Rusia quiere volver a la Luna tras casi 50 años

Un modulo sin tripulación buscará explorar el polo sur del satélite por primera vez

Este dibujo al pastel, realizado por el artista John Russell en 1787, fue la descripción más precisa de la Luna hasta la introducción de la fotografía.
Por Bruce Einhorn - Loren Grush
13 de agosto, 2023 | 01:51 PM

Bloomberg — Después de casi cincuenta años, Rusia tiene previsto regresar a la Luna lanzando un módulo de aterrizaje sin tripulación en dirección al polo sur lunar, sumándose así a la competición con la NASA y otras agencias aeroespaciales.

Su lanzamiento tuvo lugar en el cosmódromo de Vostochny, en el extremo oriental ruso, el jueves. El Luna-25 competirá con el Chandrayaan-3 de la India, que está orbitando la Luna, y es posible que también trate de aterrizar cerca de este polo hacia finales del mes de agosto. El primero en aterrizar podría obtener el reconocimiento de ser el primero en hacer alunizar una aeronave espacial intacta en esta zona o en sus proximidades.

Según los científicos, el polo sur lunar puede contener reservas de agua congelada en cantidad suficiente para albergar a seres humanos a largo plazo.

Conseguir que el Luna-25 llegue sin problemas a la Luna proporcionaría un espaldarazo muy necesitado a la agencia espacial de Rusia, Roscosmos, que ha luchado en años recientes contra una financiación escasa, un polémico liderazgo y una mala ejecución de planes, sin lograr mayores avances más allá del envío de personas y satélites a la órbita terrestre baja.

PUBLICIDAD

La URSS fue el primer país en aterrizar una nave espacial en la luna, pero Rusia casi abandonó la exploración lunar después de la última misión lunar soviética, una sonda robótica en 1976.

VER +
Virgin Galactic lleva a sus primeros turistas al borde del espacio

Una vez en la luna, Luna-25 estudiará el suelo lunar y la exosfera, parte de la muy delgada atmósfera de la luna. La nave espacial también está equipada con un pequeño brazo robótico para recolectar muestras de suelo para su análisis. La misión del módulo de aterrizaje está diseñada para durar hasta un año.

Roscosmos ha sufrido daño como resultado de la invasión a gran escala de Ucrania por parte del presidente Vladimir Putin el año pasado. Las asociaciones espaciales del país casi se evaporaron y los operadores de satélites como OneWeb Ltd. cancelaron los lanzamientos.

PUBLICIDAD

La Agencia Espacial Europea abandonó los planes para proporcionar una cámara de navegación que viajaría en Luna-25 y canceló un proyecto conjunto para un explorador de Marte, aunque Rusia continúa trabajando con sus socios estadounidenses, europeos, japoneses y canadienses en la Estación Espacial Internacional.

Si bien SpaceX de Elon Musk y otros están construyendo extensas redes de satélites en órbita terrestre baja, la participación de Rusia en el mercado de lanzamiento se ha reducido, representando solo alrededor del 8% de los lanzamientos este año, según datos de la contabilidad PwC, frente a casi el 40%. una década atrás.

La guerra “aceleró un declive que ya estaba en marcha”, dijo Dallas Kasaboski, analista principal de la consultora espacial Northern Sky Research. Los rusos “simplemente no han sido un líder tan fuerte en el espacio como lo han sido históricamente”.

Rusiadfd

El polo sur lunar es un objetivo muy codiciado entre las naciones que realizan actividades espaciales, incluidos EE.UU. y China.

La NASA, que espera que los astronautas regresen a la luna a través de su programa Artemis, anunció el año pasado 13 posibles regiones de aterrizaje cerca del polo.

VER +
El gasto mundial en el espacio crecerá un 41% en los próximos cinco años

El robot Chang’e 7 de la agencia espacial china, programado para alrededor de 2026, llevará equipo para investigar las reservas de hielo en la parte permanentemente sombreada de un cráter en la región, informaron los medios estatales el 1 de agosto.

Más tarde, China desplegará naves espaciales para construir una estación de investigación cerca del polo sur, y el gobierno tiene la intención de enviar los primeros astronautas chinos a la Luna para 2030, dijo en mayo un funcionario de la Agencia Espacial Tripulada de China.

PUBLICIDAD

Advertencia de China

Si bien el administrador de la NASA, Bill Nelson, ha criticado repetidamente a China, advirtiendo que Pekín puede buscar llegar primero al polo sur lunar y evitar que otros países accedan a los recursos allí, no ha hecho sonar alarmas similares sobre Rusia. Durante la era soviética, ningún cosmonauta de Rusia llegó a la luna.

El programa espacial ruso no está dispuesto a enviar a nadie allí, dijo Nelson en una conferencia de prensa el 8 de agosto.

“No creo que mucha gente en este momento diga que Rusia está realmente lista para aterrizar cosmonautas en la luna en el período de tiempo del que estamos hablando, o que posiblemente China lo estaría”, dijo Nelson. “Así que creo que la carrera espacial es realmente entre nosotros y China”.

Roscosmos no respondió a las solicitudes de comentarios.

PUBLICIDAD

Después de una ausencia tan larga de la luna, Roscosmos tiene la intención de enviar más misiones después de Luna-25. Los planes incluyen un módulo de aterrizaje para buscar minerales y hielo de agua.

Lea más en Bloomberg.com