Carry trade vuelve a estar de moda entre emergentes; dos divisas latinas destacan

Un indicador de carry trade de Bloomberg ha rendido casi un 5%, alcanzando el nivel más alto desde 2021, recuperándose de años de pérdidas. Estas son las monedas latinas más atractivas

Imagen de la Bolsa de Valores de Nueva York
Por Marcus Wong y Matthew Burgess
09 de abril, 2023 | 10:40 AM

Bloomberg — Los inversores están atentos a la vuelta de las operaciones de carry trade en los mercados emergentes, ya que los indicios de desaceleración de la economía estadounidense y que los ciclos de endurecimiento monetario están llegando a su máximo han creado un entorno favorable para esta estrategia.

El carry trade consiste en endeudarse en divisas de bajo rendimiento para comprar aquellas que ofrecen rendimientos más elevados. Este año, un indicador de Bloomberg que simula el endeudamiento en dólares la colocación de fondos en una cesta de divisas emergentes ha rendido casi un 5%, alcanzando el nivel más alto desde 2021 y recuperándose de tres años de pérdidas.

VER +
Tras un inicio agitado, la era de los mercados emergentes prueba ser más retadora

El Fondo Monetario Internacional predice que las economías en desarrollo, particularmente en Asia, serán un punto brillante incluso cuando EE.UU. se desacelere, creando los ingredientes adecuados para que el carry trade tenga éxito. La rentabilidad de esta estrategia se disparó el mes pasado por encima de la de un índice de referencia de mercados desarrollados, ya que el temor a una crisis bancaria impulsó las apuestas de que la Reserva Federal está cerca del final de su ciclo de endurecimiento monetario.

Según Eimear Daly, estratega de mercados emergentes de NatWest Markets Plc en Londres, el episodio de volatilidad de los mercados financieros de marzo podría ser la ocasión perfecta para reavivar las operaciones de carry trade en los mercados emergentes. Daly sugiere que, ahora que es probable que el carry estadounidense esté limitado, los inversores se verán tentados a volver a las divisas de alto carry de los mercados emergentes, que ofrecen rendimientos significativos.

PUBLICIDAD
En 2023dfd

El interés por las operaciones de carry trade ha repuntado a medida que el rápido endurecimiento de las políticas de los principales bancos centrales parece estar a punto de llegar a su fin en medio de la preocupación por el crecimiento. Ello ha bastado para generar confianza en esta estrategia, a pesar de la volatilidad de los mercados de divisas, que puede anular la rentabilidad potencial.

“Los rendimientos de los mercados emergentes de divisas se mantienen bien en las recesiones centradas en EE.UU., y las estrategias de carry están empezando a parecer interesantes de nuevo”, escribieron estrategas de Citigroup Inc. (C) como Adam Pickett en una nota el jueves. “La renta fija y la renta variable de los mercados emergentes podrían seguir luchando y las divisas emergentes podrían ser un mejor lugar para esconderse”.

VER +
La rápida caída del “superpeso” mexicano es una prueba para los mercados emergentes

Las operaciones financiadas en dólares con dinero puesto en las divisas de Hungría, Colombia y México han devuelto más del 6% este año, según muestran los datos recopilados por Bloomberg. Diecisiete de las 23 divisas de mercados emergentes objeto de seguimiento generaron un rendimiento positivo en lo que va de 2023, luego de que la mayoría perdiera dinero el año pasado, según los datos hasta el jueves.

PUBLICIDAD

Primeros movimientos

Varias divisas de mercados emergentes son objetivos de carry especialmente atractivos, ya que sus bancos centrales subieron sus tasas de interés para combatir la inflación antes que sus homólogos desarrollados.

“La mayoría de los países emergentes han subido las tasas de forma significativa, muchos de ellos antes que la Reserva Federal y más, por lo que muchos rendimientos de los mercados emergentes son atractivos”, afirma Rajeev De Mello, gestor de carteras macroeconómicas globales de GAMA Asset Management SA en Ginebra. Entre las divisas objetivo atractivas para las operaciones de carry trade se encuentran las de Brasil, México, India, la República Checa y Polonia.

El banco central de Brasil empezó a subir sus tasas en marzo de 2021, y lo hizo en un total de 1.175 puntos básicos, hasta el nivel actual del 13,75%. La tasa Selic del país ofrece una prima de 875 puntos básicos sobre la referencia de la Fed, un colchón considerable para compensar cualquier debilidad potencial en el real brasileño.

Las tasas de referencia de Brasil, México, Colombia y Chile se sitúan en el 7% o más, muy por encima de las expectativas actuales de las de la Reserva Federal, que se espera alcancen un máximo cercano al 5%, sobre la base de los swaps indexados a un día de Estados Unidos.

Disminución de la volatilidad

Aunque las fluctuaciones en los mercados de divisas se dispararon el mes pasado ante el temor a una crisis bancaria, están empezando a remitir de nuevo, convirtiéndose en una amenaza menor para los posibles carry traders.

El índice JPMorgan Chase & Co. (JPM) de volatilidad implícita a un mes en las divisas de mercados emergentes cayó al 9,9% este mes, desde el 11,1% a mediados de marzo, cuando aumentaban las tensiones bancarias. El indicador correspondiente de la volatilidad de las monedas del Grupo de los Siete bajó del 11,7% al 10,1%.

El nivel de ambos indicadores es ahora casi igual, después de que el índice de los mercados emergentes duplicara el de su homólogo a finales de 2021, reflejo de la volatilidad de las divisas provocada el año pasado por los bancos centrales de los mercados desarrollados.

PUBLICIDAD

Crecimiento divergente

A juzgar por las perspectivas de crecimiento económico, los mercados emergentes mantendrán su ventaja sobre Estados Unidos en materia de tasas de interés.

Según las previsiones del Fondo Monetario Internacional publicadas en enero, el crecimiento estadounidense se ralentizará hasta el 1,4% este año y el 1% en 2024. En comparación, el crecimiento en el conjunto de los mercados emergentes se acelerará hasta el 4% en 2023 y el 4,2% el año que viene, según las cifras del FMI.

Se espera que el FMI publique sus últimas previsiones esta semana, en medio de señales de ralentización de la economía mundial.

“Nuestro escenario central es el de una leve recesión en EE.UU. y un dólar dentro de un rango, lo que debería favorecer el carry trade en los mercados emergentes”, afirma Jon Harrison, director gerente de estrategia macroeconómica para mercados emergentes de TS Lombard en Londres. Los principales objetivos de las operaciones de carry trade en los mercados emergentes parecen ser el real brasileño y el peso mexicano, ya que se verán respaldados por unos bancos centrales proactivos y unos tipos de interés reales relativamente elevados.

PUBLICIDAD

A observar

El Banco de Corea anuncia su tasa de interés oficial el martes, y los economistas prevén que los responsables de formular políticas mantengan su referencia en el 3,5% para la segunda reunión.

Esta semana se publicarán los datos de inflación de India, China, Hungría y Polonia, y los inversores estarán atentos a las señales de desaceleración del crecimiento de los precios.

PUBLICIDAD

El Banco Central de Perú se reúne el jueves para tomar una decisión sobre tasas tras haber mantenido los costos de endeudamiento en el 7,75% en sus dos reuniones anteriores.

Lea más en Bloomberg.com