Mercados

2022 fue el peor año para la banca de inversión en Wall Street desde 2016

Los 100 bancos más grandes según sus ingresos ganaron US$77.100 millones de fusiones y adquisiciones y emisiones de capital y deuda, un 38% menos que en 2021

Imagen de Wall Street
Por William Shaw
06 de enero, 2023 | 08:25 AM
Últimascotizaciones

Bloomberg — Los mayores bancos de inversión del mundo sufrieron su peor año en lo respectivo a acuerdos logrados desde 2016. Esto luego de que tasas de interés más altas y perspectivas económicas sombrías enfriaran el sector.

Los 100 bancos más grandes según sus ingresos ganaron US$77.100 millones de fusiones y adquisiciones y emisiones de capital y deuda, un 38% menos que en 2021. La cifra corresponde a BCG Expand Research de Londres.

A nivel global, el valor de las operaciones se redujo en aproximadamente un tercio, hasta los US$3,6 billones, según datos de Bloomberg.

PUBLICIDAD

“Con la inflación que tenemos en este momento, el entorno de tasas de interés altas no va a desaparecer de la noche a la mañana y es probable que este año también sea difícil”, dijo Jordan Galhardo-Burnett, jefe de publicaciones y perspectivas de Expand Research. Los bancos podrían centrarse en otras áreas, como el comercio de bonos y materias primas, que obtuvieron buenos resultados en 2022, afirmó.

Ingresos de la banca de inversión, en mínimos desde 2016dfd

Los datos de BCG incluyen bancos como Goldman Sachs Group Inc, (GS) Citigroup Inc (C), JPMorgan Chase & Co. (JPM) y Morgan Stanley (MS). Goldman Sachs trabajó en transacciones por valor de US$982.000 millones el año pasado, la mayor cifra para cualquier banco en los datos de Bloomberg. Esta cifra es aproximadamente una cuarta parte inferior al total del banco estadounidense en 2021. JPMorgan ocupó el segundo lugar, con US$733.000 millones en créditos para operaciones, lo que supone un descenso de más de un tercio respecto al año anterior.

Los bancos estadounidenses, que empezarán a presentar sus resultados del cuarto trimestre la semana que viene, ya han señalado que las difíciles condiciones están afectando a su rendimiento. Los ingresos de banca de inversión de Goldman Sachs en el tercer trimestre cayeron un 57%, más de lo previsto por los analistas. Los ingresos por suscripción de acciones y deuda se desplomaron, al igual que las comisiones por asesoramiento en fusiones. En Citigroup, las comisiones de banca de inversión se desplomaron un 64% en el tercer trimestre, mientras que en JPMorgan cayeron un 47%.

PUBLICIDAD
Crédito de los principales asesores de fusiones y adquisiciones a nivel global en 2022dfd

Todo ello se suma a una temporada de bonificaciones sombría para los negociadores. Según las estimaciones de Johnson Associates Inc. del año pasado, es probable que las primas de los banqueros que asesoran en fusiones y adquisiciones disminuyan hasta un 20%. Sus homólogos en la suscripción probablemente sufrirán la mayor caída, con el pago de incentivos desplomándose hasta un 45%, según la consultora de compensación. Según los datos de Bloomberg, las empresas recaudaron alrededor de US$204.000 millones en ofertas públicas iniciales durante 2022, lo que supone un descenso de más de dos tercios con respecto a 2021.

El año pasado fue “como el fin de la fiesta y el comienzo de la resaca” para la banca de inversión, con los gobiernos apagando su apoyo a la pandemia y Rusia invadiendo Ucrania, dijo Julian Morse, CEO de Cenkos Securities Plc, broker de pequeña capitalización con sede en Londres. Sin embargo, cree que las malas noticias sobre la guerra y la economía ya están descontadas, lo que significa que cualquier sorpresa positiva podría restablecer la confianza en el mercado.

Algunas empresas podrán compensar el descenso de los ingresos con unos resultados más sólidos en áreas como la negociación de tasas y la gestión de tesorería, según Eric Li, responsable de estudios bancarios globales de Coalition Greenwich.

Los bancos esperan que la banca de inversión repunte a partir de mediados de 2023 y un mercado laboral ajustado puede contrarrestar cualquier despido, que será menos grave que durante la crisis financiera, según Li.

“Pero habrá recortes de empleo y no todos los puestos de trabajo estarán a salvo”, afirmó.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD