Asume Milei: Cinco desafíos económicos que enfrenta en el inicio de su gestión

El presidente electo recibe una pesada herencia y una suma de adversidades para resolver en el corto plazo. Economistas repasan los principales desafíos que emergen

Javier Milei
10 de diciembre, 2023 | 06:51 AM

Buenos Aires — Javier Milei asume este domingo 10 de diciembre del 2023 con los números de la economía argentina en rojo. Las principales variables macroeconómicas se han deteriorado en estos últimos cuatro años, recibe un Banco Central sin reservas y un complejo calendario de vencimientos de deuda en el primer semestre del año.

La inflación marcó un aumento del 142,7% interanual en octubre, entre las más altas de la región y el mundo. Según la mediana de las estimaciones realizadas por los agentes del mercado que participaron del último Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM), el Índice de Precios al Consumidor (IPC) alcanzaría el 185% interanual en diciembre.

La pobreza alcanzó al 40,1% de la población en el primer semestre del 2023, mientras que la indigencia llegó al 9,3%. En el último semestre de la gestión de Mauricio Macri, el segundo del 2019, esos indicadores marcaban 35,5% y 8% respectivamente.

La desocupación marcó un descenso al 6,2% en el segundo trimestre del 2023, uno de los niveles más bajos desde que el INDEC utiliza la actual serie estadística en 2004. No obstante, según datos de la Encuesta Permanente de Hogares (EPH), la mayoría de los trabajadores registrados son cuentapropistas no profesionales.

Cruce de Milei con gobernadores desafía la vigencia del mega DNU
Justicia argentina falla a favor de Chubut en caso por retención de fondos

Entre los números rojos que recibe Milei, se registra un déficit primario que cerrará el año en torno al 3% del PBI. El déficit financiero, según información de la Oficina de Presupuesto del Congreso, sería del 4,4%.

A continuación, algunos de los desafíos que enfrentará Milei en las primeras semanas y meses de su gestión, analizados por Daniel Artana, economista jefe de FIEL, y Ricardo Delgado, socio y director de la consultora Analytica, sumado a informes de las consultoras Ecolatina y Equilibra publicados esta semana.

#1 BCRA sin dólares

Al consultar sobre los desafíos de Milei, uno de los economistas más escuchados en la política y los mercados, Daniel Artana, apuntó hacia las “reservas netas en el Banco Central con vencimientos en dólares en la primera parte del año, antes que entren los dólares de la cosecha gruesa de la soja”.

PUBLICIDAD

Las reservas netas, de acuerdo a una estimación de la consultora Outlier, cerraron noviembre en US$11.311 millones negativos. Según un informe de Equilibra, en el primer cuatrimestre del 2024, entre la deuda con el Fondo Monetario Internacional (FMI), organismos internacionales y organismos oficiales, los vencimientos ascienden a US$7.864 millones. Si le suman los títulos públicos y letras del Tesoro, asciende a US$9.461 millones.

“Si en el inicio de la gestión das señales de ordenamiento fiscal y es posible equilibrar las cuentas públicas, ahí se empieza a ordenar el resto. Así será más fácil restablecer el programa con el FMI, porque ahí no tenés necesidad para emitir, excepto para comprar reservas, pero ahí te permite que la emisión para comprar reservas no te compita con la emisión para el fisco”, explicó Artana.

“De cara a 2024, estimamos que la balanza comercial retornará a su habitual superávit. Por un lado, si bien por debajo de los niveles pre-sequía, tendrá lugar una importante recuperación en el valor de la cosecha agrícola, en cerca de USUS$13.000 millones respecto a 2023″, explicó Ecolatina. Y agregó que “a ello se le sumará el sector energético, el cual robustecerá la balanza comercial aportando, según nuestras estimaciones, un superávit cercano a los US$3.500 millones, dejando atrás una larga historia deficitaria iniciada en 2011″.

Banco Central de la Republica Argentinadfd

#2 ¿Cuándo bajará la inflación?

Javier Milei anticipó que la inflación “va a seguir alta”, producto del “descalabro que hizo este Gobierno”, en referencia a la gestión Alberto Fernández. Además, dijo que “en un lapso de entre 18 y 24 meses terminaremos con la inflación”. Es decir, se desaceleraría recién hacia el segundo semestre del 2025, en pleno proceso electoral (legislativas).

PUBLICIDAD

Esa expectativa de inflación alta en los primeros meses de gestión es compartida por los economistas. Dijo Delgado: “No va a poder bajar la inflación (en la primera parte). Si haces las cosas que hay que hacer la inflación se va a acelerar en el verano, probablemente en diciembre y enero tengamos inflación del 20%, pero tenes que dar una anclaje de expectativas, plantear muy bien el norte, que tipo de estabilización quiere, cómo la va a hacer”.

Esa inflación estará motorizada por una esperable desregulación de precios. “El Gobierno tiene que corregir distorsiones de precios relativos que no se sostienen más. O las hacen todas juntas en diciembre o algunas cosas en los primeros meses (tarifas, combustibles, precios reprimidos por los controles)”, dijo Artana, quien aseguró que “no hay espacio para el gradualismo, las cuentas las tenés que equilibrar”.

La inflación argentina volvería a los dos dígitos en noviembre: los motivosdfd

#3 Actividad económica

Milei dijo también que esa inflación estará acompañada por una continuidad de la caída de la economía. “Va a haber una estanflación, porque cuando hagas el reordenamiento fiscal eso va a impactar negativamente en la actividad económica”.

Producto principalmente de la sequía, que impactó en la actividad agropecuaria, la actividad económica acumulaba una caída del 1,5% en los primeros nueve meses del año. Esa contracción continuará.

Desde la consultora Ecolatina advirtieron que el conjunto de medidas programadas por Milei para la primera fase “implicará, al menos en el corto plazo, un impacto recesivo sobre la actividad económica, derivado principalmente de su incidencia negativa sobre el ingreso disponible y el salario real de los hogares, lo cual afectará a un consumo privado que explica cerca del 70% del PBI”.

Para 2024, desde Ecolatina estiman “una contracción de la actividad económica (caería en torno al 3% interanual),” que se concentrará principalmente en la primera parte del año. “Ahora bien, cabe advertir que en un escenario de falta de éxito de la estabilización buscada la economía mostraría un retroceso aún mayor (de hasta 2% mayor a la proyectada)”, afirman.

“Fue demasiado pesimista (Milei), no vamos a estar en estanflación dos años si se hacen las cosas bien. Hay elementos que compensan el impacto del ajuste”, dice Artana. El economista explica que la primera reacción a la contracción fiscal seguramente sea recesiva, sin embargo, si se genera confianza respecto al plan económico y al cambio del régimen en material fiscal, sumado a un acompañamiento en el Congreso a las reformas y las optimistas proyecciones de los sectores exportadores, “eso te ayuda a acolchonar la actividad económica”.

PUBLICIDAD

La balanza comercial se proyecta positiva para el 2024, con una fuerte recuperación del sector del agro, con un superávit de la balanza energética y un aumento del sector minero potenciado en una mayor cantidad de proyectos productores de litio.

Un trabajador examina las plantas de soja en una granja afectada por la sequía en San José de la Esquina, Argentina, el 6 de abril de 2023.Fotógrafo: Natalia Favre/Bloombergdfd

#4 La bola de Leliq

La bola de Leliq se transformó en las últimas semanas en bola de pases. Actualmente, el porcentaje de pasivos remunerados del Banco Central mutó y está conformada el 73% por pases pasivos (un día de plazo) y 27% Leliq (a 28 días de plazo). Actualmente, según cálculos privados, esta deuda en pesos representa el 10,3% del Producto Básico Interno (PBI).

PUBLICIDAD

El Gobierno de Milei ha dejado trascender que la administración de Luis Caputo al frente del Ministerio de Economía buscará abordar esta problemática en el corto plazo, considerando esta “bola” como un limitante en la política monetaria y cambiaria. No obstante, entre los economistas consultados prima la idea de que no es de las principales urgencias a resolver.

“Es un tema, pero no es un tema central. Creo que se corrige corrigiendo la macro”, dijo Artana, y explicó que “los tenedores de Leliq son los bancos, los bancos sacan la plata de los depositantes, entonces el verdadero tenedor de Leliq es el depositante”. De esta forma, según Artana, “el problema viene si tenés una corrida de depósitos, pero si haces las cosas bien, ¿por qué van a correr?”.

Para Delgado, “es un tema que hay que resolver dentro de una lógica de estabilización, no me parece que sea el problema a resolver en el corto plazo”.

PUBLICIDAD

Desde la consultora Equilibra afirmaron que “la bola de Leliq+pases no es un riesgo inminente que requiera de ‘una solución de shock’, pero sí es un claro limitante para el Banco Central a la hora de aplicar un apretón monetario (subir la tasa en términos reales) y, por ende, un impedimento para remover rápidamente las restricciones cambiarias”.

#5 El frente cambiario

El dólar oficial mayorista cotizaba a $62,5 cuando inició la gestión de Alberto Fernández y cotizó a $385 en la última jornada cambiaria, el último jueves. Implica un aumento del 516%, muy por debajo de la aceleración de la inflación, que trepó al 813% desde diciembre del 2019 hasta octubre del 2023.

Rigieron durante estos cuatro años restricciones para el acceso al mercado cambiario, con múltiples tipos de cambio y un mercado ilegal, denominado dólar blue, que en cuatro años pasó de $69,50 a $990, un incremento de 1.324%.

Si bien la eliminación del Banco Central y la dolarización fueron dos de los principales ejes de la campaña de Milei, ambas ideas parecen hoy postergadas.

PUBLICIDAD

Así las cosas, para Artana desde la flamante administración “han sido prudentes en afirmar que no se puede levantar el cepo el día”. Proyectó la posibilidad de que se vaya hacia un camino de mayor liberalización respecto a lo que hay hoy. “Es importante dar una señal de cambio de régimen”, dijo. Los inversores proyectan una devaluación del 44% en el inicio de la gestión Milei.

Artana explicó que “es preferible tener un único mercado con algunas restricciones que hagan que tengas un mercado alternativo legal, como puede ser el CCL”. Según el economista, “eso ya sería un avance notable respecto a lo que hay hoy, podés limitar el CCL para algunas transacciones”.