Balanza comercial energética argentina alcanzaría en 2024 mayor superávit en casi 20 años

Más producción de petróleo, mayor transporte de gas y menores precios internacionales, entre los factores que explican este evento. Sería el superávit más alto desde 2006

Plataforma no campo de Vaca Muerta, na Argentina
08 de abril, 2024 | 04:19 PM

Buenos Aires — La producción de energía le permitirá a la Argentina generar divisas y reforzar las reservas del Banco Central en este 2024. Tras un déficit comercial energético de US$4.400 millones en 2022, en 2023 el país alcanzó un equilibrio en su balanza y este año podría alcanzar un superávit de US$4.000 millones, según las proyecciones de la consultora Economía & Energía.

Esto se explica principalmente por dos factores: exportación de petróleo y menor importación de GNL y gasoil. Respecto a las ventas externas de crudo, este año se exportaría por US$5.087 millones, contra los 3.887 millones del 2023. En cantidades, el aumento sería del 30%, exportando en promedio 175 mil barriles por día.

El aumento, a su vez, está vinculado a una mayor producción de petróleo en los yacimientos no convencionales de Vaca Muerta, “a pesar de las limitaciones en la capacidad de transporte”, dice el informe.

Aún con esas limitaciones, según la consultora, “las ampliaciones en la capacidad de transporte de crudo, tanto hacia el Atlántico como hacia el Pacífico, desarrolladas a lo largo del año previo, permitirían un aumento sustantivo en el volumen de exportaciones de petróleo respecto al promedio registrado en el año 2023″.

PUBLICIDAD

La limitación del transporte mencionada podría comenzar a revertirse a partir de la conclusión de las obras de ampliación del oleoducto de Oldelval, que transporta crudo desde Vaca Muerta a Bahía Blanca, en el sur de la provincia de Buenos Aires y sobre la costa atlántica.

Vaca Muertadfd

Las importaciones de energía, que en 2022 alcanzaron los US$12.868 millones (en un contexto de altos precios internacionales y sin el gasoducto Néstor Kirchner), en 2024 alcanzarían los US$4.858 millones, según la proyección de E&E.

“La compra externa de productos energéticos continuará su tendencia descendente, como consecuencia de los menores precios internacionales del GNL y por la ampliación de la capacidad de transporte de gas natural desde la cuenca neuquina”, dice el informe.

PUBLICIDAD

Argentina ya adquirió diez buques con GNL para el abastecimiento en los picos de invierno, cuyas erogaciones alcanzaron los US$210 millones, mientras que está vigente el contrato para la exportación de gas natural en firme con Bolivia hasta el 31 de julio. Superada esa fecha, el Gobierno de Javier Milei aspira a suplir la demanda de energía del norte del país con el gas producido en Vaca Muerta transportado por el gasoducto reversal del norte.

Vaca Muertadfd

Gasoil y gasolinas, el rubro que más dólares le demandó al país dentro del sector energétido durante el 2022 y 2023, en 2024 caería a los US$1.638 millones. “Las compras externas de gasoil se contraerían en más de un 40%, ante su menor utilización en el sistema de generación de energía eléctrica”.

“Se debe destacar que nuestro país no verificaba un superávit comercial de esta magnitud desde 2009, cuando la balanza exhibió un superávit de US$3.830 millones”, señala el informe de la consultora que dirige Nicolás Arceo. Sería el superávit más alto desde los US$6.081 millones del 2006.

Vaca Muertadfd

La nota fue modificada tras su publicación por un error del autor respecto al último valor récord de superávit en la balanza comercial energética.