Chile

Trabajadores de aplicaciones digitales serán regulados en Chile: ¿En qué consiste la futura ley?

La iniciativa busca una mayor fiscalización de las plataformas, al tiempo que pretender aumentar los empleos de ciudadanos chilenos

Delivery workers wait outside to pick up food orders in Santiago, Chile, on Monday, July 27, 2020. President Sebastian Pinera signed a bill into law late Friday allowing Chileans to withdraw retirement savings, following scenes of citizens lining up by the thousands outside pension fund offices. Photographer: Cristobal Olivares/Bloomberg
08 de marzo, 2022 | 06:00 AM
Tiempo de lectura: 3 minutos

Bloomberg Línea — La Sala de la Cámara de Diputados envió el proyecto de formalización laboral de los trabajadores de las plataformas digitales de transporte y delivery para que sea firmada por el Gobierno de Chile y se convierta en ley.

El proyecto crea un marco regulatorio que define las posiciones de los trabajadores frente a las aplicaciones digitales y su vinculación laboral -como dependientes o independientes- y quienes hasta ahora se encuentran por fuera de la legislación laboral del país.

Una vez se convierta en ley y empiecen a correr los términos debatidos, los trabajadores vinculados a estas empresas tendrán la posibilidad de acceder a prestaciones de seguridad social (acceso a salud, pensiones, accidentes del trabajo y enfermedades profesionales, seguro de invalidez y sobrevivencia, entre otras), según detalló el Gobierno.

PUBLICIDAD

“Cuando esta nueva normativa entre en vigencia, los trabajadores de plataformas digitales tendrán derecho, entre otras materias, a seguridad social, capacitación, entrega de elementos de protección personal, seguro contra daños, derecho a desconexión, remuneración o pago por jornada efectivamente prestada, sindicalización y negociación colectiva, por mencionar solo algunos”, explicó el subsecretario del Trabajo, Fernando Arab.

La Subsecretaría del Trabajo explicó que el proyecto busca establecer condiciones equilibradas para ambos perfiles de trabajadores (dependientes e independientes), creando un piso mínimo de condiciones.

En los tres ejes de la normativa, el Congreso aprobó que sean tenidos en cuenta factores como el deber de protección, jornadas de trabajo, horarios, mecanismos de registro de la jornada laboral, y tipos de remuneración conforme a las reglas generales y por los servicios prestados efectivamente.

PUBLICIDAD

Lea también: Fin del Senado en Chile, la propuesta de constituyentes que abre fisuras políticas

Además de las prestaciones sociales, la ley se encargará de brindar derecho a desconexión tanto para trabajadores dependientes como independientes, así como un aviso previo ante la terminación del contrato.

“Estamos regulando una materia que, hasta hoy, en la mayoría de los casos, estaba en la absoluta informalidad y precariedad. Con esto, nuestro país será pionero en regular legislativamente a estas economías de plataformas digitales de servicios, a través de una legislación moderna e innovadora, que esperamos logre conciliar, adecuadamente, el debido resguardo de los derechos de los trabajadores con el necesario desarrollo que estas nuevas aplicaciones tienen en un mundo cada vez más globalizado”, explicó Arab.

Cuando comience a regir las aplicaciones digitales de transporte y delivery tendrán que definir para sus trabajadores una zona específica de trabajo, así como “la designación de un canal oficial para presentar objeciones, reclamos o requerimientos, el que deberá contar con un lugar físico de atención, un teléfono local y un representante de la empresa responsable”.

Delivery workers rides a motorcycle during lockdown in Santiago, Chile, on Monday, March 29, 2021. Chile has been vaccinating its population much faster than all other countries in Latin America, with more than 6 million inoculated, though the nation has still seen its daily record number of cases increase. Photographer: Cristobal Olivares/Bloombergdfd

Junto a la formalización laboral, la ley abre una nueva ventana para que las autoridades chilenas realicen la respectiva fiscalización de las apps, por lo cual las empresas deberán permitir el acceso a la programación del algoritmo, a explicaciones completas y suficientes sobre la forma en que toma sus decisiones, los datos con los que fue entrenado el trabajador y todo factor relevante para el cumplimiento de la ley.

Las empresas que utilizan estos canales digitales también deberán proveer a los trabajadores de elementos de protección necesarios para el desarrollo de su función, como casco, rodilleras y coderas, en el caso de que el vehículo usado sea bicicleta o motocicleta.

PUBLICIDAD

Lea también: No más plásticos de un solo uso, la ley que rige en Chile desde el fin de semana

Además, “la plataforma deberá contratar un seguro de daños que asegure los bienes personales del trabajador para la prestación de servicios, con una cobertura mínima anual de 50 UF (1.812 dólares, aproximadamente)”.

Por último, la normativa también busca incentivar la generación de empleo para ciudadanos chilenos, pues para las apps con más de 25 trabajadores dependientes, tendrán un plazo de tres años para tener al menos un 85% de trabajadores dependientes de nacionalidad chilena.

Le puede interesar:

PUBLICIDAD