EE.UU. restringe las exportaciones de chips fabricados por Nvidia para China

Las prohibiciones, incluyendo las normativas actualizadas hechas públicas este martes, pretenden impedir que China pueda beneficiarse de tecnología de vanguardia con fines militares. Nvidia cayó hasta un 7,8%, su mayor caída intradiaria desde diciembre

Chip de la empresa Nvidia
Por Mackenzie Hawkins - Jenny Leonard
17 de octubre, 2023 | 12:51 PM

Bloomberg — Los Estados Unidos están limitando la venta de los chips que Nvidia Corp. (NVDA) ha creado expresamente para el mercado de China, en el marco de una nueva y extensa revisión de las prohibiciones a la exportación destinadas a impedir el acceso del país asiático a la tecnología de semiconductores altamente avanzada.

Según un alto funcionario de Estados Unidos, el endurecimiento de los controles se aplicará a los chips A800 y H800 de Nvidia, que la compañía norteamericana concibió para su exportación a China desde que el gobierno de Biden estableciera sus restricciones iniciales en octubre del año pasado. Esas prohibiciones, incluyendo las normativas actualizadas hechas públicas este martes, pretenden impedir que China pueda beneficiarse de tecnología de vanguardia con fines militares.

VER +
EE.UU. pondrá más obstáculos al acceso de tecnología avanzada de chips a China

Asimismo, las nuevas normas exigen a las compañías que comuniquen al gobierno estadounidense antes de la venta de chips que estén por debajo del límite de control, tal y como informó Bloomberg previamente. Un alto funcionario gubernamental ha afirmado que los chips de máxima calidad son los más adecuados para potenciar los modelos de IA. No obstante, con mucho dinero y algunos trucos, es posible utilizar una gama completa de chips de calidad levemente menor para la IA y la supercomputación, lo que supondría una amenaza para la seguridad nacional, según dicho funcionario.

La sede de Nvidia en Santa Clara, California, EE.UU., el viernes 26 de mayo de 2023. Fotógrafo: Philip Pacheco/Bloombergdfd

Nvidia (NVDA) cayó hasta un 7,8%, su mayor caída intradiaria desde diciembre. La acción se había más que triplicado este año antes del retroceso, impulsado por el auge de la inteligencia artificial. La empresa fabrica los aceleradores de IA más populares, procesadores que ayudan a algoritmos sofisticados a manejar cantidades masivas de datos.

PUBLICIDAD

La administración estadounidense quiere vigilar esta actividad en la llamada “zona gris”, añadió este funcionario, que se negó a pronunciarse sobre los detalles concretos de los chips que resultarán afectados. Estados Unidos examinará las notificaciones de las compañías dentro de un plazo de veinticinco días para decidir si es necesario que estas compañías obtengan una licencia para vender sus chips a China.

“Es difícil trazar una línea clara entre la tecnología militar y comercial”, dijo a los periodistas la secretaria de Comercio de Estados Unidos, Gina Raimondo, antes de la publicación de la norma. “A menudo hay tecnologías de doble uso, y las mismas tecnologías que impulsan el intercambio comercial, desafortunadamente, a veces también pueden permitir a nuestros competidores modernizar sus fuerzas armadas, vigilar a sus ciudadanos y solidificar la opresión”.

VER +
EE.UU. alivia controles y ahora Samsung y SK Hynix podrán ampliar fábricas de chips en China

Pero Estados Unidos no quiere ser más restrictivo de lo necesario, dijo Raimondo, enfatizando un mensaje constante de la administración Biden de que Washington no busca dañar la economía de China.

PUBLICIDAD

La portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Mao Ning, dijo el lunes en una conferencia de prensa regular en Pekín que su nación se opone a “que Estados Unidos politice, instrumentalice y convierta en armas las cuestiones comerciales y tecnológicas”.

Washington cedió en un área clave luego de un año de comentarios públicos sobre la regla inicial: las restricciones actualizadas permiten en términos generales la venta de chips comerciales avanzados a empresas chinas para su uso en productos de consumo como teléfonos inteligentes, computadoras y vehículos eléctricos, como informó Bloomberg anteriormente. Pero la administración Biden restringirá los chips de consumo más avanzados, como los utilizados en los centros de datos de inteligencia artificial, e impondrá un proceso de notificación a un número selecto de variedades justo detrás de la vanguardia.

La administración también exigirá que las empresas obtengan una licencia para vender chips a más de 40 países que las empresas chinas podrían utilizar como intermediarias para eludir los controles estadounidenses. Y agregará dos empresas chinas y sus subsidiarias a una lista de restricciones comerciales que obliga a las empresas a obtener una licencia del gobierno de EE. UU. antes de realizar envíos a esas empresas.

VER +
El avance de Huawei en chips inquieta a Estados Unidos

Estados Unidos también está ampliando el alcance de la fabricación de equipos sujetos a restricciones, dijeron altos funcionarios de la administración, sin especificar el equipo exacto. Cuando se le preguntó si Estados Unidos restringiría las máquinas DUV (por sus siglas en inglés, laser ultravioleta profunta) menos avanzadas, que son suministradas principalmente por el líder holandés en equipos de chips ASML Holding NV, un funcionario de la administración dijo que Washington ha trabajado con los Países Bajos en esa política.

El CEO de ASML se opuso públicamente a las restricciones iniciales de Estados Unidos, y pasaron meses antes de que Estados Unidos pudiera lograr que sus aliados clave en Amsterdam y Tokio se unieran.

Las reglas actualizadas no incluirán restricciones al acceso a los servicios de computación en la nube de EE.UU. o sus aliados, aunque la administración emitirá una solicitud de comentarios para comprender mejor los posibles riesgos de seguridad nacional asociados con este acceso y las opciones para abordarlos potencialmente.

Lea más en Bloomberg.com