Financieras globales subrayan buen momento del real de Brasil y el peso de México

Los inversores apuestan por que las ganancias en monedas emergentes continúen a medida que la mayor parte de las subidas de la Reserva Federal vayan llegando a su fin

Fuente de la imagen: Bloomberg
Por Ruth Carson - Malavika Kaur Makol - Karl Lester - M. Yap
14 de mayo, 2023 | 10:53 AM

Muchos de los mayores inversores del mundo apuestan porque las divisas de los mercados emergentes superen a sus pares de las naciones ricas, a medida que el endurecimiento monetario se detiene, el crecimiento se ralentiza y los llamamientos en favor de un dólar estadounidense más débil se hacen más fuertes. Y el peso mexicano y el real brasileño están entre las que cuentan con mejores proyecciones.

T. Rowe Price, que supervisa US$1,3 billones, Fidelity International y abrdn plc son algunos de los que apuestan al alza en América Latina, donde dos años de agresivas subidas de los tipos de interés han frenado la inflación, poniéndola en camino de recortes de tipos antes que la mayoría de las demás regiones del mundo. Amundi SA, la mayor gestora de dinero de Europa, espera que el peso mexicano y el real brasileño lideren la subida.

VER +
Divisas: qué son, cuáles son las más comunes o importantes y algunos ejemplos

Con dos trimestres consecutivos de moderación de los aumentos medios de los precios al consumo desde su nivel más alto en 11 años, cada vez más países en desarrollo ven cómo sus tasas ajustadas a la inflación pasan a ser positivas y amplían su diferencia con los países desarrollados. América Latina está a la vanguardia de este cambio: Brasil y México ofrecen rendimientos reales del 9,1% y el 5%, respectivamente, frente a rendimientos cercanos a cero en EE.UU. y de menos 5,6% en el Reino Unido.

En su mayor parte, las divisas de alto rendimiento obtendrán mejores resultados”, afirma Edwin Gutiérrez, responsable de deuda soberana de mercados emergentes de abrdn. Se mantiene “constructivo” sobre los activos “dado el ablandamiento de la economía estadounidense y que el ciclo de subidas de la Reserva Federal está llegando a su fin”.

PUBLICIDAD
La inflación en su punto máximo coloca a los mercados emergentes por delante | El crecimiento promedio del precio al consumidor cae desde un máximo de 11 años.dfd

Las divisas de los países en desarrollo han subido este año a pesar de que los datos económicos de China y EE.UU. enviaban señales contradictorias y de que se prolongaba la espera de un giro en la política de la Reserva Federal. El índice MSCI EM Currency se ha estabilizado tras un comienzo de montaña rusa, sumando un 1,3% desde finales de febrero.

VER +
Peso mexicano en niveles de seis años, se encamina a los $17,85 por dólar

Los inversores apuestan por que las ganancias continúen a medida que la mayor parte de las subidas de la Reserva Federal vayan llegando a su fin y el repunte del dólar pierda fuelle. Esto, unido a la actual lucha por resolver el estancamiento del techo de la deuda estadounidense, refuerza la idea de alejarse del billete verde.

Las divisas con un buen rendimiento real y una sólida balanza de pagos externa deberían beneficiarse”, afirma Esther Law, gestora sénior de Amundi, que gestiona 2,1 billones de dólares. “Una vez que haya más claridad sobre el impacto de las preocupaciones bancarias y la Fed esté claramente en pausa, entonces creo que ofrecerá una buena oportunidad para las divisas emergentes”.

PUBLICIDAD

Las ganancias están siendo lideradas por las divisas de México, Chile, Brasil y Colombia, así como por el forint húngaro, el zloty polaco y la rupia indonesia.

Las monedas de materias primas han ganado frente al dólar.dfd

El panorama para las monedas de los mercados emergentes fuera de América Latina es mixto. La rupia indonesia es favorecida por los gestores de fondos, como T. Rowe Price, mientras que otras monedas asiáticas, como la rupia india, son respaldadas por el rápido crecimiento económico. Pero otras monedas aún son vulnerables a riesgos, como la sobrecarga de deuda, la agitación política y los enfrentamientos diplomáticos.

Esa vulnerabilidad se exhibió en Sudáfrica la semana pasada, cuando el rand cayó a mínimos sucesivos después de que Estados Unidos acusara al país de armar a Rusia. La geopolítica es solo el último de una serie de factores de riesgo que afectan a la moneda, incluida una crisis energética doméstica y la disminución de la popularidad del presidente Cyril Ramaphosa.

El potencial de tales brotes sigue alejando a algunos inversores de los mercados emergentes. Man Group Plc, el fondo de cobertura público más grande del mundo, advirtió que se avecina una caída “violenta” para la clase de activos. Lazard Asset Management advirtió a los inversores que sean “altamente selectivos”, ya que aún no se ha visto el impacto total de las preocupaciones bancarias de Estados Unidos en el crecimiento global.

Tales amenazas también están en el radar de Leonard Kwan. El gestor de fondos con sede en Hong Kong de T. Rowe Price todavía favorece el peso chileno, el rupiah y el peso mexicano. Él sigue siendo “constructivo” con las monedas, incluso mientras observa cualquier efecto en cadena de una desaceleración económica en Estados Unidos.

Mientras tanto, todas las miradas están puestas en la Fed en busca de cualquier señal de una pausa en el endurecimiento monetario. Si el banco central de EE. UU. señala un cambio en las prioridades lejos de combatir la inflación, el dólar debería debilitarse y los mercados emergentes deberían beneficiarse, según Paul Greer, gestor de fondos de Fidelity en Londres.

“Desde una perspectiva de valoración, las monedas de los mercados emergentes todavía son baratas”, dijo Brendan McKenna, estratega de Wells Fargo & Co. en Nueva York. “Las monedas de los mercados emergentes no solo pueden fortalecerse frente al dólar este año a medida que la Fed llega al final de su ciclo de endurecimiento, sino que pueden superar en rendimiento a las monedas pares del G-10″.

Lo que hay que ver

  • La lira turca, fuertemente controlada, sufrirá una sacudida independientemente del resultado de las elecciones del domingo entre el presidente Recep Tayyip Erdogan y el opositor Kemal Kilicdaroglu.
  • Bloomberg Economics prevé un giro hacia políticas ortodoxas gane quien gane, aunque el cambio podría producirse antes y con mayor rapidez en caso de victoria de la oposición, dada la fragilidad de la economía.
  • Las elecciones del domingo en Tailandia también marcarán la pauta para sus mercados
  • Tras seis elecciones generales y dos golpes militares desde 2005, el baht se ha apreciado una media del 1,2% en el mes posterior a la votación.
  • En China, el banco central recortará el lunes en 10 puntos básicos el tipo de interés a un año de la facilidad de crédito a medio plazo, hasta el 2,65%, la primera vez desde agosto, para avivar una recuperación desigual, según Bloomberg Economics.
  • Los datos sobre la producción industrial y las ventas al por menor en China, que se espera que muestren una recuperación tras los cierres del año pasado en Shanghai, también serán objeto de una estrecha vigilancia.
  • Los bancos centrales de México y Filipinas probablemente mantendrán los tipos de interés sin cambios esta semana.
  • Los datos de inflación de Israel, Nigeria y Polonia ofrecerán pistas sobre la orientación de la política monetaria de estos países.
  • Colombia, Tailandia, Hungría, Israel, Rusia y Chile publicarán sus cifras del PIB.

Lea más en Bloomberg.com