Economía

“Un paro por la inflación es ridículo” y golpearía el precio de alimentos: SAC

Así le dijo a Bloomberg Línea el presidente de la Sociedad de Agricultores de Colombia, al agregar que bajar los aranceles no resolverá el alza en los precios

“Un paro por la inflación es ridículo” y golpearía el precio de alimentos: Sociedad de Agricultores de Colombia.
24 de febrero, 2022 | 04:00 AM

Bogotá — En los últimos meses los colombianos han sentido más caro el mercado y en general el costo de vida en el país, sin embargo, esto es algo que no solo le está sucediendo a Colombia sino que también hace parte de un fenómeno global tras una mayor reactivación de la demanda que de la oferta luego de la crisis del 2020.

Como contexto, en enero la inflación anual llegó a 6,94% en el país y el rubro de los alimentos creció casi 20% anual. La papa, uno de los productos más consumidos por los colombianos, es el rubro individual dentro de la canasta del índice de precios al consumidor (IPC) que más se viene encareciendo, solo en enero su variación fue de 140%.

Ver más: Expectativas de inflación para Colombia en 2022 se dispararon más de 100 básicos

PUBLICIDAD

Aunque el repunte inflacionario de Colombia se ha dado por factores externos como la crisis logística, también lo ha hecho por factores internos, en el caso del aumento de los precios de los alimentos, los bloqueos en medio del paro de mediados de 2021 impactó la producción de muchos productos que tienen amplia demanda y poca oferta.

En entrevista con Bloomberg Línea el presidente de la Sociedad de Agricultores de Colombia (SAC), Jorge Bedoya, se refirió al panorama que están enfrentando los productores por la inflación, la subida de tasas de interés, la reducción de aranceles a las importaciones de insumos anunciadas por el Gobierno, el paro que se avecina, entre otros.

Sobre las manifestaciones que se anunciaron para inicios de marzo con el fin de protestar contra el aumento en la inflación, Bedoya dijo que “es una ridiculez hacer un paro por la inflación, pues estas manifestaciones derivaron en más de 3.000 bloqueos en las carreteras del país que pusieron en jaque la seguridad alimentaria de los colombianos. Solo mayo trajo una inflación de alimentos de 5%, eso no se puede olvidar”.

PUBLICIDAD

Ver más: Inflación de Colombia llegaría a 8% anual en febrero: la educación sería clave

El dirigente gremial comentó que espera que las manifestaciones citadas sean pacíficas y no terminen nuevamente en bloqueos afectando la cadena de producción y comercialización de alimentos, y por ende se generen más presiones al alza en los precios de estos productos.

“Los bloqueos tuvieron repercusiones en oferta de alimentos del segundo semestre de 2021 (...) los productores no pudieron vender y se quedaron sin recursos y con gastos, muchos de ellos salieron del mercado, por eso además de otros factores como el costo de insumos, hoy tenemos oferta reducida que genera presión en los precios de los alimentos”, añadió Bedoya.

El líder gremial también se refirió a la medida que anunció el Gobierno de reducir aranceles a algunos productos que Colombia importa para que de esta manera se ayude a bajar la inflación. “Es una medida importante, pero no va a resolver la situación porque el grueso de las importaciones de insumos ya no pagan aranceles, al menos en el caso de los productores que están en la SAC, y creo que lo verdaderamente relevante va a ser qué ocurre con la oferta y demanda de los alimentos en adelante”.

Ver más: Tensión entre Rusia y Ucrania pondría más presión a la inflación en Colombia

Precisamente, uno de los problemas es que la importación de insumos está cara por presiones inflacionarias y por la devaluación de la moneda lo cual impacta a los productores y por ende al consumidor final. De acuerdo con Bedoya, en Colombia se importan más de 5 millones de toneladas de maíz y 2 millones de soya, lo cual representa una oportunidad para que el país revise las opciones para producir sus propios insumos, pero ello depende de condiciones de negocio, escalas de producción y productividad de la tierra.

PUBLICIDAD

Volviendo al tema de la inflación, dado el aumento de este indicador, el Banco de la República ha venido subiendo sus tasas de interés para intentar anclar las expectativas, pues desde agosto de 2021 el indicador superó el techo máximo del rango de la meta del Emisor (4%). Después de que las tasas estuvieran en el mínimo histórico del 1,75% por la crisis ahora están en 4%. Esta subida podría impactar a los productores del campo, detalló Bedoya.

Si el aumento en las tasas va a generar incremento del costo del crédito eso va a hacer más difícil reducir los índices inflacionarios en el caso de alimentos porque quienes quieran volver al circuito productivo o necesiten plata para volver a sembrar papa, plátano, yuca u otros alimentos, van a tener un costo más alto porque si las tasas suben el endeudamiento va a ser más caro para los productores y eso termina enredando el panorama”, agregó el presidente del gremio.

Ver más: Colombia logró su mejor año de exportaciones agro en 2021: esto es lo más vendido

Por último, el directivo de la SAC dijo que entre las tareas que tendrá el nuevo gobierno para mejorar el desarrollo del campo colombiano se destaca seguir invirtiendo en vías terciarias, darle un régimen laboral propio a estas zonas con una informalidad superior al 80%, trabajar en la seguridad jurídica de la tierra y mantener despolitizadas las entidades del sector agro.

PUBLICIDAD