Asia

Kim Jong-un dice estar listo para luchar contra EE.UU. y “eliminar” a Corea del Sur

Kim pronunció uno de sus discursos más duros hacia Corea del Sur desde que el presidente actual, Yoon Suk Yeol, asumió en mayo

Kim Jong-Un visto en un televisor en la estación de tren de Seúl en junio
Por Jeong-Ho Lee
28 de julio, 2022 | 10:14 AM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — El líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, amenazó con “eliminar” a Corea del Sur y dijo estar listo también para cualquier batalla con EE.UU.

Hizo las declaraciones en el marco de un discurso para conmemorar el 69° aniversario del acuerdo que puso fin a los combates de la Guerra de Corea.

En su primera aparición pública en casi tres semanas, Kim pronunció uno de sus discursos más duros hacia Corea del Sur desde que el presidente actual, Yoon Suk Yeol, asumió en mayo y prometió adoptar una línea más dura hacia Pyongyang.

PUBLICIDAD

“Los imperialistas estadounidenses están empujando a las autoridades surcoreanas a un enfrentamiento suicida” con su país, dijo Kim, según reportó Agencia Central de Noticias de Corea (KCNA, por sus siglas en inglés).

“El régimen surcoreano y sus matones militares están ideando tácticas para enfrentarse a nosotros militarmente”, dijo Kim sobre un posible ataque preventivo. “Ese peligroso intento será castigado inmediatamente por nuestra poderosa fuerza, y el régimen de Yoon Suk Yeol y su ejército serán eliminados”.

Los comentarios marcaron la primera vez en los medios de comunicación estatales de Corea del Norte que Kim se refirió a Yoon por su nombre.

PUBLICIDAD
Yoon Suk-yeoldfd

La oficina de Yoon expresó en un comunicado su “profundo pesar” por los comentarios, y añadió que Corea del Sur estaba preparada para responder a las provocaciones de su vecino. También instó a Pyongyang a retomar las conversaciones de desarme nuclear, estancadas desde hace unos cuatro años.

Kim ha intensificado sus provocaciones este año mientras la atención de Estados Unidos se ha desviado hacia la invasión de Rusia en Ucrania, disparando un número récord de misiles balísticos y mostrando señales de que podría realizar su primera prueba nuclear desde 2017. El encendido discurso sirve para recordar al presidente Joe Biden los acuciantes problemas de seguridad que plantea Pyongyang.

El discurso rememora la firma el 27 de julio del acuerdo de armisticio entre las fuerzas de las Naciones Unidas lideradas por Estados Unidos, Corea del Norte y China que puso fin a la Guerra de Corea de 1950 a 1953. Aunque terminó en un punto muerto, Corea del Norte celebra el día como una “Victoria en la Patria”.

La presión de Estados Unidos para aislar a Rusia por su invasión de Ucrania, junto con la creciente animosidad hacia China, ha permitido a Kim reforzar su disuasión nuclear sin temor a enfrentarse a más sanciones en el Consejo de Seguridad de la ONU. Es casi imposible que Rusia o China, que tienen poder de veto en el consejo, apoyen cualquier medida contra Corea del Norte, como hicieron en 2017 tras una serie de pruebas armamentísticas que llevaron al expresidente Donald Trump a advertir de “fuego y furia”

Kim suele retirarse de la escena pública en verano para pasar estancias en su mansión costera y su megayate. Pero cualquier ausencia prolongada plantea dudas sobre la salud del hombre de 38 años, cuyo mayor tiempo sin aparecer en público como líder fue de seis semanas en 2014. Su última aparición en los medios de comunicación estatales se produjo el 9 de julio, cuando apareció en una sesión de fotos con los cuadros del partido gobernante.

PUBLICIDAD