Auge de la productividad facilita el ‘camino dorado’ de la Fed

El crecimiento de la productividad ha promediado un 3,9% en los últimos tres trimestres, más del triple de la tasa observada en la década anterior a la pandemia

Las cifras de productividad, que la Oficina de Estadísticas Laborales mide como producción por hora, tienden a ser volátiles.
Por Steve Matthews
20 de febrero, 2024 | 01:39 PM

Bloomberg — Los economistas de Wall Street esperan que el auge de la productividad posterior a la Covid-19 continúe, lo que mantendría un fuerte crecimiento sin un aumento en la inflación. Los funcionarios de la Reserva Federal están intrigados por la idea, pero un poco escépticos.

VER +
Los mercados ya especulan si el próximo movimiento de la Fed es al alza, no a la baja

El crecimiento de la productividad ha promediado un 3,9% en los últimos tres trimestres, más del triple de la tasa observada en la década anterior a la pandemia. Cuando los trabajadores son más eficientes, las empresas pueden generar más dinero para aumentar los salarios sin subir los precios, por lo que la política monetaria puede estar un poco menos preocupada por la inflación.

Sin embargo, las cifras de productividad, que la Oficina de Estadísticas Laborales mide como producción por hora, tienden a ser volátiles. Por lo tanto, la tendencia reciente, aunque alentadora y favorable a un aterrizaje suave, ha llevado a los funcionarios de la Reserva Federal a ser cautelosos en su optimismo.

El índice se sitúa ahora por encima de la tendencia de expansión de 2009-2019.dfd

“Estoy cruzando los dedos para que esto continúe”, dijo el presidente de la Fed de Chicago, Austan Goolsbee, el miércoles. La tendencia "sorprendentemente buena" ha respaldado salarios más altos y una economía que conduce a un "camino dorado" de crecimiento continuo y baja inflación, dijo.

PUBLICIDAD

La tendencia de productividad a largo plazo puede estar aumentando “modestamente” o alrededor de 0,2 puntos porcentuales más que antes de la Covid, estimó este mes el presidente de la Fed de Richmond, Thomas Barkin, añadiendo que espera que resulte ser más.

“Durante los últimos tres o cuatro trimestres, la productividad ha sido bastante sólida”, dijo Barkin. “Pero no creo que sea lo suficientemente alta como para concluir que hemos pasado a un paradigma de productividad diferente. Pero si tenemos unos cuantos trimestres más como los últimos, cambiaré de opinión al respecto”.

Un mercado laboral ajustado, con una tasa de desempleo inferior al 4% en los últimos dos años, ha animado a los empleadores a encontrar formas de aumentar las ventas sin contratar más personal, y “plantea la posibilidad de que la tendencia de la productividad haya aumentado”, dijo Loretta Mester de la Fed de Cleveland.

PUBLICIDAD

Los responsables de la política monetaria dicen que aún no han alcanzado el nivel de confianza que necesitan sobre la inflación para reducir las tasas de interés. Las actas de su reunión de enero se publicarán el miércoles.

Boom en 2023

Mientras Wall Street se ha centrado en cómo la inteligencia artificial y las innovaciones como ChatGPT impulsarán la eficiencia, elevando las acciones tecnológicas a máximos históricos, el auge de 2023 se ha producido por factores más mundanos. Uno de ellos es simplemente una economía con pleno empleo, donde los trabajadores adquieren experiencia y habilidades.

VER +
El rápido aumento de la productividad de EE.UU. consolida el repunte de 2023

Otro elemento son las inversiones de la administración de Joe Biden en plantas y semiconductores, así como los gastos realizados en virtud de la Ley de Reducción de la Inflación, según Employ America, un grupo de expertos que apoya políticas laborales favorables. El grupo también señaló que la recuperación de las cadenas de suministro interrumpidas durante la pandemia ha impulsado la productividad.

“No hemos tenido ganancias no recesionarias de manera sostenida desde la década de 1990”, dijo Skanda Amarnath, director ejecutivo de Employ America. “Existen buenas razones por las que esto puede continuar”.

En ese momento, la adopción y el uso generalizado de computadoras personales e internet generaron un mayor crecimiento de la productividad, y el entonces presidente de la Fed, Alan Greenspan, se sentía cómodo con un crecimiento más rápido sin el temor de que acelerara la inflación. Esa fue una decisión presciente y controvertida hecha mucho antes por su colegas que resultó en que se le conociera como “El Maestro”.

El actual presidente Jerome Powell, quien ha elogiado el liderazgo de su predecesor en el pasado, ha sido cauteloso en su evaluación de la productividad. El cambio al trabajo remoto "no parece ser un gran aumento de productividad", y los beneficios de la inteligencia artificial llevarían tiempo en materializarse, dijo en una rueda de prensa en enero.

Las previsiones oficiales de la Fed comparten ese conservadurismo, pronosticando un crecimiento a largo plazo de alrededor del 2%, lo que sugiere una tasa de productividad de alrededor del 1,5% con un crecimiento de la fuerza laboral de alrededor del 0,5%. Y suponiendo una inflación estable, un aumento de la productividad impulsará las ganancias salariales, que los trabajadores han estado tratando de mantener desde su punto máximo en 2022.

PUBLICIDAD

Un aumento en la productividad podría llevar a un “año 2020 vibrante” en cuanto al crecimiento económico, dijo Ed Yardeni, presidente y fundador de Yardeni Research. Estima que la productividad podría aumentar un 2,5% o más anualmente durante el resto de la década, mucho más rápido que las estimaciones de la Fed.

Lo que dicen las empresas...

  • “Estamos acelerando de nuevo la productividad hasta los niveles anteriores a la Covid, con el objetivo de lograr un ahorro bruto y un costo de bienes de hasta US$1,5 mil millones”, dijo el CEO de Procter & Gamble Co., Jon Moeller, en la llamada de ganancias del 23 de enero
  • “Los márgenes también se benefician de la productividad en los costos de la cadena de suministro, lo que compensa más que suficientemente la inflación”, dijo la directora financiera de Hasbro Inc., Gina Goetter, en la llamada de ganancias del 13 de febrero
  • “Hemos mejorado aún más nuestra capacidad para controlar los costos y aumentar la eficiencia operativa a lo largo de los ciclos”, dijo el CEO de Lam Research Corp., Tim Archer, en la llamada de ganancias del 24 de enero

Es probable que los banqueros centrales sean lentos en aceptar la idea de una mayor productividad sostenida, ya que un error con una política demasiado laxa sería costoso, dijo Vincent Reinhart, economista jefe de Dreyfus and Mellon.

VER +
Productividad, IA y modernización, ¿por qué son preocupación para los CEO de LatAm?

“Es una pregunta abierta” cuánto tiempo durará la mayor eficiencia, dijo Reinhart, quien fue uno de los principales asesores de Greenspan. “Si estás equivocado, dejarías que la inflación persistiera durante demasiado tiempo”.

Más allá de la tendencia a corto plazo, algunos economistas son optimistas de que la inteligencia artificial podría respaldar un nuevo impulso del crecimiento de la productividad. Pero en el pasado, ha llevado varios años, o incluso décadas, que las nuevas tecnologías se traduzcan en mejoras de eficiencia corporativa.

PUBLICIDAD

Los inversores más optimistas dicen que solo es cuestión de tiempo.

El potencial de la inteligencia artificial es “enorme”, dijo Rebecca Patterson, ex estratega principal de inversiones de Bridgewater Associates. Esto podría “duplicar el crecimiento de la productividad en los Estados Unidos, lo que sería un gran impulso para el PIB”.

PUBLICIDAD

- Con la ayuda de Rich Miller y Catarina Saraiva.

Lea más en Bloomberg.com