Mercados

Estratega de Goldman prevé mayores pérdidas en Wall Street si EE.UU. cae en recesión

La renta variable puede bajar cerca de un 10% más si la economía estadounidense entra en recesión, dijo Peter Oppenheimer, jefe de estrategia de renta variable global del banco

Logo de Goldman Sachs Group Inc.
Por Natalia Kniazhevich
21 de septiembre, 2022 | 06:06 PM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — El jefe de estrategia de renta variable global de Goldman Sachs Group Inc (GS), Peter Oppenheimer, dijo que el mercado de valores de los Estados Unidos podría sufrir más pérdidas a medida que las tasas de interés sigan subiendo hasta el próximo año.

El experto dijo que las acciones suelen caer alrededor de un 30% durante los llamados mercados bajistas cíclicos, lo que sugiere que los precios de las acciones tienen espacio para bajar aún más. Dado que el índice S&P 500 ha perdido alrededor de un 19% este año, dijo que “las acciones pueden bajar alrededor de un 10% más” si la economía estadounidense entra en recesión.

“Creo que estamos en un mercado bajista cíclico, que normalmente se desencadena por el aumento de la inflación y los tipos de interés y la preocupación por la recesión y la caída de los beneficios”, dijo Oppenheimer en una entrevista el miércoles, señalando que Goldman no está pronosticando una recesión como su escenario base para los EE.UU..

PUBLICIDAD

“Sin embargo, no creo que hayamos visto aún las condiciones que típicamente tendríamos en el punto más bajo del mercado”, dijo. “Basándonos en nuestras suposiciones sobre cuándo la inflación y los tipos de interés alcanzan su punto máximo, es poco probable que sea antes de finales de este año”.

Oppenheimer forma parte de un coro cada vez más numeroso en Wall Street que advierte que es poco probable que el mercado bursátil se recupere pronto, ya que la Reserva Federal impulsa sus alzas de tasas más agresivas en décadas para frenar la inflación. El endurecimiento de las condiciones financieras está arrastrando las valoraciones de las acciones y oscureciendo las perspectivas de los beneficios empresariales, al amenazar con frenar el ritmo de crecimiento económico.

Goldman predice que los márgenes de beneficios netos van a bajar en el transcurso del próximo año, y Oppenheimer afirma que la expectativa de consenso “que sugiere que van a subir es errónea”.

PUBLICIDAD

Dado el riesgo a la baja, dijo que “el efectivo ahora mismo parece atractivo”, al igual que los bonos a corto plazo. En el mercado estadounidense, a Goldman le gustan las empresas de crecimiento estables y relativamente defensivas, y cree que las empresas de valor se han vuelto “extremadamente atractivas”, ya que su rendimiento no ha estado a la altura de su fuerte recuperación de beneficios.

Oppenheimer afirma que las alzas de las tasas de interés son el principal foco de atención de los mercados.

“Claramente, los acontecimientos en Europa y en Ucrania van a ser un foco central para los inversores”, dijo. “Pero el enfoque del mercado se ha desplazado mucho más hacia el ciclo de las tasas de interés y el ritmo acelerado de las alzas de tasas”.

Dijo que los mercados bursátiles mundiales más afectados se recuperarán más rápidamente, lo que podría verse favorecido por un debilitamiento del dólar. Si eso ocurre, “los rendimientos en dólares disponibles fuera de EE.UU. podrían empezar a mejorar”, dijo. “Eso incluiría a la mayoría de los mercados europeos”.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD