¿Qué tipo de crédito conviene más para comprar vivienda en Colombia en 2023?

Los compradores de vivienda que acuden al sistema financiero para solicitar un crédito este año deben elegir si les conviene más un crédito en pesos o en UVR

Una habitación de un apartamento modelo en el proyecto de viviendas Paraíso Central en construcción en Cali, Colombia, el miércoles 5 de enero de 2023. La Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol) estima que la construcción de edificios crecerá un 9,8% en 2023, y la venta de viviendas aportará 5 puntos porcentuales de inversión a la economía.
20 de marzo, 2023 | 01:01 AM

Bogotá — Después de años de bonanza, el mercado inmobiliario afronta horas bajas en Colombia en medio de la desaceleración de la economía, altas tasas de interés y un menor apetito de los colombianos por adquirir compromisos financieros ante las desafiantes condiciones económicas mundiales.

Esto se refleja en que en enero se vendieron en el país 11.978 viviendas nuevas, lo que supone una caída significativa en comparación al mismo mes del año pasado cuando se comercializaron 23.934, de acuerdo cifras de la Cámara Colombia de Construcción (Camacol).

Se estima que en dicho período el 66 % de las unidades de vivienda vendidas fueron de interés social.

Este mes gris para el mercado de vivienda se explica también en que el índice de disposición de compra de vivienda mostró en enero una caída del 2,9 pp vs. diciembre, impactado por caídas en Bogotá (-2,2 pp), Medellín (-3,8 pp), Cali (-6,7 pp) y Barranquilla (-27,5 pp), destaca un informe de la Dirección de Investigaciones Económicas, Sectoriales y de Mercados de Bancolombia.

PUBLICIDAD

“La caída en las ventas, incertidumbre en los subsidios de vivienda y el incremento en costos de construcción de proyectos y en las tasas de financiación han generado incertidumbre frente al desarrollo de nuevos proyectos”, impactando negativamente en el crecimiento en lanzamientos, indica.

Aunque ha sido un comienzo de año desafiante, los analistas tienen la expectativa de que se vendan 183.000 unidades de vivienda en 2023, de las cuales cerca del 70% serían unidades VIS y 30% no VIS.

En todo caso, los compradores de vivienda que acuden al sistema financiero para solicitar un crédito deben elegir si les conviene más un crédito en pesos o en UVR, que el Banco de la República define como la “unidad de cuenta que refleja el poder adquisitivo de la moneda diariamente con base en la variación del índice de precios al consumidor (IPC)”.

PUBLICIDAD

En febrero pasado los precios subieron al 13,28% anual, un repunte de 5,27 puntos porcentuales frente al resultado del mismo mes de 2022 (8,01%).

Complejos de viviendas en esta fotografía aérea tomada sobre Bogotá, Colombia, el martes 7 de abril de 2020.dfd

¿Crédito en UVR o en pesos?

Consultado por Bloomberg Línea, el CEO de la fintech colombiana Creditop, Daniel Garzón, dice que la principal diferencia entre un crédito en pesos y UVR (Unidad de Valor Real) radica en la susceptibilidad de la variación del valor del crédito a lo largo del tiempo.

El analista indica que los préstamos en UVR se caracterizan por expresar el monto del crédito hipotecario en una unidad que puede aumentar o disminuir de acuerdo al comportamiento de la inflación.

Por su parte, los créditos en pesos se caracterizan por mantener un valor fijo en el tiempo y tiene dos alternativas de pago: abonos a capital (la cuota disminuye a lo largo del crédito) y cuota fija (mensualidades constantes).

En opinión de la vicepresidenta de la plataforma inmobiliaria Ciencuadras, Paola Suarez, la opción de tomar un crédito en UVR o en pesos depende de la situación y preferencias personales, por lo que insta a buscar la asesoría financiera para optar por la mejor alternativa.

A propósito de este tema indica que los créditos en pesos representan el escenario “más conservador y seguro toda vez que durante la vigencia de este va a generarse un pago similar y su comportamiento es estable”.

“El solicitante no asume riesgos de volatilidad de la cuota porque no depende directamente de la inflación”, explica.

PUBLICIDAD

Mientras que en la otra cara los créditos en UVR están expuestos a la volatilidad en la cuota y puede subir o bajar dependiendo del comportamiento inflacionario del país en el momento.

“A su vez, es un crédito que puede dar más valor adquisitivo”, según la analista.

Garzón opina que, teniendo en cuenta el contexto actual en el que la inflación ha crecido de manera sostenida hasta alcanzar cifras históricas en Colombia, es probable que el valor de los créditos en UVR disminuya tras haberse alcanzado el pico inflacionario.

“Sin embargo, vale la pena destacar que actualmente las tasas de interés para créditos de vivienda oscilan alrededor del 20% E.A, lo que fácilmente equivale al doble de la tasa promedio hace un año. Por esta razón, en caso de decidir endeudarse en pesos, recomendaría hacerlo vía crédito hipotecario y no leasing habitacional, pues en el momento que las tasas de interés empiecen a bajar, va a ser más complicado gestionar una compra de cartera que permita ahorrar dinero en intereses”, indicó.

VER +
Así están los precios de vivienda nueva y usada en medio de altas tasas en Colombia

Síguenos en las redes sociales de Bloomberg Línea Colombia: Twitter, Facebook e Instagram