Bancarrota de Gol muestra el impacto de la pandemia en las aerolíneas de LatAm

Gol solicitó la protección por bancarrota en Estados Unidos antes de lo planeado después de que se filtrara la noticia sobre la presentación de insolvencia

Bancarrota de Gol muestra el impacto de la pandemia en las aerolíneas de LatAm
Por Ezra Fieser, Vinícius Andrade y Giovanna Bellotti Azevedo
26 de enero, 2024 | 03:44 PM

Bloomberg — La caída de la aerolínea brasileña Gol en la reestructuración del Capítulo 11 marca el final de una impresionante serie de fracasos para las aerolíneas latinoamericanas, lo que demuestra que la industria todavía está luchando con el impacto financiero persistente de la pandemia años después de que el virus prácticamente desapareciera de la vida diaria.

VER +
La aerolínea brasileña de bajo costo Gol se declara en quiebra en EE.UU.

Gol Linhas Aereas Inteligentes SA (GOL) anunció el jueves que planea seguir operando mientras atraviesa una quiebra que incluye la reestructuración de obligaciones financieras a corto plazo, como la renegociación de contratos con arrendadores. La empresa, cuyo nombre se traduce directamente como Gol Smart Airlines, dijo que saldrá del proceso con una estructura de capital “correcta”.

Esta aerolínea sin lujos, que tenía un tercio del mercado doméstico de Brasil a fines del año pasado, ha luchado por recuperar su solidez financiera desde que la pandemia de COVID-19 diezmó los viajes, obligando a las empresas a dejar en tierra sus flotas y costando a la industria unos US$21 mil millones.

Gol solicitó la protección por bancarrota en Estados Unidos antes de lo planeado después de que se filtrara la noticia sobre la presentación de insolvencia, dijo un abogado de la aerolínea en una audiencia en video en la corte el viernes. Para evitar que los acreedores tomen acciones que puedan interrumpir sus activos, la gerencia buscó protección en el tribunal de Nueva York.

PUBLICIDAD

Tres de las aerolíneas más grandes de la región, Avianca Holdings SA, Latam Airlines Group SA y Grupo Aeromexico SAB, solicitaron la quiebra en 2020 en procesos que se prolongarían durante años. En los siguientes tres años, aerolíneas más pequeñas como Interjet de México y Viva Air de Colombia cerrarían operaciones.

VER +
La aerolínea brasileña Gol busca US$950 millones para financiarse en quiebra

"La volatilidad de la industria es alta en Brasil debido a los costos en dólares, y América Latina en su conjunto tiende a sufrir más en un entorno de alta inflación y tasas, lo que afecta el ingreso disponible y la demanda de vuelos", dijo Carolina Chimenti, analista de crédito de Moody's Investors Service. "Las aerolíneas de la región deben ser más conservadoras con su capital".

La demanda de vuelos se ha recuperado en gran medida a los niveles previos a la pandemia en América Latina, pero Gol nunca logró superar la resaca financiera. A diferencia de sus pares estadounidenses y europeos, Gol y sus pares brasileños no recibieron rescates. Solo más recientemente el gobierno brasileño comenzó a considerar préstamos como parte de un plan para aliviar la presión financiera en las aerolíneas locales.

PUBLICIDAD

US$4,2 mil millones

La presión llevó a Gol a llevar a cabo más de 10 procesos de gestión de pasivos o aumentos de capital desde principios de 2020. Dijo que su deuda consolidada al 31 de diciembre era de aproximadamente US$4,2 mil millones, incluidas las obligaciones de arrendamiento.

La suspensión temporal de los aviones Boeing 737 Max 8 y las difíciles condiciones de crédito mundiales fueron algunos de los factores que llevaron a la declaración de quiebra, según el oficial de reestructuración de Gol, Joseph Bliley. Pero el problema más grande fue el impacto financiero duradero de la pandemia. En el punto máximo de la emergencia, Gol operaba menos de 50 vuelos diarios, una reducción del 90% en comparación con su horario habitual.

"El componente más significativo de los impactos económicos que resultaron en la actual crisis de liquidez de los deudores fue la pandemia de COVID-19", escribió en una declaración ante la corte de Nueva York.

La caída de Gol también muestra la bifurcación en la industria aérea latinoamericana desde la pandemia. Avianca, Latam y Aeroméxico han estado publicando sólidos resultados financieros y ganándose a los inversores desde que salieron del proceso del Capítulo 11. Según los datos recopilados por Bloomberg, los bonos del trío han registrado un aumento promedio del 21% en el último año, uno de los mejores rendimientos en deuda corporativa de la región en ese período.

Los bonos con vencimiento en 2025 cotizan a unos 14 céntimos de dólar.dfd

Por otro lado, los bonos de Gol han caído a niveles de gran angustia. Lucror Analytics estima que el valor de recuperación de los bonos no garantizados en dólares con vencimiento en 2025 se sitúa entre el 15% y el 20%, aproximadamente en línea con los niveles actuales. Sus acciones cayeron hasta un 14,4% el viernes debido a las expectativas de que los accionistas de capital sean en su mayoría liquidados como parte del proceso del Capítulo 11.

El CEO de Gol, Celso Ferrer, dijo el jueves que espera que el proceso sea más corto que para sus competidores, ya que ya no existen restricciones relacionadas con la pandemia y la demanda ha regresado.

"La presentación de cuatro aerolíneas para el Capítulo 11 en América Latina está "relacionado en gran medida con la pandemia de Covid y la gran interrupción que causó en la industria", dijo Amalia Bulacios, directora de S&P Global Ratings. "No habla de riesgos de viabilidad para la industria", agregó, señalando que estas aerolíneas han seguido operando normalmente mientras reestructuraban sus deudas y ninguna ha liquidado.

PUBLICIDAD

La última reestructuración podría allanar el camino para una posible consolidación, según algunos.

La adquisición de Gol por parte de su rival Azul SA seguida de una asociación con Abra, la empresa matriz de Gol y Avianca de Colombia, formada en 2022 en un intento por mejorar los costos, podría ser “una propuesta intrigante”, según la analista de Raymond James, Savanthi Syth. “Debido a la menor superposición de redes, creemos que dicha adquisición podría pasar las revisiones regulatorias”.

Un representante de Azul declinó hacer comentarios, mientras que Abra Group no respondió de inmediato.

Lea más en Bloomberg.com