Perú busca subirse a la industria del litio: ¿en qué etapa está el país?

El país quiere sumarse al grupo de sudamericanos que ya produce, en el que están Chile, Argentina y Brasil. Bolivia, aún no logra avanzar

Un trabajador sostiene litio en la planta de SQM en Antofagasta.
27 de mayo, 2024 | 09:26 AM

El litio es un insumo clave para la industria de los autos eléctricos y, actualmente, tres países sudamericanos están entre los cinco principales productores del mundo (Chile, Argentina y Brasil), mientras que Bolivia se entusiasma con un megadesarrollo que aún no llega. Y hay un quinto país del subcontinente que ha mostrado su interés por extraer el llamado oro blanco: Perú.

En ese contexto, el director de Promoción Minera del Ministerio de Energía y Minas del Perú, Carmelo Condori, señaló que, ante la creciente demanda que se observa en el minera, se comenzó a explorar la zona del Trapecio Andino (entre Argentina, Chile, Bolivia y Perú), donde se prevé hay reservas de litio para la explotación, según detalla un artículo del medio estatal Agencia Andina.

Ver más: Fallo ambiental en Catamarca no afecta la producción de litio y los proyectos en desarrollo

“Se piensa que hay litio en esa zona de Sudamérica, entonces ahí están haciéndose los estudios preliminares, considerando que el mineral puede estar en determinados focos, no en toda esa franja”, indicó Condori.

PUBLICIDAD

Por otro lado, el funcionario mencionó que Perú está en la etapa de probables reservas, sobre todo en la zona sur (departamentos de Puno, Tacna, Moquegua, Arequipa y Cusco), que es donde se está explorando.

Todavía no está cuantificado, porque solo es un potencial o una expectativa de que podría haber litio. Primero se debe hacer las investigaciones para determinar su existencia y por ahora la empresa Macusani Yellowcake lo está haciendo en Puno, para lo cual está terminando sus trámites de permisos y autorizaciones para iniciar la exploración”, explicó.

Investigaciones superficiales

Por otro lado, el funcionario del Ministerio de Energía y Minas reseñó que hay otras iniciativas, en escala muy pequeña, que vienen evaluando superficialmente las rocas en algunas zonas del sur peruano.

PUBLICIDAD

Ver más: Así creció la producción de litio en Chile, Argentina y Brasil durante 2023

De todas formas aclaró que “son investigaciones muy superficiales”, todavía, y adelantó que cuando ya tengan identificado algún área de interés comenzarán a solicitar trámites de permisos y autorizaciones para iniciar las exploraciones”.

“Se está investigando, a nivel prospectivo, es decir, investigaciones aerofotográficas y de superficie, se analizan las rocas y, a partir de ahí, identifican la posible existencia de algún yacimiento de litio”, agregó.

Producción de litio a nivel mundial

La producción de litio a nivel mundial se distribuyó de la siguiente forma en 2023, según datos del Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS):

  • Australia: 86.000 toneladas
  • Chile: 44.000 toneladas
  • China: 33.000 toneladas
  • Argentina: 9.600 toneladas
  • Brasil: 4.900 toneladas
  • Canadá: 3.400 toneladas
  • Zimbabue: 3.400 toneladas
  • Portugal: 380 toneladas
.dfd

La producción argentina creció cerca de un 46% respecto de las 6.590 toneladas producidas en 2022, mientras que la producción de Brasil tuvo un aumento del 86% entre un año y otro. En tanto, la producción de Chile aumentó cerca de 16%, aunque partiendo de una base mucho más madura.

Ver más: Las 41 empresas que apuestan al litio en Argentina: cuánto exportarán y qué esperar del precio

Un aspecto que puede presionar a los precios y amenazar la rentabilidad que venían logrando Chile y Argentina es, precisamente, el incremento de la oferta que se está observando a raíz de una mayor la producción en algunos países.

Al ya mencionado el caso de Brasil, se suma que China vio crecer un 46% su producción y Zimbabue más que triplicó la suya. En Australia, en tanto, el crecimiento rondó el 15%. En los últimos 12 meses el precio del carbonato de litio se derrumbó un 47%, aunque la caída es del 64% si se compara con los máximos alcanzados en junio del año pasado.