Netflix lanza su nueva serie de telerrealidad de venta de inmuebles de lujo “Buying London”

La serie hace su debut televisivo en un contexto de ralentización en las ventas londinenses de inmuebles super prime, que son viviendas que sobrepasan los doce millones de dólares

Hampstead
Por Sarah Rappapport
21 de mayo, 2024 | 09:46 PM

Bloomberg — La cadena Netflix Inc. (NFLX) ha sustituido las colinas de Hollywood como escenario por las cuidadas plazas de Mayfair en su nuevo programa inmobiliario Buying London, la respuesta inglesa al popular programa de telerrealidad Selling Sunset (Vendiendo Sunset).

Daniel Daggers y sus agentes de DDRE Global son sus protagonistas. Hasta la fecha, Daggers ha logrado vender más de US$5.500 millones en inmuebles a algunas de las personas más acaudaladas del planeta, entre ellas una mansión de £95 millones (US$120 millones) a Ken Griffin, multimillonario de fondos de cobertura.

La mansión The Holme en Londresdfd

Muy parecido a Selling Sunset, esta serie muestra visitas a mansiones multimillonarias en un contexto de telerrealidad protagonizado por los glamurosos agentes de DDRE.

Lea más: Dubai se resiste a la desaceleración mundial de las ventas de inmuebles de lujo

PUBLICIDAD

En el show, la londinense Rosi Walden (que ya participó en el programa de telerrealidad (Made in Chelsea), Lauren Christy, una de las mejores agentes, y Reme Nicole, una novata, compiten por las propiedades más caras del mercado, que proporcionan sustanciosas comisiones.

Además, también participan algunos de los contactos más relevantes de Daggers, como el promotor multimillonario de 1 Mayfair, John Caudwell.

La emisión de “Buying London”, que empezará a transmitirse este miércoles, coincide con la desaceleración del mercado inmobiliario de alta gama londinense.

PUBLICIDAD

Los vendedores de inmuebles de lujo están reduciendo sus precios hasta en un 30% para garantizar la venta durante la caída del mercado, que afecta a los barrios lujosos que aparecen en la serie de Netflix.

Pero Daggers no parece inmutarse. En muchos sentidos, el empresario inmobiliario de 44 años encaja perfectamente en el estrellato de los reality shows.

En Instagram, sus 65.000 seguidores lo conocen como Mr. Super Prime; en Londres, “super prime” se refiere a propiedades valoradas en £10 millones (US$12,7 millones) o más. Daggers fue uno de los primeros agentes británicos en adoptar las redes sociales como herramienta de ventas y marca, una técnica que ha sido común en Estados Unidos durante años.

Lea más: Los inmuebles de lujo más caros de Brasil que son la apuesta para los próximos años

“Viví en una autoridad de vivienda local hasta los 11 años, fui agente desde los 17 y comencé con vendiento aprtamentos tipo estudio”, dice Daggers, hablando con Bloomberg desde sus oficinas cerca de Regents Park en el centro de Londres. “Y ahora vendo algunas de las propiedades inmobiliarias más caras del planeta, y lo hago con una frecuencia increíblemente frecuente, no es una casualidad”.

Pasó 12 años en la agencia líder Knight Frank y se separó de la firma después de supuestamente publicar imágenes de la casa de un cliente en Instagram sin permiso, según informes de prensa.

Daggers dice que no puede dar ninguna claridad sobre su salida de la empresa. “Digamos simplemente que hay dos lados en cada historia y que a veces la vida no es justa”, dice.

PUBLICIDAD

Después de dejar Knight Frank, fundó DDRE en 2020 y, en los cuatro años transcurridos desde entonces, DDRE ha vendido £600 millones (US$762,8 millones) en bienes raíces, la mayor parte en el Reino Unido.

Su negocio también ha incluido un brazo de creación de contenido (piense en videos chisporroteantes hechos para TikTok de agentes bien vestidos dando recorridos por mansiones) que aparece en el programa. ¿La meta? Impulsar los perfiles de sus agentes y conseguir que las propiedades sean vistas por los compradores adecuados.

Cuando se le preguntó si tenía nervios por protagonizar un reality show, dijo: “Por supuesto”, pero una de las principales razones por las que firmó su contrato con Netflix fue la mayor exposición. “Es una oportunidad increíble para mostrar su talento frente a cientos de millones de personas y permitirles tener la oportunidad de elegir si quieren o no hacer negocios con usted”, afirma.

Esa exposición ha valido la pena para la familia Kretz, estrellas de The Parisian Agency (La Agencia Parisina) de Netflix , quienes dicen haber visto un aumento de consultas a nivel internacional desde que hicieron el programa. Daggers fue un invitado destacado en ese programa.

PUBLICIDAD

Lea más: La crisis inmobiliaria en EE UU llega a la televisión y afecta incluso a series como ‘Selling sunset’

En su aparición, visitó uno de los listados de Kretz, un castillo de 32,000 pies cuadrados en Francia, mientras la familia trabajaba para impresionarlo con el fin de formar una sociedad en propiedades de primera calidad. Daggers dice que estar en el episodio le ayudó a comprender un poco más la plataforma Netflix.

PUBLICIDAD

“Ese programa creó muchas oportunidades para ellos y para nosotros”, dice.

Aún así, es un momento complicado para mostrar algunas de las propiedades inmobiliarias más exclusivas de Londres en el escenario mundial.

En enero, las propiedades privilegiadas en el centro de Londres se vendieron por debajo del 90% de su precio de venta por primera vez desde principios de 2019, según datos de LonRes. La primavera, tradicionalmente una época de gran actividad para el mercado principal de Londres, ha sido “un poco deslucida“, según un análisis reciente de Knight Frank.

PUBLICIDAD

“Ahora estamos en un lugar donde los compradores no están seguros de si quieren comprar y los vendedores no creen que vayan a obtener el precio que buscan, por lo que eso crea un mercado bastante lento”, dice Daggers. . “Si no has sido realista con tus precios, no lo lograrás en este mercado actual”.

Por otro lado, dice que las condiciones ahora pueden ser ideales para los compradores, algunos de los cuales pueden estar viendo los recorridos inmobiliarios en el programa. “Cuando el mercado está de moda, la gente se amontona, pero a menudo no es la mejor oportunidad para comprar bienes raíces. Pero ahora podría serlo”, afirma.

De cualquier manera, Daggers espera que los espectadores disfruten de una mirada interna a las altas esferas del mundo inmobiliario de Londres. “Sospecho que mi vida cambiará bastante cuando salga el programa”, añade. “Todo el mundo quiere ver casas hermosas”.

Lea más en Bloomberg.com