Negocios

Twitter demanda a Musk para forzarlo a completar la compra de la red social

La presentación pone en marcha lo que será una batalla judicial muy observada entre ambas partes

Elon Musk
Por Jeff Feeley
12 de julio, 2022 | 05:15 PM
Tiempo de lectura: 3 minutos

Bloomberg — Twitter Inc. (TWTR) demandó al Elon Musk luego de que anunciara su intención de abandonar su oferta de compra de la red social por US$44.000 millones.

Los abogados de Twitter dijeron a un juez de Delaware que el hombre más rico del mundo no cumplió su acuerdo de pagar US$54,20 por acción por la plataforma de redes sociales con sede en San Francisco. Musk dijo que abandonaba el acuerdo el viernes, citando en parte la preocupación por el número de cuentas falsas entre los usuarios.

El presidente de la junta directiva de Twitter, Bret Taylor, dijo la semana pasada que la compañía planeaba emprender acciones legales contra Musk, y en una carta publicada el lunes, sus abogados calificaron la terminación del acuerdo como “inválida e injusta”. La presentación pone en marcha lo que será una batalla judicial muy observada entre Musk y Twitter, una herramienta de comunicación que el multimillonario favorece pero en la que sus misivas le han metido anteriormente en problemas legales.

PUBLICIDAD

“La junta directiva de Twitter está comprometida a cerrar la transacción en el precio y los términos acordados con el Sr. Musk y tiene intenciones de llevar a cabo acciones legales al respecto. Tenemos la confianza de que prevaleceremos en los tribunales de Delaware”, indica el tuit de Taylor, publicado luego de que Musk manifestara su intención de no seguir adelante con el acuerdo.

Musk se echó atrás en el acuerdo el 8 de julio, afirmando en una declaración regulatoria que la compañía había hecho “declaraciones engañosas” sobre la cantidad de bots de spam en el servicio. Twitter no ha “cumplido con sus obligaciones contractuales” en lo que respecta a proporcionar información sobre cómo evaluar la prevalencia de los bots en el servicio de redes sociales”, dijo Musk en una carta a Twitter que se incluyó en la presentación.

Musk también argumentó que Twitter no ha operado su curso normal de negocios. La compañía instituyó una congelación de la contratación, despidió a altos cargos y vio otras salidas de alto perfil. “La compañía no ha recibido el consentimiento de la matriz para los cambios en la conducción de su negocio, incluyendo los cambios específicos enumerados anteriormente”, dijo Musk en la carta, calificándolo como un “incumplimiento material” del acuerdo de fusión.

PUBLICIDAD

El acuerdo de había incluido una cláusula según la cual, de no llevarse este a cabo, la parte que rompiera el acuerdo pagaría una tasa de rescisión de US$1.000 millones, en determinadas circunstancias. Los expertos legales han debatido si el conflicto sobre los bots de spam es suficiente para permitir a Musk abandonar el acuerdo.

El logo de Twitter en la Bolsa de Valores de Nueva Yorkdfd

Pero el acuerdo de fusión también incluye una disposición de cumplimiento específico que permite a Twitter obligar a Musk a consumar el acuerdo. Twitter debe demostrar que no violó los términos del acuerdo y que Musk sí lo hizo al retirarse. La empresa ha contratado a un peso pesado del derecho de fusiones, Wachtell, Lipton, Rosen & Katz, para que la represente en la lucha.

Si bien no ha sido demandado por la compañía antes, Musk ha enfrentado varios desafíos legales relacionados con Twitter en el pasado, incluida una demanda por difamación de alguien a quien llamó “pedófilo” en la plataforma. Musk ganó ese caso.

Su tuit de 2018 sobre tener “financiación asegurada” para sacar a Tesla Inc. (TSLA) de la bolsa provocó varias demandas y una investigación por parte de la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos (SEC). En abril perdió un intento judicial de librarse de los términos del acuerdo de 2018 que acordó con la SEC, que exigía la revisión de cualquier tuit relacionado con Tesla.

Delaware, sede corporativa de más del 60% de las empresas de la lista Fortune 500, alberga un sistema judicial muy versado en las batallas empresariales. En los últimos años, el tribunal de la cancillería ha fallado sobre fusiones fallidas, como las de las aseguradoras Anthem Inc. y Cigna Corp., así como la del minorista LVMH Moet Hennessy Louis Vuitton SE y la del joyero Tiffany & Co.

PUBLICIDAD