Economía

Bullard de la Fed insta a subir tasas a 3.5% este año y recortar en 2023 o 2024

El funcionario dijo que una vez que la inflación en EE.UU. regrese al objetivo, los aumentos podrían revertirse a fines del próximo año o en 2024

James Bullard, presidente del Banco de la Reserva Federal de St. Louis
Por Steve Matthews
01 de junio, 2022 | 07:41 PM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — El presidente del Banco de la Reserva Federal de St. Louis, James Bullard, instó a los encargados de formular la política monetaria a aumentar las tasas de interés al 3,5% este año para reducir la inflación desde casi un máximo de cuatro décadas, y agregó que algunas de esas alzas podrían revertirse a fines del próximo año o en 2024.

Bullard recordó el miércoles al Club Económico de Memphis que a fines de 2019, antes de la pandemia de Covid-19, las tasas de la Reserva Federal eran del 1,55 %, el rendimiento del Tesoro a 10 años era del 1,86 % y las tasas hipotecarias estaban por debajo del 4 %.

Esto puede proporcionar un punto de referencia práctico sobre dónde se asentará la constelación de tasas una vez que la inflación esté bajo control en los EE. UU.”, dijo durante la presentación virtual.

PUBLICIDAD

Bullard, quien ha sido el funcionario de la Fed que más ha apoyado un incremento de las tasas este año, ha respaldado el plan del presidente Jerome Powell de subir las tasas de interés en medio punto en las próximas dos reuniones de política monetaria del banco central. Más tarde dijo a periodistas que actualmente está buscando otro aumento de ese tamaño en septiembre si los datos llegan como se esperaba. Sin embargo, también repitió que las tasas pueden volver a bajar en 2023 o 2024 una vez que la inflación regrese al objetivo.

‘Buen plan’

“Creo que tenemos un buen plan por ahora”, dijo Bullard a periodistas. “Este aumento de 50 puntos básicos por reunión es el doble del ritmo normal que el comité ha utilizado en los últimos años, lo que demuestra que hay mucha unanimidad en cuanto a pasar rápidamente a neutral en este entorno de alta inflación en el que nos encontramos”.

El Comité Federal de Mercado Abierto elevó las tasas en medio punto el mes pasado para enfriar la inflación más alta en 40 años y los funcionarios han señalado que volverán a subir la misma cantidad en sus reuniones de junio y julio. También comenzaron a reducir su enorme balance general a un ritmo mensual de US$47,500 millones desde el miércoles, aumentando a US$95,000 millones en septiembre, en un proceso también llamado ajuste cuantitativo.

PUBLICIDAD

Bullard dijo que adelantar los aumentos de tasas este año en lugar de extenderlos durante dos o más años permitiría a la Fed contrarrestar la inflación, gran parte de la cual ha sido causada por el estímulo fiscal y monetario en lugar de problemas de suministro relacionados con Covid.

“Queremos avanzar lo más rápido que podamos”, dijo.

La economía estadounidense ya está comenzando a desacelerarse en respuesta a un menor estímulo monetario, citado en el informe del Libro Beige sobre las condiciones económicas regionales. Bullard dijo a los periodistas que eso era esperado y bienvenido. Se debe esperar que el crecimiento se desacelere a una tasa de tendencia a largo plazo, de alrededor de 1,75-2%, dijo.

“Esto no me sorprende”, dijo Bullard. “Diría que, en general, los informes anecdóticos que he escuchado, algunos de los cuales se filtraron en el Libro Beige, son consistentes con el crecimiento continuo de la economía estadounidense: en ciertos mercados, muy, muy fuerte. En otros más templados.

PUBLICIDAD