Actualidad

Senadores culpan a “monopolio” de Ticketmaster de crisis en preventa de Taylor Swift

Ticketmaster obtuvo el 65% de las ventas estadounidenses entre las principales plataformas de venta de entradas en 2022, según Bloomberg Second Measure

Taylor Swift asiste a los MTV Video Music Awards 2019 en el Prudential Center el 26 de agosto de 2019 en Newark, Nueva Jersey.
Por y Anna Edgerton y Leah Nylen
24 de enero, 2023 | 04:15 PM

Bloomberg — Un grupo de senadores reprochó el martes a Live Nation Entertainment Inc. (LYV) su dominio del mercado, responsable de la escalada de los precios de las entradas y de una pésima experiencia del cliente, quejas ilustradas por el hecho de que la unidad Ticketmaster de la empresa no atendiera la demanda masiva de entradas de Taylor Swift el año pasado.

En la audiencia del martes, la senadora Amy Klobuchar, demócrata de Minnesota que preside la comisión antimonopolio del Comité Judicial, afirmó que la conducta de Live Nation es “la definición de monopolio”. “Restaurar la competencia en nuestros mercados consiste en garantizar que los aficionados obtengan precios justos y un mejor servicio”.

La sesión del Comité Judicial sobre la competencia en el sector de los espectáculos en directo se produce en un momento en que el Departamento de Justicia está investigando a Live Nation y Ticketmaster por cuestiones antimonopolio, aunque la empresa sigue sometida a vigilancia judicial a raíz de denuncias anteriores. La sesión del martes también responde a la demografía más enfadada: los fans de Swift que no pudieron conseguir entradas después de que la web de Ticketmaster se colapsara en noviembre y se viera obligada a cancelar las ventas públicas.

PUBLICIDAD

El presidente y director financiero de Live Nation, Joe Berchtold, afirmó que el verdadero problema es la “reventa de entradas a escala industrial” alimentada por “bots” automatizados, con un mercado de ventas secundarias de US$5.000 millones que se interpone entre artistas y fans. Berchtold dijo a la comisión que los mercados de venta de entradas en EE.UU. “nunca han sido tan competitivos” y que el Congreso debe centrarse en reforzar las normas para proteger a los consumidores y regular la venta automatizada de entradas.

“Los revendedores industriales que infringen la ley utilizando bots y ciberataques para intentar conseguir entradas de forma desleal contribuyen a una experiencia horrible para el consumidor”, dijo Berchtold en su discurso de apertura. “Necesitamos ayuda para aprobar reformas reales que detengan esta carrera armamentística”.

Jack Groetzinger, cofundador y CEO de SeatGeek Inc, competidora de Ticketmaster, vinculó las quejas sobre la plataforma directamente a la fusión con Live Nation que, según él, aísla a la empresa combinada de una competencia significativa.

PUBLICIDAD

“El único remedio eficaz disponible ahora es estructural: la disolución de la propiedad común de Live Nation y Ticketmaster”, dijo Groetzinger.

Esa fusión, que se completó en 2010, unió al mayor promotor de conciertos del mundo con el mayor sitio de venta de entradas. Fue objeto de un minucioso escrutinio por parte de los reguladores y obligó a las empresas a suscribir un acuerdo de conciliación destinado a mantener la competencia en el sector.

El senador de Utah Mike Lee, el republicano de más alto rango en el panel antimonopolio, culpó al Departamento de Justicia de la administración Obama por permitir la fusión después de que las empresas acordaran una desinversión y soluciones de comportamiento. Sugirió que es necesaria una nueva regulación o “una mejor aplicación de las leyes existentes” para proteger a los consumidores estadounidenses.

“La entidad fusionada ha hecho exactamente lo que dijo que nunca sucedería”, dijo Lee, y agregó que el Congreso debería “preguntarse si el decreto de consentimiento fue la decisión correcta en primer lugar.”

Los abogados antimonopolio del Departamento de Justicia determinaron en 2019 que la empresa violó los términos del acuerdo que permitía la fusión e impusieron nuevas condiciones, incluido un monitor continuo.

No es la primera vez que el acuerdo de 2010 que permitió la fusión de Ticketmaster y Live Nation se somete a escrutinio. Los críticos, incluidos algunos miembros del Congreso, han instado al Departamento de Justicia a utilizar su nueva investigación, abierta el año pasado antes del colapso de las entradas de Swift, para disolver la empresa.

PUBLICIDAD

Los artistas y promotores eligen los recintos que albergarán los espectáculos, pero son los propios recintos los que eligen la plataforma de venta de entradas, a menudo mediante un acuerdo de exclusividad que dura varios años. Live Nation es propietaria de un centenar de salas estadounidenses que utilizan su servicio de venta de entradas. Aproximadamente la mitad de las 200 principales salas de conciertos de EE.UU. también tienen a Ticketmaster como proveedor exclusivo de venta de entradas.

Estimación de la cuota de mercado basada en las ventas al consumidor en EE.UU.dfd

Ticketmaster obtuvo el 65% de las ventas estadounidenses entre las principales plataformas de venta de entradas en 2022, según Bloomberg Second Measure, un servicio de análisis de datos de transacciones. La siguiente empresa en importancia, la plataforma de intercambio y reventa de entradas StubHub Inc, obtuvo solo el 14% de las ventas en EE. UU. Berchtold dijo que rivales como SeatGeek y EventBrite Inc. han reducido la cuota de mercado de Ticketmaster desde un máximo de más del 80% en 2009.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD