Actualidad

Líderes del G-7 se comprometen a prohibir las importaciones de petróleo de Rusia

Los jefes de las principales economías asumieron el compromiso tras mantener una videollamada el domingo con el Presidente de Ucrania, Volodymyr Zelenskiy

Varios países del G-7 ya se han comprometido a diversificar su abastecimiento con respecto a Rusia.
Por Michael Nienaber y John Follain
08 de mayo, 2022 | 01:09 pm
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — Los líderes del Grupo de los Siete países más industrializados (G-7) se comprometieron a prohibir la importación de petróleo ruso en respuesta a la guerra del presidente Vladimir Putin en Ucrania.

Los jefes de las principales economías asumieron el compromiso tras mantener una videollamada con el Presidente de Ucrania, Volodymyr Zelenskiy, el domingo, víspera del Día de la Victoria de Rusia, el 9 de mayo, que conmemora la victoria de Rusia sobre la Alemania nazi en la Segunda Guerra Mundial. La fecha se ha convertido en la piedra de toque de la campaña del Kremlin para suscitar el apoyo público a la invasión.

PUBLICIDAD

Varios países del G-7 ya se han comprometido a diversificar su abastecimiento con respecto a Rusia. Estados Unidos y el Reino Unido ya han anunciado la prohibición de las importaciones de petróleo ruso y Alemania, la mayor economía de la Unión Europea, ha respaldado una propuesta para que la UE se deshaga de él antes de enero.

Los líderes “se comprometerán a eliminar progresivamente nuestra dependencia de la energía rusa, incluso eliminando o prohibiendo la importación de petróleo ruso”, dice la declaración del G-7. “Nos aseguraremos de hacerlo de forma oportuna y ordenada, y de manera que dé tiempo al mundo a asegurar suministros alternativos”.

PUBLICIDAD

Los líderes del G-7 también dijeron que tomarían medidas para prohibir o impedir de otro modo la prestación de servicios clave de los que depende Rusia. “Esto reforzará el aislamiento de Rusia en todos los sectores de su economía”, según la declaración.

También se comprometen a colaborar con sus socios “para garantizar un suministro energético mundial estable y sostenible y unos precios asequibles para los consumidores, entre otras cosas, acelerando la reducción de nuestra dependencia general de los combustibles fósiles y nuestra transición a las energías limpias de acuerdo con nuestros objetivos climáticos”.

La declaración incluye el compromiso de continuar las acciones “contra los bancos rusos conectados a la economía mundial y sistémicamente críticos para el sistema financiero ruso”, proseguir los esfuerzos para combatir la propaganda de Moscú y “continuar y elevar nuestra campaña contra las élites financieras y los miembros de la familia” que apoyan a Putin.

La reunión se produce en un momento en el que la UE se esfuerza por llegar a un acuerdo sobre su propia prohibición de las importaciones de petróleo ruso, con Hungría retrasando una propuesta que eliminaría el petróleo crudo en los próximos seis meses y los combustibles refinados en enero.

PUBLICIDAD

La prohibición de enviar petróleo ruso a terceros países también podría retrasarse hasta que los países del G-7 se comprometan a adoptar medidas similares, según personas familiarizadas con el asunto.

Te puede interesar:

PUBLICIDAD