Negocios

Pemex encuentra mercado para su combustible sucio: exportaciones rompen récord

La petrolera mexicana vendió al extranjero 217.300 barriles diarios durante octubre, el mayor nivel en su historia.

Tanques de almacenamiento de combustóleo en la refinería Miguel Hidalgo Petróleos Mexicanos (Pemex).
29 de noviembre, 2021 | 05:05 AM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Ciudad de México — Petróleos Mexicanos (Pemex) encontró apetito en el mercado internacional por el combustóleo que produce, un residuo de la refinación petrolera altamente contaminante.

Durante octubre de 2021, la petrolera a cargo de Octavio Romero Oropeza alcanzó un récord histórico en las exportaciones del combustible sucio: 217.300 barriles diarios.

Los datos de la empresa, con registros desde 1990, muestran que Pemex aumentó las exportaciones a partir de 2020, pese a la pandemia de Covid-19, la cual destruyó la demanda internacional de energía, y el endurecimiento regulatorio de la Organización Marítima Internacional (IMO) de las Naciones Unidas, que limitó el contenido de azufre en el combustóleo para embarcaciones de 3,5 a 0,5% en enero de 2020.

PUBLICIDAD

La recuperación del petróleo crudo por la reactivación económica también se ha reflejado en mayores ingresos para la compañía por la venta internacional del residuo. Durante septiembre, el valor comercial de las exportaciones de combustóleo de Pemex ascendieron a US$341 millones, un incremento mensual de 43% y 105% anual.

Estados Unidos ha sido el principal comprador de este producto. Sus refinerías están diseñadas para procesar petróleos crudos con altos niveles de azufre. En agosto, EE.UU. importó 68.000 barriles diarios de combustóleo con más de 1% de azufre desde México, de acuerdo con datos de la Administración de Información Energética (EIA, por sus siglas en inglés).

Otras naciones también han mostrado apetito por el combustible sucio mexicano. Panamá fue el segundo comprador más importante durante el año pasado. Le siguen Irlanda, Singapur, Emiratos Árabes Unidos, Reino Unido e incluso Cuba, según datos de la Secretaría de Economía.

PUBLICIDAD

Bloomberg Línea consultó a Pemex sobre los mercados a los que ha exportado combustóleo en 2021, pero no obtuvo respuesta hasta esta publicación.

El aumento en la producción de combustóleo responde al objetivo de la petrolera mexicana de recuperar la capacidad instalada de sus seis refinerías (1,5 millones de barriles diarios) mientras construye una nueva en el estado natal del presidente Andrés Manuel López Obrador, y concluye la compra por la totalidad de Deer Park, una refinería en sociedad con Shell en Texas. La meta gubernamental es la autosuficiencia en gasolina y diésel.

Utilizado en México para generar electricidad, la producción del residuo petrolero ha sido fuertemente criticada por los partidos de oposición al gobierno mexicano, académicos y grupos ecologistas por los daños que provoca al sistema respiratorio de la población y al medio ambiente ante su elevado contenido de azufre.

Desde la perspectiva económica, el problema con el combustóleo de Pemex -reconocido por su CEO- es el precio, inferior al crudo que le da origen.

Romero Oropeza prometió terminar en 2024 la construcción de la planta coquizadora en la refinería en Hidalgo para reducir en 90% la producción del residuo en los complejos refinadores de Tula y Salamanca en Guanajuato con el fin de obtener más gasolinas y diésel.

Lee más: Pemex cumple un año refinando más combustible sucio que gasolina

PUBLICIDAD

Puede interesarte:

Convierta a Bloomberg Línea en su fuente de noticias

PUBLICIDAD