Negocios

El precio del Manchester United puede marcar un “hito” en el fútbol

Entre los posibles pretendientes del club se encuentra el multimillonario británico Jim Ratcliffe, y el ministro de Deportes de Arabia Saudí, el príncipe Abdulaziz bin Turki Al-Faisal

Vista aérea de Old Trafford Stadium, la casa del Manchester United FC.
Por David Hellier y Rodney Jefferson
27 de noviembre, 2022 | 01:54 PM

Lea esta historia en

Inglés

Bloomberg — Ha pasado aproximadamente una década desde que el Manchester United FC (MANU) era el rey del fútbol inglés, para consternación de sus aficionados y alegría de sus rivales. Sin embargo, la falta de éxito reciente puede importar poco a un comprador.

Los Glazer, la familia estadounidense propietaria del que posiblemente siga siendo el club más importante de Inglaterra, buscan un inversionista y podrían estar dispuestos a vender. Están en el mercado para un acuerdo que valora el Manchester United en unos 5.000 millones de libras (US$6.000 millones), informó Bloomberg News en agosto.

Aunque los propietarios del otro gigante de la Premier League inglesa, el Liverpool FC, también están sopesando una venta, y su rival, el Chelsea FC, acaba de ser vendido en una operación de 4.250 millones de libras, ninguna de las dos marcas puede compararse con el Manchester United, según personas relacionadas con las inversiones en el fútbol.

PUBLICIDAD

El club del noroeste de Inglaterra se ha forjado su reputación a lo largo de décadas de triunfos en competiciones nacionales y europeas —incluyendo los años de gloria bajo los legendarios entrenadores Sir Matt Busby y Sir Alex Ferguson—, asegurando su estatus como marca premium para los compradores.

dfd

“Esta operación tiene que tener una valoración histórica”, dijo Adam Sommerfeld, especialista en inversiones deportivas de Certus Capital Partners, con sede en Londres. “Está claro que se trata de la operación más importante del fútbol, y probablemente del deporte en general, en términos de fusiones y adquisiciones en este momento. Todo el mundo que tenga relevancia en este sector va a estar muy atento a esta operación”.

Entre los nombres que se barajan como posibles pretendientes del Manchester United se encuentra el multimillonario británico Jim Ratcliffe, un aficionado al club que a principios de este año ofreció comprar el Chelsea. Por su parte, el ministro de Deportes de Arabia Saudí, el príncipe Abdulaziz bin Turki Al-Faisal, declaró a la BBC que tanto el Manchester United como el Liverpool despiertan mucho “interés y apetito” en el reino y que su gobierno apoyaría una oferta del sector privado. Un grupo liderado por el fondo de riqueza de Arabia Saudita compró el año pasado otro club de la Premier League, el Newcastle United FC.

PUBLICIDAD

La competencia por el Manchester United podría ser intensa, a juzgar por los recientes acuerdos entre clubes de fútbol europeos. El Chelsea fue finalmente vendido a un consorcio liderado por el multimillonario estadounidense Todd Boehly, tras una feroz puja dirigida por el banco de inversión estadounidense Raine Group, que inicialmente atrajo a más de 250 interesados.

Los parámetros fundamentales del Manchester United “justifican una prima con respecto a los clubes vendidos a principios de año”, escribieron los analistas del banco de inversión estadounidense Jefferies Financial Group Inc. en una nota de investigación. En comparación con el Chelsea, el Manchester United tiene un estadio más grande, un mayor alcance mundial y genera más ingresos.

“Esperamos un proceso competitivo, ya que MANU es un activo verdaderamente único con un alcance global significativo y juega en el ámbito más fuerte dentro del panorama actual de los medios de comunicación: los deportes en vivo”, escribieron los analistas de Jefferies.

El informe anual Football Money League 2022 de Deloitte muestra que el Manchester United genera unos ingresos anuales de 558 millones de euros (US$580 millones), frente a los 493 millones del Chelsea. En general, el Manchester United ocupa el quinto lugar en la última clasificación, que encabezó en 2017. El mayor generador de ingresos en el fútbol europeo es ahora el rival de Abu Dhabi, el Manchester City.

Raine está asesorando al Manchester United en su proceso de venta, mientras que Rothschild & Co. actúa como asesor financiero de la familia Glazer. Las acciones del Manchester United que cotizan en Estados Unidos dispararon un 68% la semana pasada.

Dudas sobre el precio

Aunque no falta el dinero de Oriente Medio y del capital privado estadounidense que podría entrar en la batalla por el Manchester United, no todo el mundo está convencido de que el club alcanzará un precio elevado. El execonomista de Goldman Sachs Group Inc. Jim O’Neill, un aficionado al Manchester United que en su día pujó por comprarlo, declaró a Bloomberg TV que las valuaciones de las que se habla ya parecen “fuera de alcance”.

PUBLICIDAD

La compra de cualquier club de fútbol de primera línea es una apuesta, porque el modelo de negocio requiere que los equipos tengan éxito en el campo para clasificarse para la lucrativa Liga de Campeones de la UEFA, la competición de clubes de élite de Europa. A diferencia del Chelsea y el Liverpool, el Manchester United no pasó el corte la temporada pasada. La última vez que levantó el trofeo fue en 2008, y la última vez que ganó la Premier League fue en 2013.

El fallecido Malcolm Glazer compró el Manchester United en 2005 en una compra apalancada que lo cargó de deudas, además que su familia ha provocado la ira de los aficionados desde entonces. Aunque esto se mitigó en los primeros años de su propiedad, ya que el equipo siguió ganando trofeos bajo el mando de Ferguson, el resentimiento ha crecido constantemente luego de su retiro en 2013.

“Realmente no necesitan vender”, dijo Sommerfeld, de Certus, sobre los Glazer. “Si se suma el valor de la marca, llegaría a unos 4.700 millones de libras, pero creo que los Glazer querrían superar esa cifra”.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD