La incertidumbre reina en Tesla a la espera de la próxima ola de despidos

Un trabajador comparó el estado de la compañía con “El juego del calamar”, la serie de televisión donde los concursantes luchan por sobrevivir

Los colaboradores de la empresa hacen bromas oscuras entre ellos sobre la ansiedad y el insomnio.
Por Kara Carlson - Dana Hull
20 de mayo, 2024 | 12:16 PM

Bloomberg — Los trabajadores de Tesla Inc. viven con miedo al correo electrónico de despido que inicia con: “Querido Empleado”.

Más de un mes después de que el CEO Elon Musk anunciara planes de recortar al menos el 10% de la fuerza laboral de la compañía, aún no ha finalizado. Esto significa que los empleados ansiosos se despiertan cada día para revisar sus mensajes, preguntándose si aún tienen un empleo. Según personas familiarizadas con el asunto y que no estaban autorizadas a hablar públicamente sobre los despidos, los recortes laborales podrían extenderse al menos hasta junio.

“Es difícil imaginar la sensación de caminar sobre cáscaras de huevo todos los días en el trabajo, sin saber si podrán pagar sus facturas o alimentar a sus familias”, escribió Michael Minick, un exrepresentante de ventas de Tesla que fue despedido en abril, en LinkedIn. “Sería un alivio saber que pueden respirar y concentrarse en su trabajo, sin la nube gris de incertidumbre que los acecha”.

Lea también: Elon Musk se compromete a hacer crecer el negocio de los supercargadores que acaba de diezmar

PUBLICIDAD

La transformación de Tesla

La fuerza laboral de Tesla (TSLA) ya ha sufrido una transformación dramática en los últimos años: la antigua start-up de Silicon Valley con una visión maniática de energía limpia ahora se concentra en Texas y se enfoca en otras empresas, como inteligencia artificial y robots.

Algunos empleados que siguen en la empresa afirman que Musk ha debilitado la moral al priorizar un robotaxi sobre un vehículo eléctrico de US$25,000. También dicen que la misión que había inspirado a legiones de acólitos de Musk se ha confundido.

Musk aún no ha dado una indicación de que los despidos hayan concluido, lo que lleva a los compañeros de trabajo a hacer bromas oscuras entre ellos sobre la ansiedad y el insomnio. Un empleado actual describió el ambiente como similar al “Juego del calamar” (Squid Game), la exitosa serie de televisión en la que los personajes enfrentan dificultades financieras luchando por sus vidas en juegos infantiles mortales.

PUBLICIDAD
Tesla comenzó el año con más de 140.000 empleados y ahora busca la reducción del 20% de su nómina.dfd

Se espera que las oleadas de despidos, que ya han afectado a miles de empleados en departamentos como ventas, recursos humanos y prácticamente toda la división de Supercargadores, desmantelen partes significativas de Tesla, que comenzó el año con más de 140.000 empleados. Según informó Bloomberg el mes pasado, Musk ha buscado una reducción del 20% de su nómina

En la división de Supercargadores, algunos empleados se enteraron de que Max de Zegher, el director de carga de América del Norte, había sido despedido después de que su icono de Microsoft Teams se volviera repentinamente gris, indicando que ya no estaba en la compañía.

Lea más: Tesla intensifica los recortes de empleo en China por la desaceleración de sus ventas

Varios miembros del equipo pasaron los siguientes días despidiéndose, haciendo bromas y haciendo referencias al Titanic, según Joel Musial, quien fue despedido de su trabajo como gerente de construcción de Tesla. “¡Solo nos faltaba el cuarteto de cuerdas!”, escribió Musial en LinkedIn.

El humor negro se apoderó del equipo de Supercarga, que había instalado más de 6.200 estaciones y 57.000 conectores en todo el mundo y estaba en proceso de abrir la red a otros fabricantes de automóviles, lo que debería aumentar el uso.

La empresa ha ido ampliando su red de forma constante durante años.dfd

Musk dice que Tesla todavía planea expandir la red, aunque a un ritmo más lento. Volvió a contratar a de Zegher, pero no ha dicho cuántas personas más serán llamadas a regresar.

También es incierto si la compañía tendrá personal suficiente para mantener las estaciones de supercarga, después de que los despidos afectaran a varios grupos de técnicos. Un exempleado de California dijo que desvincularon a dos docenas de personas de un equipo de 80 que se encargaba de mantener y reparar supercargadores en el norte de California, dejando vacíos tanto en la geografía como en la especialización.

PUBLICIDAD

Según la persona, ahora solo hay un empleado en un tramo de más de 200 millas entre Santa Rosa y Eureka, quien fue despedido dos semanas después del anuncio inicial de las desvinculaciones.

Vea además: GM intenta atraer a los becarios de Tesla tras la reducción masiva de personal

Otra persona en un puesto similar con base en Canadá prevé el caos después de que él y docenas de otros fueran despedidos, ya que muchas estaciones de carga de Tesla están a horas de distancia, y la cantidad de trabajo requerido aumentará una vez que los clientes de más empresas tengan acceso.

Dijo que trabajó durante dos semanas después del anuncio inicial de los despidos en un estado de distracción e incertidumbre, donde una carga de trabajo cada vez mayor y la constante separación de compañeros de trabajo dificultaron la concentración. En su último día en Tesla, dijo que estaba enviando técnicos y asistiendo a su lista diaria de reuniones, solo para encontrarse bloqueado en su computadora portátil de la compañía a las 10:45 p.m. A las 11:01 p.m. de esa noche, recibió la notificación de despido en su cuenta personal.

PUBLICIDAD

Los recortes están ocurriendo en un momento de demanda lenta para la industria de vehículos eléctricos en general, lo que ejerce presión sobre una fuerza laboral que ya está adaptándose a los cambios en la cultura de la empresa, según un exempleado de ventas. La persona dijo que ya había visto una rotación significativa en cerca de una década en Tesla, y que cada partida representaba un conocimiento institucional crucial que la empresa perdía.

“Las grandes empresas están compuestas por partes iguales de personas y productos excelentes, y estos últimos solo son posibles cuando las personas están prosperando”, dijo Rich Otto, quien renunció como jefe de Lanzamientos de productos de Tesla este mes, en una publicación de LinkedIn que eliminó después de que los medios de comunicación informaran al respecto. “Los recientes despidos que están sacudiendo a la compañía y su moral han alterado este equilibrio y es difícil ver el juego a largo plazo”.

PUBLICIDAD

--Con la colaboración de Edward Ludlow.

Lea más en Bloomberg.com