PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Estilo de vida

Ha perdido su Porsche en un barco en llamas, ¿Y ahora qué?

Para aquellos con vehículos ordenados a bordo, en realidad solo hay una pregunta: ¿Qué debo hacer con mi automóvil?

Porsche
Por Hannah Elliott
27 de febrero, 2022 | 07:24 am
Tiempo de lectura: 6 minutos

Bloomberg — Es la pesadilla de un amante de los automóviles: el Bentley o Lamborghini especial que ordenó hace medio año, o más, finalmente está en un barco de carga que se dirige hacia usted. Entonces el barco se incendia.

La pesadilla se hizo realidad el 16 de febrero cuando un barco que navegaba de Alemania a Rhode Island se incendió cerca de las Azores con más de $400 millones en autos a bordo, incluidos modelos de lujo de Bentley (BSY), Porsche (PAH3) y Lamborghini. Un audaz rescate por parte de la Fuerza Aérea y la Armada de Portugal salvó a los 22 miembros de la tripulación, sin que se reportaran heridos.

PUBLICIDAD

A partir del 22 de febrero, el Felicity Ace permaneció en llamas ; lo que queda de un estimado de 4,000 vehículos Volkswagen AG (VOW3) será evaluado una vez que un equipo de salvamento pueda inspeccionar adecuadamente el casi barco, cuya longitud es de tres campos de fútbol. Se ha creado un sitio web para proporcionar actualizaciones sobre el incidente.

Para aquellos con vehículos ordenados a bordo, en realidad solo hay una pregunta: ¿Qué debo hacer con mi automóvil?

PUBLICIDAD

Cosas suceden en el barco

Un buque de carga que se hunde con automóviles a bordo no es un fenómeno tan inusual: desde 2002 se han producido al menos ocho incidentes importantes que involucran embarcaciones grandes y automóviles dañados. En 2019, el Grande America con destino a Brasil se hundió con 37 Porsche a bordo, incluidos cuatro raros , 911 GT2 RS altamente personalizados ( precio promedio hoy : US$366,487 y los especializados pueden acercarse a US$800,000).

Porschedfd

Ese mismo año, un barco llamado Golden Ray partió del puerto de Brunswick, Georgia, antes de volcarse con más de 4000 vehículos con destino al Medio Oriente, incluidos camiones y SUV de General Motors (GM) y Mercedes-Benz (DMLRY).

En un incidente de 2002, un carguero alemán vacío golpeó el casco sumergido de un portacoches hundido, el Tricolor, en el Canal de la Mancha. El barco de bandera noruega contenía un valor estimado de £ 30 millones (US$40,6 millones) en vehículos de alto rendimiento a bordo, incluidos cientos de automóviles de BMW (BMW), Saab y Volvo (VOLV-B). En el momento del incidente, un portavoz de BMW dijo que la compañía estaba más preocupada porque los números de chasis de los autos cayeran en manos equivocadas; Los números de chasis son moneda lucrativa entre los ladrones de autos.

Los ejecutivos de Volvo estaban más preocupados de que ninguno de los autos fuera recuperable.

PUBLICIDAD

Es imposible que un automóvil vuelva a estar en buen estado una vez que ha estado en agua salada”, dijo John Rawlings, gerente de servicios de productos de Volvo en el Reino Unido, después del accidente. “Tenemos que pensar en el efecto sobre nuestra imagen de prestigio de vender estas cosas”.

El ex marino mercante Sal Mercogliano dijo que en el caso de Felicity Ace , es probable que todos los vehículos se dañen porque sería difícil para los bomberos ingresar a las cubiertas de carga apretadas para combatir las llamas.

PUBLICIDAD

“El potencial ahora es que el barco sea abandonado, el fuego se descontrolará y saltará de un vehículo a otro”, dijo Mercogliano en un video de YouTube sobre el incendio. “Los vehículos no explotan… pero los vehículos se queman. El fuego correrá a lo largo de este barco y potencialmente lo destripará”.

No se ha confirmado ninguna causa del incendio.

PUBLICIDAD
Ambas marcas con daños por el inciendiodfd

¿Sigue adelante? O cortar pérdidas

Entonces, ¿cuál es el recurso para los clientes que esperaban estos autos? Técnicamente, los vehículos no pertenecen a los clientes hasta la entrega. Todavía pertenecen al fabricante de automóviles, por lo que no se contratará un seguro de automóvil personal. Las pólizas de seguros comerciales para los fabricantes de automóviles y las empresas de carga cubrirían sus pérdidas. Volkswagen Group mantiene relaciones con los proveedores para el envío de automóviles, no para cada marca VW individual, dice un portavoz.

Esas almas desafortunadas con vehículos perdidos en el mar tienen dos opciones en general: volver a enviar el pedido del vehículo, mantener el depósito en su lugar y esperar meses para un nuevo envío. O reducir sus pérdidas, emocional y financieramente, tomar el desastre como una señal de algún tipo y ordenar algo completamente diferente.

PUBLICIDAD

“El concesionario prometió mantenerme informado con cualquier actualización sobre cómo Porsche decide resolver esto”, tuiteó el cliente Matt Farah sobre el Porsche Boxster Spyder personalizado que había pedido en agosto de 2021 y que estaba en el Felicity Ace . “Las probabilidades son una nueva construcción y con suerte, no esperar otros ocho meses”.

Buen servicio al cliente

En el caso de los vehículos de lujo, corresponde a los fabricantes de automóviles como Bentley, Porsche y Lamborghini hacer todo lo posible para aplacar a sus clientes de alto poder adquisitivo. Los fabricantes no quieren que esos pedidos de US$300.000 dólares se vayan a otra parte; aquellos que gastan tanto dinero en un vehículo raro a menudo son leales a la marca de por vida, o aspiran a serlo. Eso es lo que hizo Porsche con el incidente del Golden Ray .

PUBLICIDAD

“En una decisión especial y para mantener su compromiso con sus valiosos clientes brasileños, Porsche se ha asegurado de que esas unidades [911 GT2 RS] se reproduzcan en el orden en que se confirmaron originalmente”, declaró la compañía en ese momento. El movimiento para reproducir autos en el mismo orden en que se pretendía es extremadamente raro, requiere mucho tiempo y dinero, y demoras para otros vehículos.

En el caso del Felicity Ace , Porsche tomará medidas similares.

“Ya estamos trabajando para reemplazar todos los autos afectados por este incidente”, dijo el portavoz de Porsche, Marcus Kabel, en un correo electrónico. “Los autos estarán lo más cerca posible de su especificación original ordenada”. En total, se espera que el incendio represente una pérdida total de US$155 millones para las marcas afectadas.

El costo del automóvil en sí, que para los compradores estadounidenses sería el depósito inicial, en lugar del MSRP completo, ya que el automóvil aún no se había entregado, pasaría a ser un automóvil nuevo, si se solicita, dijo Kabel. Si se cancela el pedido, Porsche reembolsará el depósito, " aunque según los comentarios de los clientes, la mayoría espera recibir vehículos reordenados”, dijo.

Sobre los detalles de los casos específicos, esto es entre el concesionario y el cliente”, dijo, dado que todos los concesionarios Porsche son de propiedad y operación independientes. " Estamos trabajando para agilizar la entrega de un vehículo de reemplazo lo antes posible. Estamos trabajando en esto como una prioridad; los primeros autos se construirán pronto”.

Un portavoz de Lamborghini se negó a comentar cómo la marca italiana manejaría las pérdidas. Un representante de Bentley confirmó que 189 vehículos Bentley están a bordo del barco y que los automóviles de los clientes tendrán prioridad para el reemplazo. Ambos fabricantes se enfrentan a una pérdida potencialmente mayor que la de Porsche, en términos proporcionales, ya que fabrican muchos menos vehículos y mucho más caros.

Para Farah, la mejor decisión en este caso fue reordenar su misma especificación. “[Porsche] me dio la oportunidad de hacer cambios en la construcción y dije: ‘Constrúyelo como lo pedí la primera vez’”, dijo. Farah no pudo confirmar cuánto tiempo tomaría la nueva construcción, pero dijo que Porsche le dijo que era “una prioridad”. Mientras tanto, conducirá otra cosa.

Pero para Danielle Tringali, que había pedido un Porsche Macan en diciembre pasado, y ahora descubre que el Macan todavía está a la deriva en el Atlántico, no fue una conclusión inevitable. Tringali permaneció indecisa durante gran parte de la semana sobre el mejor curso de acción antes de finalmente decidir el 23 de febrero esperar a que llegara un nuevo Macan.

“Mi automóvil ha sido reordenado y está en producción”, dijo Tringali. “Sin embargo, la entrega estimada para fines de junio es lamentable”.

Le puede interesar:

Autos Porsche y Lamborghini perdidos en el mar podrían valer US$155 millones

Miles de autos, incluyendo modelos Audi y Porsche, a la deriva en buque en llamas

República Dominicana, un paraíso para los automóviles de lujo... y las motos

Este artículo fue traducido por Miriam Salazar

PUBLICIDAD