Economía

Exasesor de Bachelet en pensiones: cuarto retiro tiene “propósito electoral”

Las tres rondas anteriores representaron una caída del 30% de las pensiones, la baja más grande registrada en Chile, dice el economista David Bravo.

Personas pasan frente a una oficina AFP (administradora de fondos de pensiones) en Santiago, Chile.
26 de septiembre, 2021 | 10:59 AM
Tiempo de lectura: 4 minutos

Santiago — El Gobierno decidió inyectar presión sobre legisladores para debatir con rapidez un cuarto retiro de fondos de pensiones. Los próximos días serán claves para el proyecto, el lunes se continuará con la votación de las indicaciones al texto en la Comisión de Constitución de la Cámara de Diputados y posteriormente en Sala.

A la espera de un nuevo debate, las pugnas alrededor de la reforma se agudizan en Chile. Los ministros de Hacienda y del Medio Ambiente, Rodrigo Cerda y Carolina Schmidt, respectivamente, y una exfuncionaria de la administración de Sebastián Piñera son duramente criticados tras admitir esta semana que accedieron a los fondos en el pasado, mientras que los candidatos presidenciales están confrontados entorno a una nueva ronda.

VER MÁS: Exclusivo: El cuarto retiro puede “ser bastante irresponsable”: ministro Cerda

PUBLICIDAD

Para el conocedor del tema previsional, David Bravo, es una medida inapropiada que se transformó en una suerte de “droga para la clase política” chilena. “Esto se produjo en el contexto de la pandemia. En 2020 fue el primer retiro, abriéndose una puerta que nunca debió ser abierta. Ahora, ya estamos en un período completamente electoral”, dijo a Bloomberg Línea.

El economista y director del Centro de Encuestas y Estudios Longitudinales de la Universidad Católica lideró la comisión asesora presidencial que otorgó propuestas para una reforma pensiones en 2015 en el segundo gobierno de Michelle Bachelet. “No hay justificación desde el punto de vista de los ingresos de las personas que no puede ser satisfecha con una ayuda focalizada. El empleo se está recuperando vigorosamente, la actividad económica también. No tiene sentido hoy día y, efectivamente, esto sí se está blandiendo con propósito electoral, claramente”.

Foto: Twitter de David Bravo (@dbravo_UC)dfd

La siguiente entrevista fue editada por motivos de extensión y claridad.

PUBLICIDAD

La economía chilena está creciendo. ¿Cuál es el sentido un cuarto retiro de fondos de pensiones?

No tuvo sentido el primer retiro y menos tendrá el cuarto. No tiene sentido un retiro de los fondos de pensiones en el marco de un sistema previsional que requería fortalecerse. Es exactamente lo contrario de lo que se debió hacer.

Necesitamos adicionar recursos para mejorar las pensiones, en eso estábamos en Chile hace varios años y lamentablemente con los tres retiros se ha hecho un retroceso muy grande.

Una encuesta de Criteria indica que un 69% de los consultados cree que los parlamentarios están proponiendo el proyecto principalmente porque están preocupados por sus intereses electorales. ¿A quién conviene este proyecto?

Hay muchas elecciones. En diciembre tenemos las presidenciales, pero tenemos todas las votaciones de congresistas. Muchas personas se han dado cuenta de, algo que no es un misterio para la seguridad social, que las pensiones es un tema poco valorado por la gente debido a que se ve muy lejano.

Las personas siempre valoran los recursos presentes. Los retiros son una forma rápida de entregar recursos a las personas a costa de sí mismas, con la expectativa de que más adelante se resolverá. Pero los recursos sacados, casi 50.000 millones de dólares, hace imposible que ello pueda ocurrir así.

PUBLICIDAD

¿Hay manera de dimensionar el retroceso en materia previsional?

Entre 2014 y 2015, la Comisión de Pensiones entregó un informe a la entonces presidenta Michelle Bachelet, donde mostramos las bajas pensiones del sistema y la urgencia de una reforma.

Han pasado seis años, y el mundo político no ha sido capaz de ponerse de acuerdo. No solamente estamos con las mismas pensiones, sino que además con los tres retiros se ha provocado un daño en las pensiones actuales y futura.

PUBLICIDAD

Es una caída del 30% de las pensiones, la baja más grande de la que tenga registro, provocada por un conjunto parlamentario que ha encontrado que esto es una forma de hacerse más populares.

Necesitábamos incrementar las pensiones en el orden del 50%. Era la meta. Eso iba a implicar años de ahorro y de cotizaciones, pero simplemente de un plumazo la brecha se ha hecho más grande y las pensiones han empeorado.

PUBLICIDAD

Si quisiéramos reponer esos casi 50 mil millones de dólares por la vía del ahorro de las personas, las cotizaciones, o por el aporte adicional del Estado, serían cerca de 10 años de esfuerzos. Pero ni siquiera estamos en condiciones de hacer el control de daño, porque la verdad es que todavía se viendo un nuevo retiro en el Congreso, y mientras se sigan discutiendo retiros no será posible pensar nada seriamente en materia de pensión.

Hay parlamentarios que dicen que quieren acabar con las AFP.

Lo único positivo que tienen esas declaraciones son la honestidad. Si efectivamente se quisiera hacer un cambio muy radical del sistema de pensiones, el método que han elegido es malo y poco inteligente. Para avanzar hacia un sistema de pensiones nuevo, cualquiera sea, se iba a requerir de los recursos de las pensiones.

PUBLICIDAD

Si lo que se quería hacer es destruir para construir algo completamente distinto, la verdad es que es una acción bastante torpe.

Hay quienes creen que la ley corta de pensiones se quedó corta, sobre todo lo dicen algunos parlamentarios. ¿Cuál es su opinión sobre esa iniciativa del Gobierno?

Si miramos las medidas puntuales, creo que son medidas que sería difícil que no se consensuaran. Básicamente, apuntan a ampliar la cobertura del Pilar Solidario del 60 al 80% de la población en un camino hacia la universalización de las pensiones solidarias. Esa fue la medida número uno de la comisión, que nosotros propusimos hace seis años, y hay otras para efectos de tener alguna suerte como de seguro para las lagunas previsionales.

PUBLICIDAD

¿Qué es lo que ocurre? Esta ley corta, como se ha llamado, si efectivamente resultara exitosa y en el contexto electoral que nos encontramos, se puede aprobar. Estaría bien, pero no tiene ningún sentido aprobarla y al mismo tiempo votar los retiros de pensiones, porque los órdenes de magnitud son muy distintos.

Le puede interesar:

PUBLICIDAD