PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Actualidad

EE.UU. advierte a Corea del Norte que habrá respuesta contundente a prueba nuclear

Cualquier prueba nuclear sería una violación de las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU y desestabilizaría la seguridad mundial, dijo la subsecretaria de Estado, Wendy Sherman.

Un grupo de personas mira en la estación de Seúl las imágenes de uno de los misiles lanzados por Corea del Norte.
07 de junio, 2022 | 06:27 pm
Tiempo de lectura: 3 minutos

Bloomberg — Estados Unidos advirtió a Corea del Norte que lanzará una fuerte respuesta en caso de que lleve a cabo una prueba nuclear, ya que Washington y una agencia de vigilancia de las Naciones Unidas han dicho que las señales indican que Pyongyang pronto podría activar su primer dispositivo atómico desde 2017.

Habría una respuesta rápida y contundente a tal prueba”, dijo la subsecretaria de Estado Wendy Sherman en Seúl en una reunión el martes con su homólogo surcoreano.

PUBLICIDAD

“Cualquier prueba nuclear sería una violación total de las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU”, dijo, y agregó que desestabilizaría la seguridad mundial. Sherman no dio más detalles sobre medidas específicas, pero sugirió que Estados Unidos trabajaría con sus aliados para imponer castigos.

Corea del Norte puede realizar una prueba de armas nucleares “en cualquier momento”, incluso esta semana, dijo Sung Kim, el representante especial de Estados Unidos para Corea del Norte, a periodistas en una conferencia telefónica más tarde el martes.

PUBLICIDAD

Sabemos que los norcoreanos han hecho preparativos para una prueba nuclear, y obviamente estaremos atentos y estaremos en estrecho contacto con nuestros aliados y socios para poder responder muy rápido, muy rápido si los norcoreanos proceden”, dijo.

El enviado estadounidense dijo que tal respuesta probablemente incluiría llevar el tema a las Naciones Unidas. Pero casi no hay posibilidad de que Rusia o China, que tienen poder de veto en el Consejo de Seguridad de la ONU, apoyen nuevas sanciones contra Corea del Norte, como lo hicieron en 2017 luego de una serie de pruebas de armas que llevaron al entonces presidente Donald Trump a advertir sobre " fuego y furia”.

Los dos países vetaron a fines de mayo una resolución del consejo redactada por Estados Unidos para aumentar las sanciones contra Corea del Norte por sus pruebas de misiles balísticos este año.

La Agencia Internacional de Energía Atómica de la ONU dijo que ha observado indicios de que Corea del Norte “podría estar preparándose para una prueba nuclear”. El director general de la OIEA, Rafael Grossi, dijo en una reunión el lunes de la Junta de Gobernadores de la agencia que una prueba de este tipo “sería motivo de gran preocupación”.

PUBLICIDAD

Una prueba de un dispositivo nuclear sería la séptima de Corea del Norte y la quinta bajo el liderazgo de Kim Jong Un. Su régimen probó por última vez un arma nuclear en septiembre de 2017, que fue su bomba atómica más poderosa con diferencia, con un rendimiento estimado de entre 120 y 250 kilotones.

Cualquier exhibición de las armas en el arsenal nuclear de Kim serviría como un recordatorio de los apremiantes problemas de seguridad planteados por Pyongyang que se han gestado a medida que el gobierno del presidente estadounidense Joe Biden se ha centrado en la invasión rusa de Ucrania.

PUBLICIDAD

Las imágenes satelitales indicaron que los trabajadores han estado cavando un nuevo pasaje en el sitio de Punggye-ri, donde Corea del Norte ha realizado todas sus pruebas nucleares anteriores, reportaron el servicio especializado NK News y otros .

Unos 20 aviones de combate de EE.UU. y Corea del Sur, incluidos los cazas furtivos F-35A, realizaron una demostración combinada de potencia aérea sobre las aguas frente a la costa oeste de la península, dijo el martes el Estado Mayor Conjunto de Corea del Sur.

PUBLICIDAD

La “protesta marcial” mostró la “respuesta abrumadora” de los aliados contra la amenaza de Corea del Norte, dijeron los jefes conjuntos en un comunicado. El nuevo presidente de Corea del Sur, Yoon Suk Yeol, un conservador que asumió el cargo el 10 de mayo, prometió una cooperación de seguridad más estrecha con Biden y una intensificación de los ejercicios militares conjuntos.

Las fuerzas estadounidenses y surcoreanas dispararon el lunes ocho misiles después de que Corea del Norte lanzara un número similar el día anterior. Fue la primera vez que los aliados tuvieron un lanzamiento de ojo por ojo desde 2017, según la Agencia de Noticias Yonhap.

PUBLICIDAD

El lanzamiento de Corea del Norte elevó la cantidad de misiles balísticos probados este año a un récord anual de 31, que incluye al menos dos fallas. Pyongyang también pareció estar respondiendo a lo que vio como provocaciones, disparando lo que probablemente fue el mayor bombardeo de un solo día durante la década de Kim en el poder cuando Estados Unidos y Corea del Sur terminaron ejercicios navales conjuntos en aguas internacionales en las cercanías de la prefectura japonesa de Okinawa.

Durante años, Corea del Norte ha dicho que los simulacros conjuntos son el preludio de una invasión y una guerra nuclear, y ha amenazado con represalias.

PUBLICIDAD