Venezuela

TotalEnergies estaría negociando salida de proyectos de gas venezolanos

Sucre Energy, un grupo de capital privado que ha estado adquiriendo activos energéticos venezolanos, inició conversaciones en el último mes para comprar la participación de Total

Estación de TotalEnergies.
Por Fabiola Zerpa y Nicolle Yapur
10 de febrero, 2022 | 04:40 PM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — TotalEnergies SE está negociando la salida de sus operaciones de gas natural en Venezuela, apenas unos meses después de que el gigante energético francés cerrara su negocio petrolero en el país.

La compañía se retirará de su participación mayoritaria en YPergas SA, una empresa conjunta en el central estado de Guárico que produce alrededor de 1,5 millones de metros cúbicos de gas al día, según cuatro personas con conocimiento directo de las negociaciones. Sucre Energy, un grupo de capital privado que ha estado adquiriendo activos energéticos venezolanos, inició conversaciones en el último mes para comprar la participación de Total, según las fuentes citadas.

Representantes de Total y Sucre Energy declinaron formular comentarios sobre las negociaciones. Ni el Ministerio de Petróleo de Venezuela ni representantes de la estatal Petróleos de Venezuela SA respondieron a mensajes solicitando comentarios.

PUBLICIDAD

La venta de la participación de YPergas marcaría el fin de las inversiones de Total en Venezuela, donde opera desde la década de 1990. En diciembre, Total y la noruega Equinor ASA devolvieron al Gobierno una licencia para un proyecto de gas natural en alta mar en el este de Venezuela, dijo una de las personas. Las empresas no estaban produciendo gas en ese campo, que es parte de la Plataforma Deltana cerca de la frontera marítima con Trinidad y Tobago. La decisión también marca la salida de Equinor de Venezuela.

YPergas es un proyecto privado en el que Total posee una participación del 69,5%, seguida por la española Repsol SA con un 15% y dos empresas venezolanas.

Muchos inversionistas extranjeros se han retirado de la industria energética de Venezuela, que se encuentra en una situación desesperada tras décadas de mala gestión, fuga de cerebros y, últimamente, el impacto de las sanciones de Estados Unidos. Las decisiones de Total y Equinor debilitan aún más las posiciones de las grandes empresas energéticas europeas en el negocio del gas, que se consideraba vital para que el país aumente sus exportaciones. Otras empresas europeas de petróleo y gas, como Repsol y Eni SpA, siguen en el país.

PUBLICIDAD

Total y Equinor transfirieron el año pasado a PDVSA sus participaciones en las operaciones petroleras de Petrocedeno, retirándose de un negocio en el que habían estado desde la década de 1990. La decisión sobre las operaciones de gas se debe a un cambio en las estrategias de negocio, dijeron las personas, sin dar más detalles.

Equinor no respondió a mensajes solicitando comentarios.

Sucre Energy, un holding petrolero y gasífero con oficinas en Caracas, compró el año pasado a Inpex Corp. una participación del 70% en la empresa conjunta de gas Gas Guárico, así como su participación en la empresa petrolera Petroguarico.

PUBLICIDAD