Brainard de Fed: “Muy difícil” justificar pausa en alza de tasas en septiembre

Los banqueros centrales de EE.UU. subieron las tasas en medio punto porcentual el mes pasado y señalaron que volverán a hacerlo en las próximas dos reuniones

Lael Brainard, gobernadora de la Reserva Federal de Estados Unidos, escucha durante una audiencia de confirmación del Comité de Banca, Vivienda y Asuntos Urbanos del Senado en Washington, D.C., Estados Unidos, el jueves 13 de enero de 2022. Brainard, nominada por el presidente Biden para ocupar el puesto de vicepresidenta de la Fed, dijo que la tarea más urgente del banco central estadounidense es atajar la inflación y volver a situarla en el 2% al tiempo que se mantiene una recuperación inclusiva.
Por Craig Torres y Catarina Saraiva
02 de junio, 2022 | 01:56 PM

Bloomberg — Lael Brainard, vicepresidenta de la Reserva Federal de los Estados Unidos, dijo que las expectativas de aumentos de medio punto porcentual en las tasas de interés este mes y el próximo son razonables y que no ve motivos para detener después la campaña de endurecimiento monetario del banco central.

“Desde mi punto de vista, la previsión del mercado de 50 puntos básicos, potencialmente en junio y julio, a partir de los datos que tenemos hoy, parece un camino razonable”, dijo Brainard el jueves en una entrevista con CNBC. “Ahora mismo es muy difícil ver el caso para una pausa. Todavía tenemos mucho trabajo que hacer para bajar la inflación a nuestro objetivo del 2%.”

Los banqueros centrales de EE.UU. subieron las tasas en medio punto porcentual el mes pasado y señalaron que volverán a hacerlo en las dos próximas reuniones, mientras intentan reprimir la demanda y frenar la inflación más alta de las últimas décadas. Las minutas de la reunión de mayo sugirieron que el rápido ritmo de endurecimiento de la política monetaria permitiría a los funcionarios ralentizar el ciclo de subidas a finales de este año si fuera necesario.

VER +
Bullard de la Fed insta a subir tasas a 3.5% este año y recortar en 2023 o 2024
Resistencia de los consumidores
El gasto real aumentó en abril al máximo en tres meses
Gris: Gasto personal ajustado a la inflación en EE.UU.
Blanco: Índice de precios de los gastos de consumo SA (interanual)

La Reserva Federal también está endureciendo las condiciones financieras mediante la reducción de su inflado balance general a un ritmo mensual que aumenta hasta los US$95.000 millones en septiembre. El tamaño del balance general se duplicó con creces hasta alcanzar los US$8,9 billones, ya que el banco central compró agresivamente activos para apoyar a la economía estadounidense durante los dos primeros años de la pandemia.

PUBLICIDAD

Brainard, que tomó posesión de su cargo de vicepresidenta la semana pasada, se hizo eco de este deseo de flexibilidad, calificando de “más difícil de decir” lo que la Fed debería hacer una vez llegado septiembre.

“Si no vemos el tipo de desaceleración en las lecturas mensuales de la inflación, si no vemos que parte de esa demanda realmente caliente comienza a enfriarse un poco, entonces bien podría ser apropiado tener otra reunión en la que procedamos al mismo ritmo”, dijo. “Si vemos una desaceleración en las lecturas mensuales, podría tener sentido proceder a un ritmo ligeramente más lento”.

Los mercados financieros han oscilado bruscamente debido a que los inversores temen que los esfuerzos de la Reserva Federal por frenar la inflación puedan desencadenar una recesión económica, y hay algunos primeros indicios de que su campaña para enfriar la economía está surtiendo efecto. El Libro Beige de la Reserva Federal, publicado el miércoles, sugiere que el ritmo de crecimiento se está reduciendo, y cuatro de los 12 distritos del banco central señalan que la expansión se ha ralentizado.

PUBLICIDAD

Las ventas de viviendas existentes se han desacelerado con el aumento de las tasas de interés hipotecarias, pero otras partes de la economía han mantenido el impulso. Datos recientes sobre las ventas al por menor y la producción de las fábricas muestran que la economía sigue siendo fuerte al comenzar el segundo trimestre. El empleo también sigue siendo sólido, con un aumento de las nóminas de 428.000 personas en abril, y otras 325.000 previstas para mayo, cuando el Departamento de Trabajo publique el informe el viernes.

La guerra de Ucrania y los cierres por Covid-19 en China añadieron más restricciones de suministro a la economía mundial, y apuntalaron una tasa de inflación que ya está muy por encima del objetivo de la Fed, con un aumento del 6,3% en los 12 meses que terminaron en abril.

VER +
Waller de la Fed apoya alzas de 50 puntos base en tasa clave en varias reuniones

Este artículo fue traducido por Andrea González