PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Ecuador

Cámara de Minería: Ecuador tiene yacimientos de clase mundial

La industria minera se proyecta como una de las más potentes en el país; sin embargo, también enfrenta obstáculos. En una entrevista con Bloomberg Línea, la presidenta ejecutiva de la Cámara habla sobre las proyecciones del sector

María Eulalia Silva, presidenta de la Cámara de Minería del Ecuador.
10 de enero, 2022 | 05:00 am
Tiempo de lectura: 11 minutos

QUITO — El Gobierno prevé que las exportaciones mineras del Ecuador este año crezcan un 40% con relación a 2021. El Ministerio de Energía calcula que el país venderá unos US$ 2.238 millones en minerales, en comparación con los US$ 1.600 millones que exportó el año que acaba de terminar.

Asimismo, se prevé que las inversiones mineras superen los US$ 1.000 millones, especialmente por la construcción de minas en cuatro proyectos ubicados en el centro, norte y sur del país. Otra de las aspiraciones es conocer el catastro minero nacional, que ayudará a identificar claramente el potencial del país con relación a esta industria.

PUBLICIDAD

Sin embargo, a la Cámara de Minería le preocupa el reciente fallo de la Corte Constitucional que frenó el desarrollo de estas actividades en los bosques protectores del país, lo que imposibilitaría el desarrollo de esta industria en más de 500 zonas. En conversación con Bloomberg Línea, la presidenta ejecutiva de la Cámara, María Eulalia Silva, explica que este es un preocupante precedente para la seguridad jurídica del país, pero también cree que la minería responsable puede ayudar al Ecuador a resolver sus principales problemas, especialmente los relacionados con el desempleo y la pobreza.

VEA MÁS: El aumento de la gasolina pesó en la inflación anual de Ecuador

PUBLICIDAD

1. ¿Cómo está Ecuador en el tema minero?, considerando que es una industria relativamente nueva en el país pero que ha crecido a pasos agigantados…

Ecuador se abrió a la minería industrial, eso no significa que seamos un país con una minería desarrollada, a diferencia de lo que pasa en Perú o Chile, donde el PIB minero directo supera el 10% y 12%, respectivamente. En el caso de Ecuador no llega al 1%, hemos iniciado esta recta pero aún estamos lejos; sin embargo, creo que el potencial es enorme porque, primero, la geología no distingue fronteras y se está viendo que desde Panamá hasta Chile hay un potencial minerológico muy interesante.

Por otro lado, menos del 8% del territorio nacional ha sido concesionado, y sin concesiones no hay exploración. La gran mayoría de proyectos está en facetas muy iniciales y a pesar de eso en el Ecuador ya se han encontrado yacimientos calificados como de clase mundial. Estamos apenas viendo la superficie y ya nos estamos encontrando con esto. Es un gran potencial

2. ¿Qué otras ventajas tiene el país?

PUBLICIDAD

Como somos un país pequeño, para efectos logísticos es una ventaja: el tránsito de minerales hasta puerto no es largo; la minería se hace en zonas remotas, hoy por hoy las dos minas industriales están en Zamora Chinchipe (Amazonia sur); además, contamos con carreteras, es otra ventaja. Contamos con buen aprovisionamiento de electricidad y precios de electricidad competitivos. Políticamente, Ecuador empieza a tener una ventaja, pues recordemos que apenas el presidente Guillermo Lasso asumió el poder el índice del riesgo país bajó.

3. Esas son las buenas noticias para la industria, pero hay algunos limitantes al momento, como la reciente sentencia de la Corte Constitucional que estableció que la minería en la reserva biológica Los Cedros (Imbabura, norte del país) vulnera los derechos de la naturaleza, frenando así cualquier intención minera en este lugar y en cualquier otro bosque protector. Con esto, más de 500 zonas quedarían excluidas…

PUBLICIDAD

Es una resolución de tercera instancia, no se va a revertir. Esperamos que en las próximas semanas la Corte Constitucional haga una ampliación y aclaración de dicha sentencia. No cambia el contenido pero la Corte podría tener la oportunidad de darnos un golpe pero no de mandarnos una bomba atómica (Ndlr: la Corte negó el pedido de aclaración al día siguiente de esta entrevista). Y es una pena porque justamente el Ecuador se estaba posicionando dentro de la región. Algunos empresarios ya decían tener capital listo para venir tres semanas antes de esta resolución.

4. ¿En la práctica esto qué significa para las empresas?

PUBLICIDAD

Hay una afrenta a la seguridad jurídica. Todo acuerdo contractual se basa en unas reglas, con base a esas reglas uno decide si invierte o no y, si de pronto esas reglas cambian por un poder omnímodo y que incluso las puede volver retroactivas, lo único que se está haciendo es ahuyentar esa inversión y es sumamente peligroso. La Corte Constitucional es de tercera instancia, en teoría los jueces son técnicos y deberían aplicar directamente la norma y por eso nos llama la atención. El artículo 407 de la Constitución establece dónde no se puede establecer minería y en la sentencia de la Corte Constitucional se están ampliando esas zonas y se incluyen a los bosques protectores. La alarma no es menor y no es una amenaza para la industria minera sino para todas las industrias. Con este precedente hay una amenaza en general a la industria de este país.

5. ¿Qué alternativas tienen frente a este dictamen? ¿Están midiendo el impacto?

PUBLICIDAD

Hay algunos impactos, uno de esos es que todo el mundo está en zozobra. Quizá el impacto más próximo está en las comunidades, que son comunidades que no tenían más alternativa de trabajo que la minería. Y no estoy hablando únicamente en representación de los mineros, estoy hablando en representación de esas comunidades, y del país también, pues siete de cada 10 ecuatorianos no tienen empleo formal. Ya somos el cuarto rubro de exportación y necesitamos empleo, trabajar reactivarnos, necesitamos impuestos, regalías. Se persigue a los (mineros) legales y por otra parte falta control a mineros los ilegales.

6. ¿Qué habría sido favorable que dijera la Corte?

PUBLICIDAD

Por ejemplo, que no es retroactivo. Uno de los primeros principios legales es que la ley no es retroactiva, de todas maneras el daño está hecho. En noviembre se anunciaba el lanzamiento del catastro minero para 2022, justamente porque apenas 8% del país está concesionado. El presidente Lasso ha hablado varias veces del desarrollo de una industria responsable. Incluso desde el punto de vista constitucional, es una sentencia que está modificando la Constitución. La Corte tiene el deber de interpretar la Constitución pero no modificarla.

7. La Corte Constitucional explica en su sentencia que el bosque Los Cedros es sujeto de derechos, entre esos el derecho a la consulta ambiental que no ha tenido lugar…

La consulta ambiental no era una obligación, no se hizo porque no se pidió. La consulta ambiental es un mecanismo que debe garantizar el Estado, no el empresario, y solo se da para actividades de alto riesgo, pero en la industria minera cuando empiezan los procesos el impacto es mínimo, es más, apenas se empieza una exploración inicial y para eso no se necesita una consulta ambiental.

8. Es decir, no existe un instructivo sobre estos temas…

No hay un instructivo, no solo nos cambian las reglas de juego sino que hay estos vacíos y ya hemos visto el problema enorme que implica los vacíos legales en la industria minera, como la consulta previa, que es un mecanismo de participación ciudadana. La Constitución de 2008 establece que la consulta previa es un mecanismo que debe realizar el Estado ecuatoriano en proyectos extractivos y que contengan dentro de esa zona pueblos indígenas, montubios y afrodescendientes. En 2018, un grupo de ambientalistas exigió la práctica de la consulta previa en Río Blanco (sur del Ecuador), la Corte Provincial dijo que el Estado no hizo consulta previa y suspendió el proyecto. Pero el Estado no puede hacer la consulta previa porque no hay una ley. Ahora, Río Blanco es tierra de mineros ilegales, incluso se dice que en la zona hay otro tipo de actividades ilegales. Es un desastre.

9. ¿Es la minería una industria necesaria en el país? ¿O se puede prescindir de ella?

Por una parte, tienes un país con un montón de problemas y para enfrentar todos esos problemas se necesita una herramienta de desarrollo y todo pasa por la alternativa que le des a la gente para desarrollarse. Teniendo una oportunidad de este calibre, porque la minería es una industria que genera encadenamientos productivos, debes tener una industria fuerte. La minería tiene que ser un tema del país.

10. Quienes se oponen a la minería aseguran que si bien es una industria que genera empleo inicialmente, cuando deja de ser productiva deja muchas secuelas ambientales, es decir, el impacto del empleo es momentáneo. ¿Qué me dice al respecto?

La minería moderna, del siglo XXI, incorpora una serie de tecnologías y buenas prácticas para evitar eso. No se busca solo operar, generar empleo, cerrar la mina y listo. Parte de la práctica es ir creando más industrias, eso es parte de la responsabilidad social de la que se habla. En Fruta del Norte (proyecto minero ubicado al sur del Ecuador en la provincia amazónica de Zamora Chinchipe), para hacer cualquier contratación de personal usan la metodología de anillos concéntricos y para contratar cualquier bien o servicio empiezan por el anillo 1 que es la parroquia. Eso genera nuevas industrias. Los dos principales contribuyentes de Zamora Chinchipe son las dos minas, el tercer mayor contribuyente es una pequeña industria de catering. Fueron un emprendimiento pero ahora son una pequeña industria y genera desarrollo. En pandemia, el sector hotelero en Zamora Chinchipe fue de los primeros en levantarse.

11. ¿Es decir, usted considera que existen temores infundados en torno a la minería?

Una cosa es haber levantado una industria minera hace 100 años y otra es hacerlo ahora, esa es otra de las ventajas que tenemos. Esas curvas dolorosas de aprendizaje nos estamos ahorrando porque estamos con todo este tipo de nuevas prácticas. En países de industrias mineras fuertes ahora tienes también estas prácticas, pero esos primeros pasos hace varias décadas tuvieron un efecto que ahora nosotros ya no lo vamos a tener.

12. Otro argumento de los opositores es que la vida de la industria minera sería menor incluso que la petrolera y que los beneficios serían pocos frente al daño ambiental que podría generarse…

Hay que distinguir entre daño e impacto ambiental; el daño ambiental es algo severo que toma mucho tiempo remediar. Sobre el impacto ambiental, en cambio, todas las actividades tienen algún tipo de impacto. La sostenibilidad ahora busca obtener recursos de manera responsable, realizar actividades de manera responsable, de tal manera que no se afecte a la naturaleza, a las comunidades, pero que tampoco se pare.

Dicho esto, la industria moderna no solamente que desea minimizar cualquier impacto sino que se asegura de contar con prácticas que garanticen esa minimización del impacto. Hay planes ambientales para cada fase, de tal manera que se sepa cómo está el territorio, cómo se va a intervenir. En una mina, así como hay muchos geólogos, hay muchos ingenieros ambientales. Por ejemplo, Fuera del Norte trabaja con Conservación Internacional para ir monitoreando este asunto. La pobreza también pone en riesgo las actividades de conservación porque en zonas remotas se expande la frontera agrícola, cuando no puedes conservar, se tala el bosque primario, por eso nosotros decimos que somos unos aliados de la conservación. Cuando se empieza a intervenir en territorio se hace un monitoreo biológico para saber qué se tiene en especies animales y vegetales. Hay una rigurosidad y metodología en todo lo que se hace.

13. La bandera de lucha de quienes se niegan a la minería es la contaminación ambiental… ¿qué tal real es esto?

Esa horrorosa y falsa apreciación viene de un poco del desconocimiento, se nos mete a los mineros legales e ilegales en un mismo saco. Los industriales tienen más control, más regulaciones más estándares pero también más recursos para precisamente evitar la contaminación ambiental. Esto de que la minería contamina y de los movimientos antimineros, creo que habrá legítimas preocupaciones, pero también hay intereses políticos. El discurso antiminero trae réditos políticos. A veces también son intereses personales. Hay mucho minero ilegal disfrazado de antiminero.

14. El actor Leonardo DiCaprio celebró la sentencia de Corte Constitucional, ¿cómo se llega a esas instancias? Porque debe haber un lobby importante…

El mismo Leonardo DiCarpio utiliza a diario metales, sus películas no habrían podido ser sin los minerales, entonces, por una parte, me parece que es un despropósito, una incongruencia si consume productos con componentes mineros. Segundo, creo que desde la comodidad de Hollywood es fácil hablar sin conocer la realidad de los países. A mí me gustaría que el señor DiCaprio pase una semana en las comunidades y vea la diferencia.

15. ¿Qué proyecciones macro manejan de la minería en el Ecuador?, ¿cuál es la perspectiva que tienen?

Actualmente, el PIB directo que viene de la minería está en 1% ahora. Los beneficios son superinteresantes, una mina industrial te cuesta cientos o a veces miles de millones de dólares, entonces, imagínate lo que es meter miles de millones de dólares en una zona remota, tiene un gran impacto económico. Mientras más proyectos lleguen a la operación, más será el impacto.

En 2020 cerramos con alrededor de US$ 1.000 millones en exportaciones. El empleo directo por ahora son decenas de miles. En 2020 a través de la actividad minera se contribuyó con más de US$ 470 millones y prácticamente la mitad de la inversión extranjera ha venido de esta industria. El incremento del PIB se va a notar cuando vayan entrando otras minas a operación. Esperamos que en estos cuatro años al menos tres proyectos entren a construcción de mina, cuando esos proyectos empiecen operación, el impacto va a ser mayor. Estos proyectos son Loma Larga en Azuay, Curipamba Bolívar y La Plata en Cotopaxi. El proyecto Cascabel en Imbabura está previsto para más adelante.

PUBLICIDAD