Actualidad

Este es el impacto económico de las restricciones al aborto en EE.UU.

Los bloqueos y prohibiciones al aborto a nivel estatal le cuestan a la economía estadounidense más de US$100.000 millones anuales, según un estudio

Supreme Court
23 de mayo, 2022 | 07:10 AM
Tiempo de lectura: 5 minutos
Últimascotizaciones

Bloomberg Línea — (Actualiza para reflejar la efectiva anulación de Roe v. Wade en EE.UU)

La Corte Suprema de Estados Unidos anuló este viernes el acceso al aborto a nivel federal, al revocar la sentencia Roe v. Wade, que consagra el derecho a nivel constitucional. Cifras ya existentes, aún con Roe vigente, muestran un impacto económico para la economía nacional por restricciones existentes a nivel estatal y cuyo impacto recae desproporcionadamente en las personas de bajos ingresos. Ello implica que ahora probablemente serán aún mayores.

A principios de mayo había sido filtrado un borrador en el que se conoció que los jueces de perfil conservador de la Corte mostraban su intención de anular la histórica sentencia del caso, lael cual sentó las bases para la legalización del aborto en EE.UU. en la década de los setenta. El derecho aborto ahora deja de estar protegido por el gobierno federal, lo que permite a los estados aprobar regulaciones más severas que las que ya se observan en este momento.

PUBLICIDAD

Leyes desencadenantes que anulan automáticamente el aborto con la oficialización de la anulación del fallo ya han sido aprobadas en 13 estados, lo que lleva a una prohibición en al menos la mitad de los territorios locales, según el Instituto Guttmacher. Esto obligaría a miles de personas a recorrer largas distancias en busca del tratamiento en estados que sí protejan el derecho.

En 2019, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) registraron 629.898 abortos legales, y de acuerdo con el Estudio Turnaway de la Universidad de California en San Francisco, el mayor análisis sobre estas experiencias de las mujeres en EE.UU., aproximadamente la mitad de las que interrumpen su embarazo viven por debajo del nivel federal de pobreza.

Manifestantes por el derecho al aborto caminan hacia el Capitolio durante una manifestación nacional en Washington.dfd

Costos por encima de los US$100.000 millones al año

Actualmente, las restricciones al aborto a nivel estatal le cuestan a la economía estadounidense unos US$105.000 millones anuales, de acuerdo con un estudio del Instituto para la Investigación de Políticas de la Mujer (IWPR por sus siglas en inglés).

PUBLICIDAD

“Los políticos que se oponen se sienten cómodos persiguiendo las restricciones como una forma de guerra de clases debido a una suposición incorrecta de que ellos y sus familias estarán aislados de las consecuencias dado su estatus”

Sammy Luffy, responsable de investigación de políticas de la alianza internacional Fòs Feminista

Mississippi por ejemplo, que también buscaba endurecer la legislación (y lo logró), ya sufre pérdidas económicas de poco más de US$1.000 millones de dólares al año.

Oklahoma, que en mayo aprobó la más estricta prohibición hasta el momento, ya ve pérdidas anuales de más de US$1.700 millones. Mientras que Texas, que en marzo pasado ratificó otra de las leyes más restrictivas, pierde casi US$15.000 millones anuales.

Todos estos estados y otros como Arkansas, Kentucky, Ohio y Dakota del Sur, que planean seguir el ejemplo de Texas, sufrirían mayores pérdidas a las actuales, según IWPR.

“Aunque sabemos que las restricciones perjudican de forma abrumadora a quienes ya están marginados, como las comunidades negras, migrantes, pobres, personas LGBTQIA+ y jóvenes. La codificación generalizada del racismo, la misoginia, la transfobia y el clasismo nos perjudica a todos”

Luffy, de Fòs Feminista

La secretaria del Tesoro, Janet Yellen, dijo que la economía estadounidense sufriría “efectos muy dañinos” en caso de que la Corte concretara su opinión. “Roe v. Wade ayudó a generar una mayor participación de las mujeres en la fuerza laboral”, dijo y agregó que la eliminación del derecho aumentaría los niveles de pobreza para ese grupo poblacional.

Al testificar ante el Comité de Asuntos Urbanos, Bancarios y de Vivienda del Senado, Yellen detalló que Roe vs Wade “permitió que muchas mujeres terminaran la escuela, lo que aumentó su potencial de ingresos. Les permitió planificar y equilibrar sus familias y carreras. La investigación también muestra que tuvo un impacto posterior favorable en el bienestar e ingresos de los niños”.

El Estudio Turnaway concluye que se profundizaron los niveles de pobreza de las mujeres a las que se les negó el acceso. En los años posteriores se elevaron sus probabilidades de no contar con dinero suficiente para cubrir gastos básicos. Ante este panorama, la puntuación crediticia de la mujer se redujo y aumentaron sus deudas y registros negativos como quiebras.

PUBLICIDAD

“Estas personas serán las que a menudo no tengan los recursos para viajar fuera del estado, tomar tiempo libre del trabajo, o encontrar el cuidado de los niños para superar las leyes estatales más restrictivas”, afirmó a Bloomberg Línea Anna Bernstein, integrante de Century Foundation.

Asistencia de empresas

En su borrador, el juez Samuel Alito, quien firmó la opinión mayoritaria que lo efectivizó, dijo que las mujeres embarazadas actualmente ya tienen acceso a protecciones como la licencia médica garantizada en diversos casos y costos médicos cubiertos por seguros o asistencia gubernamental, por lo que el aborto vendría quedando de lado.

En contraste, Caitlin Knowles, profesora de Economía en Middlebury College, proyectó que en un escenario en el que se revierte Roe, alrededor de 100.000 mujeres que buscan interrumpir su embarazo no podrán acceder al servicio tan solo en el primer año.

PUBLICIDAD

Luego de la publicación del borrador, distintas empresas aseguraron que ofrecerán asistencia a las trabajadoras que trabajen en estados donde no puedan realizarse abortos de manera accesible.

Por ejemplo, Citigroup (C), Amazon (AMZN) y Levi’s (LEVI) se comprometieron a cubrir los gastos de viaje de las empleadas que opten por el procedimiento médico. Apple (AAPL) ha dicho que, además de los desplazamientos, también cubrirá el costo de los abortos.

PUBLICIDAD

Mientras tanto, Lyft Inc. (LYFT) dijo que trabaja con los proveedores de servicios de salud para cubrir el costo de los viajes en Texas y Oklahoma. Junto con Uber (UBER), se ha comprometido a pagar los honorarios de los conductores que sean demandados en virtud de las leyes antiabortistas por ayudar a las mujeres a buscar el procedimiento.

¿Camino libre o severo?

En contraste, sin estas medidas, IWPR estima que el Producto Interno Bruto (PIB) nacional sería casi un 0,5% mayor. Unas 505.000 mujeres adicionales en edad reproductiva ingresarían a la fuerza laboral, con ganancias de US$3.000 millones de dólares al año, mientras que las que se encuentran empleadas actualmente ganarían US$101.800 millones en concepto de mayores ingresos.

Las afroamericanas e hispanas verían aumentar su crecimiento en el mercado en al menos un 1,27%, y el de las mujeres blancas ascendería en un 1,09%. La brecha salarial se acortaría significativamente para las primeras, y en conjunto se mejoraría la igualdad de género.

PUBLICIDAD

“Sin restricciones onerosas y con una atención al aborto asequible y accesible, las mujeres podrían tomar las mejores decisiones en beneficio propio y de la economía en general”

Bernstein, Century Foundation

En décadas posteriores a Roe vs Wade, diversos fallos han venido reduciendo el acceso al aborto en al menos 10 geografías estadounidenses hasta encontrar casos como el de Texas.

En los primeros cuatro meses de 2021 se introdujeron 536 bloqueos, de los cuales se han promulgado 61, señaló el IWPR. La amplia gama va desde las llamadas leyes TRAP que obstaculizan el servicio en las clínicas al imponer “requisitos innecesarios”, según Amnistía Internacional, hasta procedimientos prohibidos, bloqueo de fondos públicos, periodos de espera, entre otros.

Vermont, en contraste, presentó en febrero una enmienda con la que busca blindar el aborto ante la decisión de la Corte y garantizar el derecho en su Constitución local. La propuesta, que será votada en noviembre, deberá contar con el respaldo del gobernador republicano Phil Scott, quien ha expresado su apoyo a la iniciativa, según EFE. Los activistas confían en que otros estados de tendencia progresista sigan el ejemplo de Vermont.

PUBLICIDAD