Costa Rica

Energías alternativas no son solución al desabastecimiento de combustibles fósiles

La limitada adopción de energías limpias en las diferentes industrias hace imposible que el país dependan solamente de este recurso

Foto Cortesía de Ad Astra
16 de marzo, 2022 | 08:35 PM

San José — El conflicto Bélico ha despertado el interés sobre el desarrollo de energías alternativas ante un posible desabastecimiento energético. Sin embargo, su lento proceso de implementación en todas las industrias hace que sea menos factible el uso del mismo ante la posibilidad de escasez.

Varios países como el caso de Costa Rica, Chile, Colombia y Panamá ofrecen dentro de sus industrias acceso a energías alternativas. No obstante su desarrollo aún es incipiente lo que pone cuesta arriba la adopción de estas alternativas de manera permanente.

Juan Guillermo Murillo, coordinador de la Alianza por el Hidrógeno de Costa Rica aseguró que la situación global debe servir para impulsar acciones decididas que permitan reducir la dependencia a importación de los combustibles fósiles.

PUBLICIDAD

El país importa todas sus combustibles fósiles de diversos mercados, no es 100% dependiente del ruso pero conforme crece el conflicto y los países le cierran las puertas a este mercado hay una mayor presión para los compradores.

La producción de hidrógeno verde no “distraerá a los recursos renovables” de modo que se comprometa la oferta de energía eléctrica del país para otros usos productivos y residenciales.

Juan Guillermo Murillo, coordinador de la Alianza por el Hidrógeno de Costa Rica

El costo de los combustibles a nivel local depende, en gran medida, del precio internacional, por lo que estos incrementos tienden a encarecer bienes y servicios, especialmente aquellos que son producidos por industrias altamente intensivas en el consumo de combustible como lo son la petroquímica, la electricidad, el gas y el transporte.

“El incremento en el precio del petróleo impacta directamente las industrias y estos costos se trasladan a los consumidores, disminuyendo así el ingreso disponible”, advierten Silvia Jiménez, gerente de inversiones de Mercado de Valores y Dayanna Quirós, analista económica de Mercado de Valores

PUBLICIDAD

Las energías alternativas podrían ser una solución a esta problemática. Sin embargo su uso es limitado en el país.

Los estudios realizados por encargo de la Alianza por el Hidrógeno indican que para suplir la demanda proyectada de hidrógeno de Costa Rica solo se necesitaría disponer del 10% del potencial total de producción de hidrógeno verde, es decir, alrededor de 600 kilotoneladas/año.

Lea más:

PUBLICIDAD