Ozempic reduce drásticamente el riesgo de muerte en un estudio sobre la enfermedad renal

Los hallazgos de este estudio se suman a las evidencias de que la semaglutida de la farmacéutica Novo, que se utiliza para la pérdida de peso, puede ayudar en diversas afecciones interrelacionadas con la obesidad

Ozempic
Por Naomi Kresge - Jason Gale
26 de mayo, 2024 | 05:04 PM

Bloomberg — El exitoso medicamento contra la diabetes Ozempic, de la farmacéutica Novo Nordisk A/S, redujo el riesgo de muerte de los pacientes en un estudio sobre enfermedades renales, en la más reciente investigación que apunta a el uso del fármaco en una plétora de afecciones.

Los enfermos renales debidos a la diabetes presentaban un quinto menos de probabilidades de morir por cualquier causa durante el estudio si tomaban Ozempic en vez de un placebo, afirmaron los científicos en la revista New England Journal of Medicine de este viernes.

Ozempicdfd

Novo suspendió el ensayo antes de lo planeado en el 2023, tras un primer análisis que reveló la utilidad del fármaco, lo que provocó una venta masiva de acciones por valor de US$3.600 millones de los proveedores de diálisis Fresenius Medical Care AG y DaVita Inc.

Lea más: Novo, fabricante de Ozempic, vende US$5.000 millones en bonos para financiar su operación

PUBLICIDAD

Los resultados se suman a las evidencias de que la semaglutida de Novo, cuya marca comercial es Ozempic para la diabetes y Wegovy para la pérdida de peso, puede ayudar en diversas afecciones interrelacionadas con la obesidad.

En opinión del nefrólogo Brendon Neuen, director de ensayos renales del Hospital Royal North Shore de Sídney, es probable que cambien la forma de tratar la enfermedad renal.

"Esto va a ser una gran noticia", dijo Neuen.

PUBLICIDAD

Los resultados ponen de relieve la estrecha relación entre la enfermedad renal, la enfermedad cardiovascular y la diabetes, así como las “fatales consecuencias de esta combinación”, afirmó por correo electrónico el nefrólogo Vlado Perkovic, rector de la Universidad de Nueva Gales del Sur de Sídney, que colaboró en la dirección del estudio. “El hecho de que la semaglutida mejore todo esto y prolongue la vida en esta población ofrece esperanza”.

Cuestiones de precio

Ozempic redujo en un 24% el riesgo de una serie de malos resultados para la salud relacionados con las enfermedades renales y cardiacas, según afirmó el fabricante danés del fármaco en marzo.

Las acciones de los proveedores de diálisis se desplomaron por primera vez el año pasado después de que Novo detuviera el ensayo, y luego se recuperaron cuando los beneficios generales fueron menores de lo que algunos inversores habían esperado ver.

Lea más: Dejar el Ozempic lentamente podría prevenir el aumento de peso: estudio

El beneficio para los pacientes fue aproximadamente el mismo en los resultados específicos del riñón y en los cardiovasculares, señaló el equipo de investigación en el NEJM. Los detalles del estudio, con unos 3.500 pacientes, también se presentarán este viernes en una conferencia renal, el Congreso ERA, en Estocolmo.

Novo está estudiando Ozempic y Wegovy en una serie de trastornos, desde cardiopatías hasta osteoartritis,en un esfuerzo por demostrar a las aseguradoras que están obteniendo valor por su dinero.

Los resultados del viernes demuestran que Ozempic puede ayudar a los pacientes que ya estaban recibiendo un buen tratamiento para su diabetes, hipertensión arterial y colesterol alto, dijo Martin Holst Lange, jefe de desarrollo de Novo.

PUBLICIDAD

"Hemos visto muchos progresos en los últimos, yo diría, 20 años", dijo en una entrevista. "Pero además de eso, podemos añadir semaglutida y seguir observando una reducción del riesgo del 24%. Eso obviamente nos entusiasma".

La obesidad suele subyacer a un grupo de trastornos caros y debilitantes que la Asociación Americana del Corazón denomina síndrome cardio-renal-metabólico.

Lea más: Uno de cada ocho adultos en Estados Unidos ha tomado Ozempic o medicamentos similares

“Las enfermedades cardiacas pueden causar enfermedades renales”, afirma Rahul Aggarwal, cardiólogo del Hospital Brigham and Women’s de Boston. “La enfermedad renal aumenta el riesgo de enfermedad cardiaca, y la enfermedad metabólica también influye en todas ellas”.

PUBLICIDAD

Aggarwal y sus colegas demostraron en un estudio realizado a principios de este mes que casi el 90% de los adultos estadounidenses tienen al menos un factor de riesgo del síndrome, que fue responsable de más de un millón de muertes en EE.UU. en 2021.

Ese mismo año, casi 200.000 estadounidenses desarrollaron una enfermedad renal crónica debida a la diabetes de tipo 2, según datos del Instituto de Métricas y Evaluación Sanitarias. La incidencia se ha duplicado desde 1990.

Lea más en Bloomberg.com