Economía

Equipo Biden se apresura a negar que EE.UU. haya caído en una ‘recesión técnica’

El jueves se conocerán los datos del producto interno bruto trimestral. 20 de los 63 economistas encuestados por Bloomberg actualmente esperan un retroceso

Brian DeeseFotógrafo: Michael Reynolds/EPA/Bloomberg
Por Josh Wingrove
25 de julio, 2022 | 09:27 PM

Bloomberg — La Administración del presidente Joe Biden está restando importancia a los datos publicados esta semana que podrían mostrar que la economía de Estados Unidos se contrajo por segundo trimestre consecutivo, un desarrollo que coincidiría con una definición estándar de recesión.

El mensaje de la Administración fue: lo que a menudo se llama una “recesión técnica” no es necesariamente real. Lo que está en juego es ganar una batalla de mensajes políticos con los republicanos sobre cuán efectivas han sido las políticas de Biden para estimular una recuperación posterior a la pandemia.

El equipo de Biden, incluida la secretaria del Tesoro, Janet Yellen, se han desplegado en los últimos días en preparación para el reporte el jueves de los datos del producto interno bruto trimestral, reforzando la señal de que la definición formal de una recesión es compleja y va más allá de simplemente dos trimestres de crecimiento negativo.

PUBLICIDAD

El propio presidente dijo este lunes: “Desde mi punto de vista, no vamos a caer en una recesión”. Sus comentarios se dieron después de una reunión virtual con líderes corporativos para discutir la continua escasez de semiconductores.

“Mi esperanza es que pasemos de un crecimiento rápido a un crecimiento constante”, dijo Biden, al tiempo que señaló que la tasa de desempleo de EE.UU. del 3,6% es históricamente baja.

Funcionarios de la Administración argumentan que el panorama económico actual es complicado, con choques de oferta global y precios fluctuantes de productos básicos compensados por un mercado laboral sólido.

PUBLICIDAD

EE.UU. agregó más de un millón de empleos en el segundo trimestre, destacó el director del Consejo Económico Nacional, Brian Deese. Nunca ha habido una recesión en EE.UU. en la que la economía no haya perdido empleos, señaló.

Los datos de empleo de EE.UU. siguen aumentando desde la caída de la pandemia. dfd

“Enfrentamos una economía con desafíos globales muy significativos”, dijo Deese en una entrevista. “Nuestro enfoque está en lo que podemos hacer en materia de políticas para tratar de abordar esos desafíos, así cómo intentar aumentar las perspectivas de que podemos avanzar, a través del proceso, este período de incertidumbre hacia uno de crecimiento más estable y constante”.

La previsión mediana para el PIB del segundo trimestre es de una ganancia anualizada de 0,4%, luego de una contracción de 1,6% en los primeros tres meses del año. Sin embargo, 20 de los 63 economistas encuestados por Bloomberg actualmente esperan un retroceso, lo que ayudará a impulsar el debate sobre la recesión.

“Con un seguimiento del crecimiento muy bajo este trimestre, existe un riesgo elevado de que el PIB del segundo trimestre de 2022 sea negativo y marque una recesión técnica en la primera mitad de 2022”, escribieron economistas de Morgan Stanley dirigidos por Ellen Zentner en una nota del 22 de julio.

El equipo de Biden está haciendo una distinción, incluyendo una publicación de blog, de lo que oficialmente se considera una recesión y lo que generalmente se conoce como una “recesión técnica”.

La definición coloquial es: dos trimestres consecutivos de crecimiento negativo. Pero la definición formal en el contexto de EE.UU. proviene del Buró Nacional de Investigación Económica (NBER, por sus siglas en inglés), que define una recesión como una “disminución significativa en la actividad económica que se extiende por toda la economía y que dura más de unos pocos meses”. Un panel del NBER dedicado basa la determinación en criterios que incluyen la profundidad, la difusión y la duración.

PUBLICIDAD

Deese se mostró en desacuerdo con la caracterización de dos cuartas partes de la caída del PIB como una recesión “técnica”, terminología que es ampliamente utilizada por economistas e inversionistas por igual.

“La definición técnica no es dos trimestres negativos”, dijo Deese. “Técnicamente, la definición es la definición del NBER”.

El domingo, Yellen dijo que estaría sorprendida si el NBER llama a esto una recesión, dado el estado del mercado laboral. “Cuando estás creando casi 400.000 puestos de trabajo al mes, eso no es una recesión”, dijo el domingo en “Meet The Press” de NBC.

PUBLICIDAD