EE.UU.

Ventas minoristas de EE.UU. con pocos cambios en julio; caen compras de vehículos

Si se excluyen los autos y la gasolina, la cifra creció un 0,7%, por encima de las expectativas

Compradores en Nueva York
Por Reade Pickert
17 de agosto, 2022 | 09:52 AM
Tiempo de lectura: 5 minutos
Últimascotizaciones

Bloomberg — Las ventas minoristas de EE.UU. se estancaron en julio, en mayor medida debido a caídas en las compras de vehículos y gasolina. En contraste, cifras positivas en otras categorías sugieren que el gasto de los consumidores se mantuvo resiliente.

El valor de las compras minoristas se mantuvo sin cambios en julio, luego de una ganancia revisada del 0,8% en junio, según mostró un reporte del departamento de Comercio. Si se excluyen los autos y la gasolina, la cifra creció un 0,7%, por encima de las expectativas. Las cifras no se ajustan por inflación.

El valor total de las compras se mantuvo sin cambios, aunque la cifra es positiva si se excluye a la gasolina y los autosdfd

La estimación mediana de economistas encuestados por Bloomberg veía un crecimiento de 0,1% en las ventas minoristas.

PUBLICIDAD

Para muchos estadounidenses, la caída de los precios de la gasolina ha impulsado la confianza y probablemente liberó efectivo para gastar en otras cosas. Más allá de ello, la persistente inflación está socavando el poder de compra de los salarios y forzando a muchos a depender de tarjetas de crédito y ahorros para mantener sus gastos. Esto supone un viento en contra para la resistencia de los consumidores en los próximos meses.

Las ventas en las gasolineras cayeron un 1,8% en julio, lo que refleja un retroceso constante de los precios de la gasolina desde los máximos históricos registrados a mediados de junio. Las compras en los concesionarios de vehículos y repuestos cayeron un 1,6%.

Lo que dice Bloomberg Economics...

PUBLICIDAD

“Los datos de las ventas al por menor de julio proporcionaron una señal alentadora para un repunte del PIB en el tercer trimestre tras dos trimestres de contracción. El descenso de los precios de la gasolina dio a los consumidores un respiro muy necesario y pudieron reorientar algunos gastos”.

-- Yelena Shulyatyeva y Eliza Winger, economistas

Mientras tanto, las ventas repuntaron en otros sectores. Nueve de las 13 categorías minoristas registraron aumentos el mes pasado, según el informe, incluyendo las tiendas de materiales de construcción, los minoristas que no son tiendas y la electrónica. Antes de julio, las ventas minoristas globales habían aumentado todos los meses de este año.

El retroceso del gasto de los consumidores -el principal motor del crecimiento estadounidense- es un elemento necesario en la lucha contra la inflación de la Reserva Federal. Los responsables de la política económica tratan de enfriar la economía lo suficiente como para controlar el aumento de los precios, pero no tanto como para provocar una recesión o un aumento del desempleo. El informe del miércoles es uno de los muchos datos que el banco central tendrá en cuenta a la hora de decidir la magnitud de otra subida de tasas el mes que viene.

Los rendimientos del Tesoro mantuvieron las ganancias y las acciones estadounidenses se mantuvieron a la baja después de los datos, que sugieren que el gasto discrecional de los consumidores es lo suficientemente sólido como para mantener a la Fed en una trayectoria de subidas agresivas de las tasas de interés.

Los resultados de esta semana también han arrojado luz sobre la salud de los consumidores estadounidenses. Después de recortar sus perspectivas hace unas semanas, Walmart Inc. (WMT) dijo que los resultados mejoraron más de lo esperado a finales de julio gracias a las sólidas ventas de vuelta a la escuela, a la bajada de los precios del combustible y a las compras de los clientes más ricos que buscan gangas, un probable subproducto de la inflación. Las ganancias de Home Depot Inc. (HD) superaron las estimaciones, pero las transacciones de los clientes cayeron por quinto trimestre consecutivo.

PUBLICIDAD
Walmart Inc.dfd

Target Corp. (TGT), sin embargo, no alcanzó ni siquiera las estimaciones más bajas de beneficios, ya que la empresa recortó los precios de los electrodomésticos, los muebles de jardín y otros artículos discrecionales para ajustar el inventario.

Lo que dicen las empresas...

“A medida que avanza el año, hemos visto cambios más pronunciados en el consumo y en la actividad de rebajas... El aumento de los costos de los artículos de primera necesidad y la reordenación del gasto de los clientes han provocado cambios significativos en la mezcla de nuestro negocio.” -- John David Rainey, CFO de Walmart Inc. en la llamada de resultados del 16 de agosto

Nuestra orientación “asume que la inflación persiste en los niveles actuales y que podemos ver una compensación ligeramente mayor en las transacciones a lo largo del año. Pero es una suposición conservadora y no se basa realmente en la observación en este momento”. -- Richard McPhail, director financiero de Home Depot Inc. en una llamada de resultados del 16 de agosto

PUBLICIDAD

Es muy importante que todos ustedes entiendan que actualmente no estamos viendo ninguna reducción medible en el gasto de los clientes ni ninguna evidencia de que los clientes estén cambiando a la baja”. -- Howard Schultz, director general interino de Starbucks Corp. (SBUX) en la conferencia sobre resultados del 2 de agosto

Las ventas en las tiendas de comestibles subieron un 0,2%, lo que probablemente refleja el aumento de los precios de los alimentos más que un repunte significativo de la actividad de compra. Los datos publicados la semana pasada mostraron que el costo de los alimentos ha aumentado un 13,1% en el último año, la cifra más alta desde 1979. Las ventas en restaurantes y bares, el único componente de servicios del informe, subieron un 0,1%, el dato más débil desde un descenso en enero.

PUBLICIDAD

El informe de ventas al por menor se centra principalmente en los bienes, no en los servicios. Los consumidores han vuelto a las pautas de gasto anteriores a la pandemia, que se inclinan más por los servicios, como el ocio y los viajes, y se alejan de la tendencia de los últimos dos años, en la que predominaban las mercancías. A finales de este mes se publicará una imagen más completa del gasto en julio, que incluye tanto el gasto en servicios como las cifras ajustadas a la inflación.

Los ingresos por ventas de los minoristas que no son tiendas, que incluyen el comercio electrónico, aumentaron un 2,7%. El Prime Day de Amazon.com Inc. (AMZN), que tuvo lugar a mediados de mes, probablemente influyó. El evento fue el mayor registrado, según la compañía, ya que los miembros compraron más de 300 millones de artículos en todo el mundo.

Las llamadas ventas del grupo de control -que se utilizan para calcular el producto interior bruto y excluyen los servicios de alimentación, los concesionarios de automóviles, las tiendas de materiales de construcción y las gasolineras- subieron un 0,8% más de lo previsto, igualando el mayor dato desde enero.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD