevancia a medida que los inversionistas y estrategas evitan las acciones de EE.UU. mientras se acercan a las del resto del mundo. Los fondos de bonos y acciones de mercados en desarrollo tuvieron entradas de US$12.700 millones en la semana hasta el 18 de enero, la mayor adición registrada, mientras que las acciones estadounidenses tuvieron US$5.800 millones en salidas, según una nota de Bank of America Corp. (BAC) que citaba datos de EPFR Global.

Asignación de activos

Kandhari desaconseja seguir las ponderaciones de referencia en los índices, particularmente cuando se trata de China, y ser selectivo entre los mercados emergentes.

“China es una gran parte del índice, 30%, y no creemos que sea una parte mayor del crecimiento del índice”, dijo, citando los desafíos para el país, incluidos los sectores de la economía excesivamente endeudados y el cambio en las cadenas de suministro mundial. “Realmente se tiene que entrar de forma activa para invertir en otros países que parezcan prometedores y mantenerse alejado de las ponderaciones de referencia”.

India, por otro lado, es uno de los favoritos y una de las mayores sobreponderaciones en su fondo.

PUBLICIDAD

“Todo lo que no funciona para China funciona para India”, dijo Kandhari. Tiene una población creciente y una deuda más baja que China, mientras que China está “en el ojo de una tormenta de desglobalización” que está impulsando el desvío de la cadena de suministro y beneficiando a otros mercados emergentes, incluidos Indonesia, Tailandia, Vietnam y México.

Y si bien es posible que las cosas no sean fáciles en todas las naciones en desarrollo, eso no afectará la historia general de las acciones de la misma manera que lo hicieron las crisis de deuda de los mercados emergentes en el pasado, aseveró.

--Con la colaboración de Srinivasan Sivabalan.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD