Europeos cambian sus destinos de vacaciones para evitar las multitudes

Tras el buen tiempo y las ofertas atractivas, el siguiente factor más importante para los europeos a la hora de seleccionar un destino en su continente es evitar las aglomeraciones

En Portugal
Por Lebawit Lily Girma
23 de abril, 2023 | 10:52 AM

Bloomberg — Según la Comisión Europea de Viajes, un nuevo criterio cobra cada vez más importancia para los europeos a la hora de planificar sus vacaciones de verano: evitar las aglomeraciones. El informe revela que, tras el buen tiempo y las ofertas atractivas, el siguiente factor más importante para los europeos a la hora de seleccionar un destino en su continente es la ausencia de aglomeraciones. Se trata de un cambio del cuarto al tercer puesto desde que se introdujo la encuesta en marzo de 2022, tras el levantamiento de todas las restricciones de entrada en la Unión Europea.

VER +
En el Caribe ya no hay tal cosa como la temporada baja

A los europeos les resulta molesto luchar por sombrillas en las playas abarrotadas o navegar por lugares turísticos como la plaza del Trocadero de París. Aunque ya no existan medidas de distanciamiento social, muchos europeos siguen valorando el espacio cuando viajan. Luís Araújo, Presidente de la Comisión Europea de Viajes, cree que esta tendencia refleja los hábitos desarrollados durante la pandemia de Covid-19 para explorar destinos poco frecuentados. Casi un tercio de los viajeros europeos considera esencial disponer de más espacio y menos aglomeraciones, tanto si se trata de una excursión al aire libre como de una escapada urbana.

Sin embargo, una cosa que ha vuelto a las normas anteriores a la pandemia es el deseo de valor.

Más de dos tercios planean escaparse en primavera y principios de verano, antes del mes punta de agosto, según el informe de sentimiento viajero intraeuropeo de la ETC, publicado el 13 de abril. Los datos de la encuesta se recogieron en marzo de 2023 con participantes de 10 grandes mercados europeos, entre ellos Alemania, Reino Unido, Francia, Italia y España.

PUBLICIDAD

A pesar de la fama que tienen los europeos de pasar todo el mes de agosto de vacaciones, los datos no suelen confirmarlo, excepto en 2022, cuando la venganza de los viajes y la demanda acumulada hicieron que los europeos se tomaran tiempo libre durante todo el verano, incluso durante ese mes de temporada alta.

Ahora, en 2023, esas cifras se han reducido en casi una décima parte, según el informe de ETC, con más de dos tercios de la población encuestada adelantándose a las prisas y tomando vacaciones ya en primavera y principios de verano. “Estamos volviendo al patrón intraeuropeo que solíamos tener, que consiste en viajar en temporada media y baja”, afirma Araújo.

En cuanto a los viajes lejos de las multitudes de turistas, la ETC cree que la tendencia seguirá creciendo. Los países miembros de la Comisión han fomentado este cambio mostrando diversas regiones y actividades durante todo el año, explica Araújo, y distribuyendo a los turistas por todo su territorio. Por ejemplo, Dinamarca ha impulsado el Bosque Frío y las playas del Báltico, o Francia ha renovado su lujo moderno en el Valle del Loira.

PUBLICIDAD
VER +
Google Flights presenta función para garantizar tarifas más bajas en vuelos

Otro cambio en la lista de planificación del verano europeo: El 7% de los encuestados afirma tener en cuenta las condiciones meteorológicas extremas.

Por supuesto, esto se produce después de uno de los inviernos europeos más cálidos jamás registrados. Por primera vez, el cambio climático influye en el proceso de toma de decisiones sobre los viajes, afirma Araújo.

Las catastróficas olas de calor del año pasado, que comenzaron a mediados de julio, también hicieron que más europeos reconsideraran sus itinerarios, dirigiéndose más hacia las costas septentrionales del continente y viajando en los meses de abril, mayo, septiembre y octubre. Se acabó agosto: Los destinos menos concurridos, en temporada baja y más frescos parecen ser las características de la futura lista de “lo más” del verano europeo.

Lea más en Bloomberg.com