Actualidad

Ucrania asegura que Mariúpol está “básicamente rodeada” pero que no ha caído

Los soldados ucranianos y un “gran grupo de civiles” en la ciudad portuaria del sur están resistiendo

Miembros de la Defensa Territorial de Ucrania en un puesto de defensa en Kiev, Ucrania, el miércoles 2 de marzo de 2022. Rusia dijo que seguiría adelante con su invasión de Ucrania hasta que se cumplan sus objetivos, mientras se veían tropas moviéndose en un gran convoy hacia la capital, Kiev. Fotógrafo: Erin Trieb/Bloomberg
Por Bloomberg News
17 de abril, 2022 | 03:29 PM
Tiempo de lectura: 1 minuto

La ciudad portuaria de Mariúpol no ha caído, pero sus defensores están rodeados por fuerzas rusas, dijeron funcionarios ucranianos, horas después de que Kiev advirtiera sobre una posible operación de desembarco naval y ataques aéreos adicionales.

El ministro de Relaciones Exteriores de Ucrania, Dmytro Kuleba, dijo que los defensores militares de Mariúpol y un “gran grupo de civiles” en la ciudad portuaria del sur están resistiendo mientras “básicamente están rodeados por las fuerzas rusas”.

“La ciudad ya no existe”, dijo Kuleba en CBS. “Parece por la forma en que el ejército ruso se comporta en Mariupol, decidieron arrasar la ciudad a toda costa”. El primer ministro Denys Shmyhal dijo en ABC que Mariúpol no ha caído, pero que se ha producido una “gran catástrofe humanitaria” durante el asedio de un mes.

PUBLICIDAD

El alcalde de Mariúpol ha estimado que han muerto más de 10.000 civiles, y potencialmente muchos más. La ciudad ha quedado aislada de la ayuda humanitaria y ha tenido suministros cada vez más escasos de alimentos, agua y medicinas.

Por otro lado, Rusia ha dicho que perdonará la vida a los soldados que se rindan a partir de las 6:00 a.m., hora de Moscú, y que el plazo durará varias horas. Ucrania ya ha rechazado en el pasado exigencias rusas similares.

Se cree que muchas de las fuerzas ucranianas restantes se encuentran refugiadas dentro de la enorme planta siderúrgica de Azovstal, que se ha convertido en el último bastión de la defensa de la ciudad; Moscú dijo que entre ellas hay “mercenarios extranjeros”, citando conversaciones interceptadas.

El coronel general Mikhail Mizintsev, jefe del Centro de Control de la Defensa Nacional de Rusia, citó una “situación catastrófica” en Azovstal. “Todos los que depongan las armas tienen garantizada la preservación de la vida”, aseguró Mizintsev a Tass.

PUBLICIDAD