Lula busca cautivar a la clase media a medida que su apoyo se estanca

El equipo de Lula ve a este sector de la población como uno de los mayores obstáculos para impulsar su intención de voto

Luiz Inácio Lula da Silva
Por Simone Iglesias
25 de agosto, 2022 | 02:25 PM

Lea esta historia en

Inglés

Bloomberg — La campaña de Luiz Inácio Lula da Silva, primero en las encuestas de opinión de cara a las elecciones presidenciales de Brasil, está cada vez más preocupada por ganar el apoyo de la clase media, un sector clave en los comicios, a medida que su ventaja en los sondeos se estanca, según personas cercanas al candidato.

VER +
Las elecciones de Brasil marcarán la agenda de integración de América Latina

El equipo de Lula ve a este sector de la población como uno de los mayores obstáculos para impulsar su intención de voto, estancada entre 43% y 45% este mes, dijeron las personas, que pidieron el anonimato porque las conversaciones no son públicas.

El presidente actual, Jair Bolsonaro, actualmente tiene más respaldo en el segmento, de acuerdo a una encuesta de DataFolha publicada el pasado 18 de agosto.

La clase media de Brasil, alrededor del 25% de la población, es un premio electoral clave e impulsó a Lula a su primera victoria presidencial en 2002. Luego le dieron la espalda a él y su partido (Partido de los Trabajadores, o PT) a medida que la izquierda política se enfrentó a una oleada de acusaciones de corrupción. Más recientemente, ese segmento ha sido el principal beneficiario de los recortes fiscales de Bolsonaro.

PUBLICIDAD

Lula, por su parte, ha dado prioridad a los grupos más pobres, alejando la atención de la clase media, según Deysi Cioccari, profesor de ciencias políticas de la Pontificia Universidad Católica de Sao Paulo.

Algunos asesores están presionando a Lula para que adopte un tono más pragmático en sus discursos, alejándose de su base de apoyo de izquierdas y ampliando su atractivo en materia de economía, en un esfuerzo por atraer a los votantes de centro y de clase media, según dos coordinadores de campaña. Su apuesta es que muchos en ese segmento se sienten alienados por las opiniones conservadoras de Bolsonaro y su retórica agresiva.

VER +
Reelección de Bolsonaro dependería de la moderación de su discurso: encuestadora

El jueves por la noche, Lula dará una entrevista de 40 minutos en el Jornal Nacional de Globo TV, que es el programa de televisión más visto del país. A principios de esta semana, Bolsonaro buscó acercarse a más brasileños y atraer votos moderados a través de su aparición en el programa.

PUBLICIDAD
Lula se encuentra por detrás de Bolsonaro con el electorado que gana entre 2 y 10 veces el salario mínimodfd

Exenciones fiscales

La clase media brasileña gana entre 1.350 reales (US$263) y 9.000 reales al mes y gasta alrededor del 20% de sus ingresos en salud y educación, según el Instituto de Economía Aplicada, una agencia de investigación respaldada por el Estado conocida como Ipea.

Mientras que se han visto golpeados por la alta inflación y la subida de las tasas de interés, Bolsonaro puede pregonar el alivio de los recortes de impuestos sobre los combustibles y los servicios públicos, que impulsaron la mayor caída de los precios al consumidor a mediados de mes que se haya registrado, así como el fin de los gravámenes sobre bienes como los videojuegos y los monopatines.

A falta de cinco semanas para la votación del 2 de octubre, los planes de Lula para ganarse a la clase media aún no están claros.

El ex líder sindical ha prometido simplificar el sistema fiscal para asegurar que los ricos contribuyan más y los pobres paguen menos. Según la propuesta de Lula, los brasileños con salarios inferiores a 5.000 reales tendrán una exención del impuesto sobre la renta, aunque no ha detallado los beneficios para los que ganan un poco más.

VER +
Bolsonaro se compromete a respetar el resultado de las elecciones en Brasil

Lula actuó con antelación para acercarse a los moderados al elegir a Geraldo Alckmin como su compañero de fórmula. Alckmin, un político de centro, es un ex gobernador de Sao Paulo y antiguo adversario electoral de Lula.

Aproximadamente el 41% de los brasileños que ganan entre 2.400 y 6.000 reales apoyan a Bolsonaro, frente al 38% del ex presidente, según la encuesta de DataFolha.

Entre los votantes que ganan entre 6.000 y 12.000 reales, la diferencia es aún mayor, con un 47% para el presidente y un 34% para su rival. No obstante, a nivel general Lula obtendría el 47% de los votos en la primera vuelta, frente al 32% de Bolsonaro, según el sondeo.

PUBLICIDAD

--Con la ayuda de Bruna Lessa, Maria Eloisa Capurro e Isadora Calumby.

Lea más en Bloomberg.com