A EE.UU. le preocupa el posible ensayo de bombas nucleares de Corea del Norte

Corea del Norte sigue siendo el único país que ha realizado detonaciones físicas de bombas atómicas en este siglo, según datos de la Asociación de Control de Armas

Una pantalla que muestra imágenes de Kim Jong Un en Tokio el 4 de octubre.
Por Jon Herskovitz y Sangmi Cha
13 de octubre, 2022 | 06:35 PM

Bloomberg — Una de las mayores preocupaciones para Estados Unidos y sus aliados podría ser una explosión relativamente pequeña, esto a medida que Corea del Norte se acerca a su primera prueba nuclear en cinco años.

El líder norcoreano ha dejado claro que quiere construir un arsenal de armas nucleares “tácticas”, es decir, bombas de menor rendimiento que podrían utilizarse en el campo de batalla y no en ciudades enteras. Primero debe producir ojivas miniaturizadas para que quepan en el creciente conjunto de misiles balísticos de corto alcance que ha diseñado para amenazar a las tropas estadounidenses y a sus aliados en Asia.

VER +
Corea del Norte lanza misil y Japón envía alerta para que residentes se refugien

Esta semana, Kim Jong Un dijo que una serie de misiles lanzados en los últimos días estaban destinados a ataques nucleares tácticos, al tiempo que advirtió a Washington que cualquier intento de ataque podría ser respondido con ataques a las fuerzas estadounidenses en Corea del Sur y Japón. Los comentarios fueron una nueva señal de que Corea del Norte podría estar preparándose para su primera prueba nuclear desde septiembre de 2017, algo por lo que Estados Unidos lleva meses dando la voz de alarma.

“Para producir en masa armas tácticas, Kim Jong Un necesitaría la séptima prueba nuclear con el fin de fabricar armas más potentes, pero con ojivas más ligeras”, dijo Moon Seong-Mook, un exgeneral del ejército surcoreano que ahora dirige el Instituto de Investigación de Corea para la Estrategia Nacional, con sede en Seúl.

PUBLICIDAD

Aunque hubo más de 2.000 pruebas de dispositivos nucleares en las décadas posteriores al bombardeo de Japón por parte de EE.UU. en 1945, Corea del Norte sigue siendo el único país que ha realizado detonaciones físicas de bombas atómicas en este siglo, según datos de la Asociación de Control de Armas. Las potencias nucleares, como EE.UU., confían ahora en los superordenadores para simular las pruebas de sus armas y predecir su rendimiento y fiabilidad.

“Creo que Corea del Norte ha conseguido miniaturizar todas las ojivas disponibles, para poder montarlas en misiles”, dijo Moon.

Kim se ha embarcado en una estrategia nuclear de dos vertientes: el desarrollo de armas tácticas para la región asiática y dispositivos termonucleares mucho más potentes para misiles de mayor alcance que puedan alcanzar el territorio continental estadounidense. EE.UU., Japón y Corea del Sur han afirmado que Corea del Norte está preparada para llevar a cabo una prueba en su montañoso centro de pruebas de Punggye-ri, donde ha realizado todas sus seis pruebas anteriores.

PUBLICIDAD

“La RPDC considera claramente que las pruebas nucleares son esenciales para estar segura de su propia capacidad en materia de armas nucleares”, dijo Katsuhisa Furukawa, analista de la Open Nuclear Network, refiriéndose a Corea del Norte por su nombre formal. “Sería razonable suponer que la RPDC ha avanzado considerablemente en su capacidad de desarrollar ojivas nucleares miniaturizadas”.

“Táctico” es un término inexacto para referirse a un arma nuclear que podría utilizarse dentro de un teatro de guerra, que para Corea del Norte probablemente incluye a Corea del Sur, Japón y los activos estadounidenses en lugares como Guam. Un arma táctica tiene una ojiva menos potente y se lanza a menor distancia. La potencia de los explosivos puede ser inferior a 1 kilotón, pero muchos son de decenas de kilotones.

La bomba atómica que EE.UU. lanzó sobre Hiroshima en 1945 tenía una potencia de unos 15 kilotones. La última prueba de Corea del Norte de un arma nuclear en 2017 tuvo un rendimiento estimado de unos 120-250 kilotones.

Las armas nucleares tácticas todavía pueden causar una destrucción masiva y los defensores de la no proliferación argumentan que su uso podría salirse rápidamente de control. Tales preocupaciones fueron evidentes en la advertencia del presidente de EE.UU., Joe Biden, la semana pasada, de que cualquier uso de tales armas por parte del presidente Vladimir Putin en Ucrania podría conducir al “Armagedón.”

Los alardes de Corea del Norte sobre sus armas tácticas suscitaron un debate en Corea del Sur sobre si Seúl debería colaborar con su aliado estadounidense para llevar armas tácticas a la península. El viceministro de Defensa, Shin Beom-chul, desestimó esa idea y declaró el jueves a la radio SBS que una mejor manera de disuadir a Corea del Norte sería desplegar “los activos estratégicos estadounidenses a mano en la península de Corea de manera oportuna y coordinada”.

Furukawa, que formó parte de un grupo de expertos de las Naciones Unidas que supervisó las sanciones a Corea del Norte, y otros expertos prestarán mucha atención a si el próximo ensayo del régimen se realiza en el túnel nº 3 del emplazamiento. Se considera que ese es el lugar más probable para detonar una ojiva de bajo rendimiento para un arma táctica.

El túnel nº 4, por su parte, se cree que está reservado para probar un dispositivo termonuclear más grande, dijo Lee Choon-geun, investigador principal del Instituto de Política Científica y Tecnológica de Corea del Sur.

PUBLICIDAD

Kim presentó un plan de armamento nuclear justo antes de la toma de posesión de Biden en enero de 2021, en el que pedía armas más pequeñas y ligeras. También instó al desarrollo de un misil balístico intercontinental de combustible sólido que se desplegaría rápidamente y atacaría objetivos estratégicos en un radio de 15.000 kilómetros una referencia apenas velada a EE.UU.

El líder norcoreano supervisó el lanzamiento de dos misiles de crucero de largo alcance que sobrevolaron el país en forma de ocho y recorrieron un total de unos 2.000 kilómetros, según informó el jueves la Agencia Central de Noticias de Corea. Los misiles de crucero, que pueden llevar ojivas nucleares, están diseñados para volar por debajo de los radares y no hay ninguna resolución de las Naciones Unidas que prohíba a Pyongyang realizar pruebas.

Tipos de misiles balísticos probados por el líder norcoreano Kim Jong Undfd

Kim ha disparado sus nuevos misiles balísticos de corto alcance desde vagones de tren, un submarino e incluso ha afirmado que uno en su reciente andanada de finales de septiembre fue disparado desde un lago. Eso puede ayudar a disuadir de otro enfrentamiento con EE.UU. como en 2017, cuando el expresidente Donald Trump amenazó con “fuego y furia” y los funcionarios hablaron de un ataque de “nariz sangrienta” contra el país como advertencia preventiva.

Chang Young-keun, experto en misiles de la Universidad Aeroespacial de Corea, dijo que había dificultades adicionales a la hora de construir una ojiva para un ICBM. Este tipo de misiles viajan muy por encima del planeta y deben soportar fuerzas de reentrada a velocidades superiores a los 3.200 kilómetros por hora.

PUBLICIDAD

Kim ha demostrado que domina los sistemas de lanzamiento tácticos al probar casi 70 misiles de corto alcance desde 2019. Estos son rápidos de desplegar, diseñados para evadir los interceptores operados por Estados Unidos en la región y capaces de golpear las bases militares estadounidenses en Corea del Sur en menos de cinco minutos después del lanzamiento.

“Esto significa que los misiles de corto alcance son fatales para nosotros”, dijo Chang.

Lea más en Bloomberg.com