Argentina

Inflación agosto 2022: Argentina reportó una leve desaceleración tras el pico de julio

La suba fue del 7%. Los principales aumentos fueron para los rubros de prendas de vestir y calzado junto a bienes y servicios varios

Photographer: Milan Jaros/Bloomberg
14 de septiembre, 2022 | 04:06 PM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Buenos Aires, — La inflación registró una leve desaceleración en agosto, al ubicarse en 7%, tras un pico histórico en julio, por lo que el acumulado del año llegó a 56,4%, de acuerdo con datos difundidos por el INDEC.

Pese a que el resultado fue mejor que el de julio, de 7,4%, la suba de precios se mantuvo en un nivel más elevado del esperado por las consultoras privadas.

Fuente: INDEC.dfd

¿Qué productos aumentaron más?

El reporte oficial señaló que la inflación interanual llegó a 78,5%, tras un mes en el que se registraron fuertes incrementos en categorías como prendas de vestir y calzado junto a bienes y servicios varios.

PUBLICIDAD

“El dato de INDEC de inflación de agosto, 7,0%, que estuvo por encima de lo esperado, es el tercero consecutivo por encima del 6% mensual, confirmando que nos encontramos en un nuevo régimen inflacionario”, analizó Eugenio Marí, economista Jefe de la Fundación Libertad y Progreso.

De ese modo, advirtió que ello “disparó la inflación anual a 78,5%, la más alta desde la hiperinflación de principios de 1990″, apuntó.

--- Seguínos en las redes sociales de Bloomberg Línea Argentina: Twitter, Facebook e Instagram ---

PUBLICIDAD

La inflación, rubro por rubro

Según los datos difundidos por el INDEC, las principales subas de agosto se dieron en prendas de vestir y calzado, con 9,9%; seguido por Bienes y servicios varios, con 8,7%; y Equipamiento y mantenimiento del hogar, con 8,4%.

Fuente: INDEC.dfd

Luego se ubicaron los segmentos de Alimentos y bebidas no alcohólicas, con 7,1%; Bebidas alcohólicas, con 7%, Transporte con 6,8% y Restaurantes y hoteles con 6,7%.

Una inflación histórica

El rango en el que se encuentra la inflación acumulada no era registrado desde la salida de la hiperinflación a principios de la década del 90′. “Para el mismo período de tiempo, el registro de 2018 era 24,3%, en 2019 era 30%, en 2020 era 28,9% y el año pasado fue 32,3%”, sostuvo el jefe de research de Ecolatina, Santiago Manoukian.

“Esta aceleración del proceso inflacionario es mayormente explicada por factores locales, pero los internacionales contribuyeron también a la aceleración, aunque en menor medida”.

Además, consideró que “pasada la mitad del año, a un escenario nominal frágil y vulnerable a nuevos shocks se le sumó la profundización del cepo cambiario –con foco en una mayor restricción a las importaciones– impuesta para paliar el drenaje de reservas”.

Junto a esto, la incertidumbre financiera y consecuente alza en los dólares financieros ocasionada por los cambios en el gabinete económico presionaron sobre los precios y colaboraron a que el registro de julio sea el mayor en veinte años”, analizó.

PUBLICIDAD

La inflación de septiembre

Septiembre llegó con incrementos tarifas, subtes, taxis y expensas, entre otras subas programadas para ese período que pondrán más presión al bolsillo.

Según la consultora LCG, solamente en la primera semana los alimentos el aumento promedio el 2,66%, con lo que expuso una aceleración de 0,88% frente a la última semana de agosto.

Por su parte, el Centro de Estudios Económicos y Sociales Scalabrini Ortiz calculó que hasta el 12 de septiembre la variación semanal de precios en supermercados escaló a 1,8% semanal y a 5% mensual, con marcadas subas en alimentos frescos, secos y bebidas.

Las consultoras coinciden en que en la última etapa del año será difícil que el Índice de Precios al Consumidor perfore el piso del 5%.

PUBLICIDAD