EE.UU.

La desaceleración de la inflación de EE.UU. sería insuficiente para la Fed

Varios de los funcionarios de la Reserva Federal insisten en que la política monetaria debe ser suficientemente restrictiva durante algún tiempo y que el trabajo no ha terminado

Compras
Por Augusta Saraiva
25 de enero, 2023 | 08:20 PM

Bloomberg — Es probable que los marcadores inflacionarios favoritos de la Fed se enfriaran en el mes de diciembre hasta alcanzar el ritmo más lento en algo más de 365 días, lo que reforzaría la reducción del ritmo de subidas de los tipos de interés, aunque probablemente no lo bastante para que los responsables debatan una suspensión.

Según las previsiones de los expertos, el índice de precios de los gastos de consumo personal (PCE, por sus siglas en inglés), que se conocerá este viernes, aumentará un 5% al año, y el índice subyacente, que no incluye alimentos y energía, un 4,4%. Los dos serían los menores ascensos experimentados desde fines de 2021, y las proyecciones de variación por mes sugieren asimismo una tendencia a la moderación con respecto a los primeros meses del 2022.

Estos datos concuerdan con las proyecciones de que la Reserva Federal moderará el ritmo de subidas de los tipos de interés a 25 puntos básicos al concluir su reunión de dos días que inicia el 1 de febrero. Sin embargo, la inflación continúa muy por arriba de su nivel fijado del 2% y el mercado de trabajo, aún tenso, corre el peligro de hacer que siga siendo elevada.

PUBLICIDAD

Según Blerina Uruci, economista jefe para EE.UU. de T. Rowe Price Associates, " la función de respuesta parece haber previsto una ralentización de las subidas de los tipos de interés a un ritmo de un cuarto de punto porcentual por reunión en lo sucesivo”. “La cifra del PCE probablemente no cambie mucho esta tendencia, sobre todo porque se produce tras varios meses de cifras de inflación más frías”.

Los economistas también estarán atentos a la estimación inicial del producto interno bruto del cuarto trimestre del gobierno el jueves, que también incluye el precio del PCE y otras métricas de inflación.

FirmaEstimación del PCE básico de diciembre
(mensual)
Bloomberg Economics0,3%
Bank Of America0,3%
Citigroup0,3%
Deutsche Bank0,4%
JPMorgan Securities0,3%
Morgan Stanley0,3%
Wells Fargo0,3%

Los funcionarios de la Fed aumentaron el mes pasado su estimación básica de PCE para finalizar 2022 en torno al 4,8%, frente a una proyección del 4,5% en septiembre. Para que eso se materialice, la cifra de diciembre tendría que aumentar un 0,38 % mes a mes, en comparación con la estimación media del 0,3 %, según los cálculos de Bloomberg.

PUBLICIDAD

Esas suposiciones han respaldado el razonamiento de la Reserva Federal de que las tasas de interés alcanzarán un máximo de alrededor del 5,1% y permanecerán allí hasta 2023, una predicción que muchos economistas e inversores dudan que se cumpla. Otro indicador de inflación observado de cerca, el índice de precios al consumidor (IPC), ha estado desacelerándose durante meses y las presiones salariales están disminuyendo.

Los formuladores de políticas reconocen el progreso, pero sostienen que su trabajo está lejos de terminar. El presidente Jerome Powell y sus colegas están particularmente preocupados por la inflación en el sector de servicios, excluyendo la energía y la vivienda, que van desde la atención médica hasta cortarse el pelo, ya que los salarios son un gran costo para estas empresas.

“Incluso con la moderación reciente, la inflación sigue siendo alta, y la política deberá ser lo suficientemente restrictiva durante algún tiempo para garantizar que la inflación regrese al 2% de manera sostenida”, dijo la semana pasada el vicepresidenta de la Fed, Lael Brainard.

Walmart Inc. (WMT), el mayor empleador del sector privado en los EE.UU., dijo esta semana que aumentará los salarios iniciales en un 17% en un contexto de alta inflación y dura competencia por la mano de obra. Dependiendo de la ubicación, el pago inicial de los nuevos trabajadores puede llegar a US$19.

Lo que dice Bloomberg Economics...

“Creemos que la Fed es justamente escéptica ante la opinión de que la amenaza de la inflación ha pasado. El PCE básico, excluyendo los alquileres de viviendas, la medida de inflación que la Fed observa más de cerca, según Powell, ronda el 4% y ha mostrado pocos signos de moderación (en contraste con la medida análoga del IPC)”. Anna Wong, Eliza Winger y Niraj Shah, economistas

A los economistas les preocupa que la Fed, en parte debido a que basa su política en pronósticos de inflación que son demasiado pesimistas, suba las tasas tan alto, o las mantenga altas durante un período prolongado, hasta el punto de que lleve a EE.UU. a una recesión. Se espera que el próximo informe del PIB muestre que la economía creció a un ritmo más lento a fines de año, pero aún respaldada por un sólido gasto de los consumidores en servicios.

PUBLICIDAD

Más allá de eso, el panorama es más nublado. Los pronosticadores prevén una contracción del PIB en el segundo y tercer trimestre a medida que el gasto se estanca, la inversión empresarial disminuye y la producción industrial se debilita, según una encuesta de economistas de Bloomberg realizada a principios de este mes. Eso pone las probabilidades de una recesión durante el próximo año en un 65%.

La inflación es notoriamente difícil de predecir, y la Fed ha sido tomada por sorpresa en el pasado. Los críticos, e incluso varios funcionarios, dicen que el banco central se movió demasiado lento con su campaña de aumentos el año pasado, y que los mensajes son clave para mantener bajo control las expectativas del mercado.

“No quieren sonar moderados porque no quieren que las condiciones financieras se relajen demasiado, por lo que deben seguir hablando más duro, pero también es real porque la inflación podría volver a subir”, dijo Luke Tilley, economista jefe de Wilmington Trust Corp., que anteriormente trabajó en la Reserva Federal de Filadelfia.

PUBLICIDAD

Entonces, si bien los datos del PCE probablemente reforzarán que la inflación se está enfriando, es demasiado pronto para que la Fed declare la victoria. Los formuladores de políticas insistirán en que necesitan ver más evidencia de que las ganancias de precios están disminuyendo antes de discutir la pausa en las alzas de tasas, particularmente en medidas salariales como el índice de costos laborales y las ganancias promedio por hora que se publicarán la próxima semana.

“Si quieres prevenir el incendio forestal, debes asegurarte de que las brasas de la fogata estén completamente apagadas. Todavía no hemos llegado a ese punto”, dijo Carl Riccadonna, economista jefe para Estados Unidos de BNP Paribas. “Entonces, es posible que quieran avanzar más lentamente, pero aún quieren seguir caminando”.

PUBLICIDAD

Con la asistencia de Matthew Boesler y Chris Middleton.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD