La pequeña isla mediterránea que quiere aprovechar el frenesí global por la IA

Las empresas, las escuelas y el gobierno están intentando establecer al país como un improbable líder de la IA y desplegando ampliamente la tecnología con la esperanza de resolver los retos a los que se enfrenta

Malta trató de convertirse en un líder tecnológico con blockchain, y se subió al tren de la inteligencia artifical en el 2019 con un ambicioso plant durante la administración del ex primer ministro Muscat. (Foto: Luke MacGregor/Bloomberg)
Por Saritha Rai
27 de mayo, 2024 | 12:52 PM

Bloomberg — En numerosas compañías existe una gran preocupación por que la IA asuma algún día trabajos tradicionalmente realizados por los seres humanos. No obstante, en GO Plc, eso no es un temor: es el objetivo explícito.

GO, el principal proveedor de telecomunicaciones de Malta y unas de las mayores compañías públicas en el país, recurre cada vez más a la inteligencia artificial para gestionar las tareas cotidianas.

Maltadfd

Las herramientas de IA generan en la actualidad cerca del 20% de todo su contenido de marketing y aproximadamente el 30% del lenguaje escrito.

Lea más: CEO de Microsoft: nuevas PC con inteligencia artificial reavivarán nuestra rivalidad con Mac

PUBLICIDAD

GO emplea servicios de inteligencia artificial generativa para preparar todos sus contratos legales, que posteriormente son revisados por personas. Y la compañía pretende que sus más de 1.100 colaboradores aprendan a utilizar la IA generativa para ser más productivos.

“Nos tenemos suficientes abogados, contables y programadores”, afirma Nikhil Patil,CEO de GO con sede en Malta y Londres, al referirse a las condiciones de contratación en la isla. “Sólo la IA puede ayudarnos a escapar de la gran falta del talento”.

Quizá Malta no nos venga inmediatamente a la cabeza como país a la vanguardia en materia tecnológica.

PUBLICIDAD

La diminuta isla del Mediterráneo es más famosa por su laxa legislación, que permite a las compañías dedicadas a los juegos de azar en internet burlar los controles establecidos por otros países, y por su negativa a acabar con un programa de visados de oro que la Comisión Europea califica de inadmisible.

En el pasado también fue objeto de críticas por no tomar medidas eficaces contra el blanqueo de dinero.

Pero en toda Malta, las empresas, las escuelas y el gobierno están intentando establecer al país como un improbable líder de la IA y desplegando ampliamente la tecnología con la esperanza de resolver los retos existenciales a los que se enfrenta la nación marítima.

Lea más: Alphabet y Meta ofrecen millones para asociarse con Hollywood en IA

Eso incluye la amenaza del cambio climático, la necesidad de atraer más inversión extranjera y un grave déficit de personas calificadas. En el proceso, Malta, que ya ha intentado capitalizar las tendencias tecnológicas con anterioridad, también puede convertirse en un campo de pruebas de la promesa y las limitaciones de la IA como remedio para los males de la sociedad.

“Podemos aprovechar el poder de la IA para el bien público, no temerla como una catástrofe que se avecina”, dijo el año pasado Robert Abela, primer ministro de Malta, en unas declaraciones preparadas para la Asamblea General de las Naciones Unidas que eran notablemente más optimistas sobre la IA que otros líderes europeos“.

La Universidad de Malta ha recurrido a la inteligencia artificial para tratar de preservar su lengua única, vigilar sus aguas costeras con drones impulsados por IA y adaptar los planes de estudios escolares, incluido el desarrollo de un programa para los alumnos más jóvenes que consiste en crear “marionetas de IA” e “historias impulsadas por IA”.

PUBLICIDAD

Dingli, un profesor reconvertido en empresario, está abordando uno de esos problemas por sí mismo. Ha recaudado cerca de US$1,4 millones para desplegar la IA con el fin de intentar solucionar los atascos de tráfico en las horas punta del país.

Hay más de otras 50 empresas emergentes de IA en Malta, según el investigador Tracxn Technologies Ltd., un número nada desdeñable para un país de unos 500.000 habitantes. La lista incluye a Ebo, que fabrica agentes virtuales de atención al cliente, y SmartCow, que ofrece servicios de IA capaces de detectar accidentes e infracciones de tráfico.

Lea más: Michael Dell dice que los PC con IA serán “bastante comunes” en 2025

Malta ya ha intentado antes convertirse en un semillero de tecnología punta.

PUBLICIDAD

En 2018, el país impulsó su marca como “Isla Blockchain”, introduciendo un marco legislativo temprano para la tecnología. En un momento dado, Binance, la mayor bolsa de criptodivisas del mundo, estuvo en conversaciones para operar en la isla. Desde entonces, Binance ha sido objeto de escrutinio por parte de los reguladores de varios países.

El país se subió al carro de la IA antes que muchos otros.

PUBLICIDAD

En 2019, varios años antes del frenesí del ChatGPT, el gobierno maltés del entonces primer ministro Joseph Muscat presentó una ambiciosa hoja de ruta para convertirse en la “plataforma de lanzamiento definitiva de la IA” para 2030. El plan, de múltiples vertientes, preveía invertir en startups, así como impulsar la adopción de la IA por parte de los sectores público y privado.

Pero la pandemia detuvo los esfuerzos por infundir la IA en la sanidad, la educación y las finanzas. Para complicar aún más las cosas, Muscat dimitió a principios de 2020 después de que sus ayudantes fueran vinculados a un coche bomba que mató a un periodista de investigación. Abela asumió el cargo de primer ministro tras su dimisión y desde entonces ha redoblado el febril abrazo del país a la IA.

Dingli está trabajando en una estrategia revisada de IA para el gobierno.

PUBLICIDAD

En respuesta al endurecimiento de la normativa sobre IA de la Unión Europea, Malta planea introducir medidas concretas para abordar el desplazamiento de puestos de trabajo, mejorar la alfabetización en IA en todos los niveles educativos y adaptar sus marcos para garantizar el despliegue ético de la tecnología, dijo Dingli. “La previsión a la hora de reconocer la importancia de la IA ha dado a Malta una ventaja en el campo de la IA, y hoy en día sigue siendo líder en el sector”, afirmó Dingli, una declaración que podría levantar algunas cejas entre los líderes del sector en Silicon Valley.

Malta ha sufrido otros reveses con sus sueños de IA. En 2022, por ejemplo, el país presentó a la ciudadana virtual Marija en una conferencia sobre turismo para atraer a los turistas utilizando la IA para ayudarles a explorar la oferta de la isla. Sin embargo, el proyecto se detuvo abruptamente al no poder seguir el ritmo de los avances de la IA generativa, según los medios locales.

Patil, el director general de GO, está trabajando para impulsar la inversión en el ecosistema de IA más amplio de Malta. Por ahora, está empezando poco a poco.

Go Ventures, una filial de GO, invirtió recientemente US$50.000 en ToumAI Analytics, una startup con sede en Marruecos que utiliza la IA para comprender el comportamiento de los clientes y obtener comentarios en siete idiomas africanos. ToumAI está desplegando ahora sus bots de voz multilingües para ofrecer un mejor servicio de atención al cliente a los abonados de GO.

PUBLICIDAD

Patil dijo que procederá con cautela a la hora de invertir en otras startups de IA. “No podemos invertir sólo porque la IA sea una cosa increíble y nueva ”, dijo.

Lea más en Bloomberg.com